Pasar al contenido principal

Los españoles tenemos curiosidad por los asistentes de voz pero siguen sin convencernos en el día a día, según un estudio

Amazon Echo
  • Un 89% de los ciudadanos ya ha utilizado en alguna ocasión un asistente de voz, pero el porcentaje cae cuando se les pregunta sobre la recurrencia de uso, ya que solo el 37% utiliza los asistentes de voz “a menudo” en sus interacciones.
  • Entre los principales problemas que observan los usuarios destacan el no ser capaces de mantener una conversación fluida o su escasez de utilidad.
  • Sin embargo, seguimos creyendo mayoritariamente que los asistentes de voz se van a convertir pronto en una de las principales formas en las que interactuamos con la tecnología.

Muy curiosos pero poco convencidos. Ese podría ser perfectamente el resumen de la actitud que los consumidores españoles tenemos respecto a los asistentes de voz, como Amazon Alexa o Google Assistant. 

Así lo asegura un estudio realizado por Sngular y VoiceXLab, en el cual se asegura que un 89% de los ciudadanos ya ha utilizado en alguna ocasión un asistente de voz, pero el porcentaje cae cuando se les pregunta sobre la recurrencia de uso, ya que solo el 37% utiliza los asistentes de voz “a menudo” en sus interacciones.

Además, son mayoría (44%) los que reconocen que no los emplean con asiduidad y un 19% asegura que les gustaría “pero que no funcionan bien”.

Leer más: Google Assistant, Siri y Alexa: La voz será el nuevo campo de batalla para las marcas

¿Por qué no nos fidelizan esta clase de tecnologías? Según este este estudio, entre los principales problemas que observan los usuarios destacan el no ser capaces de mantener una conversación fluida (32%), su escasez de utilidad (29%) o que los smart assistants no son capaces de entenderles bien (26%). 

Sin embargo, de cara al futuro, todos vemos claro su potencial. De hecho, un 84% considera que los asistentes de voz se van a convertir pronto en una de las principales formas en las que interactuamos con la tecnología, frente a un 16% que cree que no se dará esa circunstancia.

Y, para ello, los smartphones y tablets (41%), los altavoces inteligentes (33%) serán los puntos de acceso a estos asistentes de voz más comunes. En menor medida, los encuestados piensan que la comunicación se producirá a través auriculares inteligentes (10%), smartwatches (8%%), coches (5%), ordenadores (2%) y electrodomésticos (1%).

Y además