Las mujeres embarazadas que se contagian de coronavirus pueden transmitir anticuerpos a sus bebés, según un estudio

Recién nacido durante la pandemia
Reuters
  • Un nuevo estudio ha encontrado que el 87% de las madres que tienen anticuerpos de coronavirus los comparten con sus recién nacidos a través del cordón umbilical.
  • El hallazgo sugiere que es posible que los bebés recién nacidos puedan recibir cierta inmunidad protectora contra el COVID-19 gracias a la infección de la madre durante el embarazo.
  • También se plantean algunas dudas sobre si vacunar a las embarazadas podría ayudar a proteger a sus bebés de este tipo de infecciones después del nacimiento.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las mujeres embarazadas que contraen el coronavirus pueden transmitir anticuerpos a sus bebés, según explica un estudio publicado el pasado viernes en la revista JAMA Pediatrics.

El estudio midió los anticuerpos que genera el COVID-19 en 83 nuevas madres en un hospital de Pensilvania (Estados Unidos) el año pasado, y encontró que el 87% de sus recién nacidos desarrollaron anticuerpos en sus cordones umbilicales. Los anticuerpos aparecieron tanto en los bebés cuyas madres tenían síntomas de coronavirus como en las que eran asintomáticas.

Eso no significa necesariamente que los recién nacidos cuyas madres hayan tenido COVID-19 sean totalmente inmunes al nuevo coronavirus, pero es una señal de que podrían tener algo de protección contra futuras infecciones, especialmente durante sus primeros meses de vida.

El estudio también ha descubierto que las mujeres que padecen el COVID-19 al principio de su embarazo tienen más posibilidades de transferir anticuerpos al feto. Esto sucede porque el organismo de cualquier persona tarda como mínimo entre 1 y 3 semanas en desarrollar los anticuerpos después de tener el virus.

Cuánto duran los anticuerpos del coronavirus y cómo de efectiva es la inmunidad ante una reinfección

El estudio plantea dudas sobre si vacunar a las mujeres embarazadas contra el COVID-19 podría ayudar a proteger a sus recién nacidos

Como es posible que las madre que han tenido COVID-19 puedan otorgar protección a sus bebés, también puede ocurrir que la vacunación a las embarazadas tenga el mismo efecto, según advierte la doctora Flor Muñoz, experta en enfermedades infecciosas, en un artículo que acompañó a la publicación del estudio el pasado viernes. 

Ya se sabe que la vacunación materna durante el embarazo protege de forma temporal a los recién nacidos de otras enfermedades, como la gripe común o la tos ferina. Aún no está claro si sucedería lo mismo con el coronavirus. Además, hasta ahora las vacunas contra el COVID-19 no están aprobadas para bebés o niños.

La doctora Muñoz señala en el artículo que la vacunación en madres debería llevarse a cabo a partir del segundo trimestre del embarazo para que también sea eficaz en el bebé.

"La vacunación materna para proteger al bebé debe hacerse en el momento adecuado, como muy tarde 4 semanas antes del parto" explica Muñoz.

Hay pocos datos sobre la eficacia de las vacunas contra el coronavirus en mujeres embarazadas

Debido a que las embarazadas fueron excluidas de muchos ensayos de las vacunas del coronavirus, no hay suficientes datos para valorar que sean seguras en ellas. 

"No hay datos que sugieran que estas vacunas sean dañinas para las embarazadas, pero tampoco existen suficiente información de que sean seguras" ha explicado a The Philadelphia Inquirer el inmunólogo Scott Hensley. 

Europa limitará la exportación de vacunas contra el coronavirus si las farmacéuticas no cumplen sus compromisos

Tanto los Centros para el Control de Enfermedades de Estados Unidos como el Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos (ACOG, por sus siglas en inglés) aseguran que si las mujeres embarazadas quieren una vacuna y además se encuentran en un grupo prioritario, por ejemplo si trabajan en un hospital o residencia de ancianos, no deben tener reparos a la hora de recibirla.

El doctor Mark Turrentine, miembro del grupo de expertos en COVID-19 del ACOG, cuenta a The New York Times que este nuevo estudio demuestra lo importante que es incluir a las mujeres embarazadas en futuros ensayos de vacunas. 

"Esto resulta todavía más importante cuando el beneficio de la vacunación es mayor que el riesgo potencial de sufrir la enfermedad", argumenta el doctor.

Las embarazadas que contraen el COVID-19 tienen un riesgo ligeramente mayor de desarrollar infecciones graves y fatales. Si está embarazada y se pregunta si debe vacunarse contra el coronavirus, hable con su médico o administrador de la vacuna al respecto.

Otros artículos interesantes:

Es más fácil contagiar el coronavirus hablando que al toser, según un estudio

Las escuelas rurales podrían ser un sitio seguro frente al COVID-19, según un estudio

La OMS no recomienda las vacunas de Moderna y Pfizer en mujeres embarazadas