Pasar al contenido principal

La directora financiera de Huawei consigue la libertad bajo fianza mientras Canadá espera noticias del exdiplomático detenido en China

Meng Wanzhou Huawei
Meng Wanzhou, directora financiera de Huawei e hija del fundador de la multinacional tecnológica. Business Insider España
  • Meng Wanzhou, la directora financiera de Huawei e hija del fundador de la multinacional tecnológica, ha sido puesta en libertad con una fianza de 10 millones de dólares canadienses (6,6 millones de euros), ya que se considera que no existe riesgo de fuga.
  • La directiva fue detenida hace unos días por las autoridades canadienses a petición de EE.UU. por violar las sanciones comerciales puestas a Irán.
  • La compañía ha emitido un comunicado en el que aseguran que no tienen conocimiento de ninguna infracción por fraude de la ejecutiva. "Confiamos en que los sistemas legales de Estados Unidos y Canadá lleguen a la conclusión correcta", han señalado.

Hace unos días, Meng Wanzhou, la directora financiera de Huawei e hija del fundador de la multinacional tecnológica, fue arrestada por la autoridades de Canadá a petición de Estados Unidos cuando se dirigía a México. Y es que los norteamericanos la acusan de violar las sanciones comerciales impuestas a Irán, algo que ha sido negado por la empresa. 

Desde entonces, poco se sabía de la situación de la ejecutiva. Sin embargo, hace unas horas, la heredera de Huawei ha sido puesta en libertad con una fianza de 10 millones de dólares canadienses (6,6 millones de euros), ya que el juez considera que no existe riesgo de fuga. 

Eso sí, tendrá que cumplir varias medidas de vigilancia, como por ejemplo la entrega de su pasaporte, utilizar un mecanismo electrónico en el tobillo y residir en una de sus dos viviendas de Vancouver. 

Leer más: Por qué la detención de la directora financiera de Huawei está destapando la cruenta guerra tecnológica entre China, Europa y EE.UU. por el 5G

Esta decisión se ha producido justo después de que las autoridades chinas detuvieran a Michael Kovrig, un exdiplomático canadiense que trabaja para el centro de pensamiento Inernational Crisis Group (ICG).

Meng seguirá en libertad hasta que se produzca su proceso de extradición a Estados Unidos, que puede prolongarse durante meses. En caso de que así sea, se enfrenta a una pena máxima de 30 años de cárcel. Mientras tanto, EE.UU. tiene 60 días para presentar la documentación necesaria para presentar la solicitud. En caso de no hacerlo, quedará sin efecto.

Huawei se ha pronunciado sobre el asunto en varias ocasiones, declarando que no tienen conocimiento de ninguna infracción por parte de la directiva. “Confiamos en que los sistemas legales de Estados Unidos y Canadá lleguen a la conclusión correcta. Nuestra compañía cumple con todas las leyes y regulaciones aplicables en los países en los que opera, incluidas las leyes y regulaciones que aplican sobre el control y sanción de las exportaciones de las Naciones Unidas, Estados Unidos y la Unión Europea”, destacan.

Y además