Los empleados de Amazon están divididos sobre el nuevo robot doméstico de casi 1.000 euros de la empresa: algunos lo tildan ya de fracaso y de juguete para gente rica

Amazon Astro BI

Amazon

  • Empleados de Amazon que han trabajado en el robot doméstico Astro tienen perspectivas divergentes sobre el futuro del dispositivo.
  • Algunos sostienen que es la futura gran innovación tecnológica que todo el mundo querrá en casa.
  • Otros consideran que acabará siendo el mayor fracaso de la compañía.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El nuevo dispositivo doméstico portátil de Amazon, Astro, puede convertirse en la mayor innovación tecnológica del mundo, o en un producto de nicho, caricaturizado, que se convierta en el mayor fracaso de la historia de la empresa.

Así lo auguran más de media docena de empleados de Amazon que han trabajado en el dispositivo Astro, conocido internamente con el nombre en clave de Vesta, y con los que ha podido hablar Business Insider.

El gigante del comercio electrónico ha descubierto su nuevo robot doméstico ante el mundo esta misma semana, después de años de debate acerca del diseño y la viabilidad del producto.

Un empleado particularmente optimista acerca del proyecto explica que Astro un pionero en su categoría que mostrará la necesidad de los asistentes domésticos robóticos.

Inicialmente, Astro está pensado para hogares de renta alta que puedan permitirse pagar casi 1.000 euros para comprar las últimas tecnologías, asegura el empleado, poniendo como ejemplo a "su amigo el que es hijo de un fundador de un fondo de inversión" con múltiples empleados del hogar.

"Creemos que cada titán de la industria querrá tener uno de estos dispositivos en su casa", insiste este empleado. "Créeme, si tienes algún amigo rico, se comprará esto en cuanto se anuncie".

Otro empleado, en cambio, se muestra menos entusiasta respecto a Astro, apuntando como razón de su escepticismo al alto precio del mismo, una rareza dentro de los dispositivos de Amazon.

El segundo empleado también ha expresado su preocupación por la funcionalidad limitada del dispositivo, arguyendo que no existe una necesidad real del mercado.

"¿Quién querría gastarse casi 1.000 euros en eso? Es muy caro", argumenta la segunda persona. "No me imagino a una persona de clase media comprándolo".

Las perspectivas negativas respecto a Astro, además, no acaban ahí. Algunos empleados tienen una visión de su futuro aún más oscura.

Diversas fuentes han comparado Astro con el desastroso Fire Phone, el smartphone de Amazon que dejó de producirse tan solo un año después de su lanzamiento en 2014 y que costó a la compañía casi 170 millones de dólares en inventario no vendido.

"Ya sabemos que va a fracasar", asegura una de estas personas que han pedido no ser identificadas. "Apuesto por un resultado parecido al del Fire Phone"

Los dispositivos nuevos y poco convencionales a menudo provocan reacciones drásticamente diferentes en sus lanzamientos, incluso entre gente que ha trabajado en los propios proyectos.

Tanto el iPad como los AirPods de Apple recibieron burlas iniciales desde algunos sectores, pero se han convertido en grandes éxitos.

Astro, que parte de un precio de unos 860 euros, es un dispositivo doméstico portátil con 3 ruedas y una pantalla incorporada que puede seguir a los usuarios por la casa.

Amazon lo describe como "un robot doméstico para vigilar el hogar" que puede poner música, hacer llamadas y poner alarmas gracias a la tecnología del asistente digital de la empresa, Alexa.

"Cada invención nueva para el mundo tiene escépticos: los automóviles, las televisiones, Kindle o Alexa son algunos ejemplos. Si solo se escuchan esas voces, la invención muere", afirma un portavoz de Amazon en un comunicado.

"Escogemos ser optimistas, y consideramos que los robots tendrán un impacto significativo en la vista de nuestros clientes. Nuestro equipo tiene una visión de futuro, de aquí a 5 o 10 años, en el que cada hogar tendrá un robot, y estamos emocionados de echar a rodar ese proyecto":

21 dispositivos que puedes controlar con Alexa a través de Amazon Echo

Amazon

Amazon tiene grandes ambiciones para Astro. Una de las personas que ha hablado con Business Insider cuenta que la meta a largo plazo es convertirlo en "el asistente personal definitivo" que pueda llevar objetos como libros, y realizar tareas específicas en casa.

La compañía podría, además, añadir accesorios como manos robóticas en el futuro, señalan 3 de las fuentes.

Para ampliar sus posibles usos, Amazon espera convertir el software de Astro en una plataforma sobre la que los desarrolladores puedan crear apps — siguiendo un proceso parecido al software para terceros creado para iPhone o Apple Watch —, explica una de las fuentes.

Otras ideas barajadas incluyen añadir prestaciones como aspirador y de seguridad fuera del hogar, o capacidades para llevar a cabo otras tareas como la organización de medicinas diarias, señala una fuente.

Amazon sufre para implementar en coches su asistente digital, Alexa, haciendo que empleados y exempleados cuestionen el modelo de negocio

"El dispositivo matará el negocio de la contratación por servicios", añade la misma fuente.

Amazon ha matizado que Astro no es un remplazo para enfermeros o empleados del hogar, destacando que el robot no puede levantar objetos o subir escaleras.

La presión para que Astro tenga éxito, aun así, es alta. Astro está considera como el último proyecto de pasión de Jeff Bezos antes de dejar su puesto como CEO.

El magnate estuvo involucrado directamente en el proceso de desarrollo, dando su opinión diaria al respecto a medida que este avanzaba.

El dispositivo robótico doméstico tiene potencial para convertirse en el último legado eterno en Amazon, o una mancha negra en su ilustre carrera, argumentan las fuentes.

Jeff Bezos, fundador de Amazon
Jeff Bezos, fundador de Amazon

REUTERS/Clodagh Kilcoyne

Algunos empleados piensan que Astro puede seguir un camino similar al de Echo, que cuando se lanzó al mercado en 2014 estaba considerado como un producto novedoso con muy poco atractivo para el público general.

Desde entonces, el dispositivo Echo con tecnología Alexa integrada se ha convertido en un éxito, con más de 100 millones de unidades vendidas.

El precio de Astro, además, probablemente se reduzca en el futuro, a medida que sus ventas aumenten y la empresa consiga avances tecnológicos, detallan dos personas relacionadas con el proyecto.

El vicepresidente senior de Amazon, Dave Limp, ha anunciado en la presentación de productos de Amazon de esta semana que cada casa tendrá un robot "en 5 o 10 años".

En una entrevista aparte con Wired, Limp compara a Astro con Echo, comentando que el robot doméstico puede ser un éxito de ventas igual de sorprendente.

Pese a estos augurios, algunos trabajadores de Amazon son menos optimistas acerca del atractivo de Astro.

Una persona se limita a definirlo como "un juguete caro" y lo compara con Google Glass, las gafas inteligentes de Google que recibieron muchísima atención en 2013, pero que finalmente fracasaron como producto entre los usuarios.

"Es divertido para juguetear, pero es algo que todo el mundo va a mirar y pensar: ¿Necesito esto? No lo sé", sentencia el empleado de Amazon.

Este artículo fue publicado originalmente por BI Prime.

Otros artículos interesantes:

Alexa dentro del coche: documentos filtrados revelan los planes de Amazon para llevar el sistema de seguridad doméstico a los vehículos

Amazon presenta una batería de productos inteligentes, entre los que destaca Astro, un robot que será tus ojos y oídos cuando estás fuera de casa

Te recomendamos

Y además