Pasar al contenido principal

Cuánto dinero se puede sacar de un cajero automático

Un grupo de personas esperar en una cola ante un cajero automático en Barcelona
Reuters

Puede suceder que, de un día para otro y de forma imprevista, necesites sacar una elevada cantidad de dinero del cajero automático. Aunque hoy en día muchos pagos se efectúan con tarjeta, el dinero en metálico sigue siendo la primera opción para muchas personas.

Sin embargo, en este tipo de situaciones suele surgir una duda: cuánto dinero se puede retirar de un cajero. Es decir, cuál es la cantidad máxima que se te permite obtener en un mismo día y con una misma tarjeta.

En realidad, no existe una sola respuesta a esta pregunta. Depende de la entidad bancaria y del tipo de tarjeta que tengas. Aunque el límite suele estar fijado en 600 euros al día, según explica la plataforma Helpmycash.

Leer más: Aprende a invertir tu dinero y batir a la inflación

Este límite esta marcado por varios conceptos que debes tener claros, para que comprendas por qué no es igual en todos los casos:

  • Límites del cajero: se impone un máximo diario a cada tarjeta para que la máquina no se quede sin fondos. Suelen ser 600 euros como máximo, pero depende de cada entidad.
  • Límites de la tarjeta: este límite lo marca el cliente o el saldo máximo que posea en su cuenta. Si la tarjeta es de crédito no tendrás un máximo concreto, aunque deberás pagar ciertos intereses.
  • Límite diario: por motivos de seguridad, tu banco establece un máximo que puedes sacar a lo largo del día, y que se renueva a las 00.00 en punto. En algunas entidades esta cantidad es de hasta 1.000 euros, aunque puedes modificarla en la página web, app de la compañía o en las oficinas de la misma.

No obstante, si necesitas una gran cantidad de dinero en efectivo, lo más recomendable es que llames a tu entidad bancaria o acudas a ella para tratar el asunto. Los empleados de banca pueden preparar el dinero en efectivo que quieres retirar de tu cuenta y entregártelo en mano sin utilizar el cajero automático.

Aunque en algunos de estos casos las entidades están obligadas a informar a la Agencia Tributaria, y quizás tengas que presentar un justificante. Si la cantidad que requieres es mayor de 3.000 euros, el banco tiene que notificar a Hacienda este movimiento, según explica La Información.

Además, cualquier cantidad, ya sea en forma de ingreso o retirada, que iguale o supere los 1.000 euros puede ser rastreada por la Agencia Tributaria, y en caso de que resultes sospechoso se pondrían en contacto contigo.

Si los movimientos de dinero en efectivo, tanto en retiradas como en ingresos, superan los 10.000 euros fuera del territorio nacional o los 100.000 euros dentro del mismo tendrás que firmar una declaración, conocida como modelo S-1. De lo contrario. Hacienda podría sospechar de ti e incluso imponerte una multa.

Y además