Delivery Hero pagó menos de la mitad de lo pactado inicialmente por el 50% de Glovo, que ya ha perdido 170 millones en el primer semestre

Un 'rider' de Glovo realiza un pedido.
Un 'rider' de Glovo realiza un pedido.

REUTERS/Albert Gea

Glovo vuelve a presentar pérdidas. 

Su actual dueña, Delivery Hero, ha desglosado en su informe financiero semestral el rendimiento de las operaciones de la catalana durante la primera mitad de 2022, que cierra con unos números rojos de 170 millones de euros de enero a junio de este año, y ha tenido unas ventas de 371 millones.

El año pasado, las pérdidas para Glovo fueron de 474 millones de euros, y un año antes estas habían sido de apenas 83 millones, en un ejercicio marcado por el impulso que supuso la pandemia.

Para este 2022, la empresa de reparto amarilla ya ha anticipado unas pérdidas de 300 millones bajo el control de la alemana Delivery Hero.

El pasado 4 de julio se materializaba finalmente el acuerdo firmado a escasos minutos de entrar en el 2022 entre germanos y catalanes. Glovo pasaba a estar completamente bajo el paraguas del gigante del sector Delivery Hero. 

"Únicamente soy yo, ¿queréis que siga?": el camino de Oscar Pierre, cofundador de Glovo, para convertir una idea en una empresa de 2.300 millones

Delivery Hero pagó casi 400 millones por el 50% de Glovo

Oscar Pierre, cofundador de Glovo.

Ahora, en dicho informe, queda registrado que la alemana pagó 395 millones de euros en acciones de nueva emisión, al adquirir el 50,3% de Glovo tal y como ha adelantado La Información. Esta cifra está muy lejos de lo que en un primer momento se había fijado en el acuerdo de Nochevieja, debido al descalabro en bolsa de Delivery Hero en los últimos meses.

Las acciones de la alemana han caído casi un 60% en lo que va de año, y con ellas la valoración de Glovo que ha pasado de estar alrededor de los 2.300 millones de euros, a estar por debajo de la etiqueta de unicornio (1.000 millones).

La catalana vale menos que todo el dinero que ha recaudado en rondas de financiación del pasado.

Cuando se firmó el acuerdo, la fórmula elegida fue un intercambio de acciones. Los inversores de Glovo deshacían su posición, pero, a cambio, recibían títulos de la compañía de delivery alemana, que pasa a tener el 94% del capital de la startup española.

El resto, apenas un 5%, quedará en manos de accionistas que no han querido vender. Por el momento, no ha trascendido quiénes son. En enero, cada acción de Delivery Hero tenía un valor de casi 100 euros, hoy dicha acción ronda los 40 euros.

Los accionistas de la catalana han sufrido un duro golpe al no haberse cubierto las espaldas mediante una cláusula conocida como collar agreement. Ahora, esperan el momento oportuno y cruzan los dedos para que el mercado se recupere.

Credit Suisse da oxígeno a Delivery Hero: cree que puede cumplir su objetivo de rentabilidad en plena sangría del sector en bolsa

La alemana vuelve al DAX

En las últimas semanas, Delivery Hero había remontado poco a poco en bolsa, e incluso a mediados de agosto pasó de los 50 euros por acción. Sin embargo, no ha sido capaz de sacar la cabeza del agua y ahora vuelve a estar en torno a los 40 euros, lejos de aquellos 130 euros que valía la acción hace tan solo un año.

A pesar de todo esto, la compañía germana está a punto de regresar al índice bursátil alemán de referencia, el DAX, tras haber salido hace ahora 3 meses. Sustituirá a HelloFresh, otra empresa especializada en el reparto de comestibles a domicilio, según ha adelantado Bloomberg. 

En medio de la actual tormenta que viven los índices tecnológicos, Delivery Hero está haciendo grandes esfuerzos por alcanzar la senda de la rentabilidad, a medida que los inversores huyen de los valores poco rentables.

En su última presentación de resultados, Delivery Hero adelantaba su salida de los números rojos para finales de este 2022, y Niklas Östberg, CEO de la compañía, ha lanzado un plan interno en su compañía, conocido como Project Smart, en el que da una serie de claves a sus empleados sobre cómo encarar dicha rentabilidad en los próximos meses.

Cuenta atrás para el cierre de la venta de Glovo a Delivery Hero: cómo será la nueva etapa para Óscar Pierre y la marca española

El nuevo modelo laboral en el aire

Tres repartidores de Glovo mirando la aplicación

Todavía es una incógnita qué va a pasar con el modelo laboral de Glovo una vez que ya se ha formalizado su integración en el gigante alemán. 

Fuentes del Ministerio de Trabajo corroboraron a Business Insider España que Delivery Hero se había comprometido a acabar con el actual modelo de riders autónomos para recibir el visto bueno de las autoridades españolas.

Pero todavía la catalana no ha anunciado ninguna modificación, e incluso, tras meses de batallas y protestas, una de sus principales rivales en España, Uber Eats, que incluso llegó a señalar públicamente a Glovo por "saltarse la ley", ha imitado a la catalana y ha vuelto al uso de autónomos para repartir.

Otros artículos interesantes:

La Comisión Europea investiga por sorpresa los locales de Glovo y Delivery Hero por posible cártel

Las apps de 'delivery' ignoraron los principios básicos del mundo de los negocios para disparar su crecimiento: ahora se enfrentan a miles de despidos, al desplome de sus acciones y a una guerra brutal por su supervivencia

Datos de millones de pedidos y miles de 'riders', a la venta: Glovo reconoce la filtración, que se originó en el hackeo que sufrió el año pasado

Te recomendamos