Pasar al contenido principal

Dos familias multimillonarias americanas están utilizando el Brexit para construir un imperio inmobiliario en Londres

Canary Wharf
  • FirethornTrust, una firma de inversión inmobiliaria gestionada por dos familias multimillonarias estadounidenses, quiere invertir con fuerza en propiedades inmobiliarias en Londres.
  • La firma, gestionada en conjunto por las dos familias, los Stephens y los Van Tuyls, se está oponiendo a la tendencia de inversiones retrasadas post-Brexit.
  • "El Brexit en su estado actual causa incertidumbre. La incertidumbre genera volatilidad y la volatilidad genera oportunidades", dijo a Bloomberg Peter Maher, uno de los fundadores de la firma.

La incertidumbre que rodea el Brexit ha reducido la mayor parte del dinero que ingresa Reino Unido, las empresas suspenden los proyectos, la plantilla está siendo reubicada de Londres a otros hubs europeos de negocios, y el rol de Londres como centro financiero se encuentra amenazado. 

Dos familias multimillonarias estadounidenses, sin embargo, están aprovechando lo que han identificado como una oportunidad. 

Según Bloomberg, FirethornTrust, una firma gestionada conjuntamente por dos familias, los Stephens y los Van Tuyls, quieren invertir con fuerza en el mercado inmobiliario de Londres en los próximos años, en unas condiciones de potencial volatilidad e incertidumbre del mercado.

"El Brexit en su estado actual genera incertidumbre", dijo a Bloomberg Peter Mather, uno de los socios fundadores de FirethornTrust's. "La incertidumbre causa volatilidad y la volatilidad genera oportunidades". 

La familia Stephen hizo su fortuna a través de la compañía con sede en Arkansas, Stephens Inc, uno de los mayores bancos de inversión privados de los Estados Unidos, mientras que Van Tuyls entró en los rankings de millonarios tras vender su negocio de concesionarios de automóviles a Berkshire Hathaway, de Warren Buffett, en 2014.

El fideicomiso, que empezó en septiembre con una inyección de 200 millones de libras (230 millones de euros), hizo su primera inversión en el distrito londinense de Canary Wharf, el hogar de bancos de inversión británicos como JPMorgan, HSBC, Barclays y Citigroup, así como las principales firmas de abogados. 

Su plan es convertir el lugar conocido como Quay House, en un rascacielos con un hotel de lujo para alojar a los banqueros que visiten Canary Wharf por negocios. El lugar  costó a la firma 26 millones de libras (29,8 millones de euros).

"South Quay es una parte altamente deseada de Londres y es una perfecta primera adquisición para Firethorn Trust dado que queremos construir un porfolio diverso y a largo plazo", dijo Maher en el momento de la adquisición el pasado octubre. 

 

 Puedes leer aquí la historia completa de Bloomberg.

Te puede interesar