La escasez de grafito amenaza al mercado de vehículos eléctricos y baterías: los fabricantes chinos no pueden afrontar la demanda

Un hombre mira su móvil mientras carga un coche eléctrico en Sant Cugat del Vallés (Barcelona).
Un hombre mira su móvil mientras carga un coche eléctrico en Sant Cugat del Vallés (Barcelona).

Reuters/Albert Gea

  • El grafito, tanto en forma natural como sintética, se utiliza para el extremo negativo de una batería de iones de litio, conocido como ánodo.
  • "La demanda de clientes como Tesla está creciendo rápidamente mientras que el suministro de materias primas ha sido extremadamente ajustado", aseguran desde el sector.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

A las ya conocidas crisis de la cadena de suministro y de falta de abastecimiento de chips en el mercado mundial, se le suma ahora la escasez de grafito en China, un material indispensable para la fabricación de vehículos eléctricos.

El grafito, tanto en forma natural como sintética, se utiliza para el extremo negativo de una batería de iones de litio, conocido como ánodo. Alrededor del 70% de todo el grafito procede de China y hay pocas alternativas viables para las baterías.

Los productores chinos tienen mucho trabajo para mantener el ritmo de la demanda mundial de grafito, que ha aumentado junto con el rápido crecimiento del mercado de las baterías en los últimos años.

Según recoge Reuters, la consultora Benchmark Mineral Intelligence (BMI) prevé un déficit de aproximadamente 20.000 toneladas de grafito en 2022, frente a un superávit de tamaño similar el año pasado. Unas 20.000 toneladas de grafito son suficientes para fabricar baterías para unos 250.000 vehículos eléctricos, según una fuente de la industria.

El principal fabricante mundial de baterías para vehículos eléctricos, Contemporary Amperex Technology (CATL), está "desesperado" por asegurar el suministro de ingredientes clave como el grafito para seguir el ritmo de los crecientes pedidos, según ha comentado a Reuters una persona con conocimiento de la situación.

"No hay suficiente grafito en el mercado para que los clientes se hagan con él", ha dicho la fuente, que ha pedido no ser identificada porque la persona no estaba autorizada a hablar con los medios de comunicación.

"La demanda de clientes como Tesla está creciendo rápidamente mientras que el suministro de materias primas ha sido extremadamente ajustado", según la misma fuente, añadiendo que el reciente racionamiento de energía en la industria había empeorado la situación. 

Samsung abastecerá con un nuevo chip a los automóviles de Volkswagen en plena crisis de suministros

"El grafito sufre una grave escasez y todas las empresas se están apresurando a comprarlo", ha dicho la misma fuente, que también ha declinado ser nombrada por no estar autorizada a hablar con los medios de comunicación.

George Miller, analista de BMI, ha apuntado que las minas de grafito del noreste de China tienden a cerrar durante los meses de invierno debido a las temperaturas extremadamente frías, lo que deja a los procesadores de grafito sin otra opción que tratar de cumplir con los pedidos de las existencias.

"Los consumidores de grafito, ya sea dentro o fuera de China, se pelean por un stock limitado de material", ha señalado.

BMI prevé que la demanda mundial de ánodos para baterías crecerá una media de alrededor del 27% anual durante la próxima década, impulsada por el sector del litio-ion.

Los precios de las escamas de grafito de grado anódico en el mercado nacional chino han subido casi un 40% en lo que va de año, alcanzando los máximos históricos registrados en 2018, según BMI.

Como reflejo del rápido crecimiento del mercado de vehículos eléctricos, el sector automovilístico chino vendió 2,99 millones de vehículos eléctricos e híbridos enchufables en los primeros 11 meses de 2021, lo que supone un aumento del 170% respecto al mismo periodo de 2020.

"Tesla ha llegado a la conclusión de que ninguna empresa en los Estados Unidos es actualmente capaz de producir grafito con las especificaciones requeridas y la capacidad necesaria para su producción", ha dicho la compañía en un comentario público presentado ante el Representante de Comercio de Estados Unidos recientemente.

Por su parte, CATL está estudiando el uso de la forma natural del grafito en los ánodos de las baterías como alternativa al grafito artificial debido a su mayor disponibilidad, dijo la primera fuente, aunque pueda no dar el mismo nivel de rendimiento.

"Hemos oído indicaciones de que los productores chinos de ánodos están cambiando sus mezclas de ánodos hacia un mayor porcentaje de materia prima natural", ha concluido Miller.

La escasez de chips podría durar hasta mediados de 2022

La escasez de un material como el grafito llega en un momento particularmente malo, cuando tampoco está habiendo suministros suficientes de otro elemento clave de los coches eléctricos, los chips. Una situación doblemente preocupante, ya que los chips se utilizan en todo tipo de dispositivos electrónicos.

Desde que el teletrabajo se extendiera de manera rápida tras los confinamientos provocados por el COVID-19, una gran demanda de nuevos dispositivos electrónicos ha originado una crisis de escasez de un componente vital para poder fabricarlos, los microchips.

La insuficiente oferta de semiconductores es, desde hace meses, uno de los mayores problemas que afrontan los mercados mundiales. Y las empresas de tecnología están padeciendo especialmente las consecuencias de esta crisis.

Según avanzó The Elec a principios de diciembre, Samsung espera que la falta de microchips finalice a mediados de 2022, cuando la compañía espera que solucionen los problemas de suministro de estos semiconductores. 

La empresa coreana ha acordado firmar contratos anuales con los fabricantes de chips para asegurarse una mínima capacidad de producción. También almacenará chips por 4 semanas en lugar de 2, como supuestamente venían haciendo, tal y como recoge The Elec.

Otros artículos interesantes:

La Unión Europea podría aprobar más ayudas estatales para los fabricantes de chips

Samsung abastecerá con un nuevo chip a los automóviles de Volkswagen en plena crisis de suministros

Una startup abre las reservas de un vehículo eléctrico impulsado por energía solar que asegura no necesitar carga con un precio a partir de 21.500 euros: en 24 horas ya se ha agotado

Te recomendamos

Y además