Pasar al contenido principal

Esta compañía gasista quiere ganar terreno al gasóleo con biogás en las zonas rurales: así puede afectar a la transición energética

Per Nielsen, Primagas
Per Nielsen, CEO de Primagas Primagas
  • Primagas, la empresa de comercialización de gas especializada en distribución de gas propano y gas natural licuado tiene el foco de su expansión puesto en las zonas rurales, donde quiere convertirse en sustituto del gasóleo.
  • La compañía, filial de la  multinacional de distribución de gas SHV Holding, cerró 2017 con una facturación de 30 millones de euros.
  • Per Nielsen, CEO de la compañía desde el pasado enero, avanza que los planes de la energética pasan por expandirse en las zonas rurales de España, acercarse al sector público y tiene en el punto de mira la inversión en otra empresa del sector. 

Primagas, la empresa de comercialización de gas, quiere expandirse por el territorio español y convertirse en una pata que de apoyo en la transición hacia las renovables. Esta filial de la multinacional de distribución de gas SHV Holding especializada en distribución de gas propano y gas natural licuado tiene su foco puesto en las zonas rurales de España. Con especial penetración en el norte del territorio, la compañía gasista  pretende convertirse en sustitutivo energético al gasóleo, como una alternativa más verde y que produce menos emisiones de CO2.

Uno de los motivos por los que Primagas ha decidido centrarse en las zonas rurales es porque se centra en aquellos puntos donde no llegan las redes de distribución de gas natural tradicional. “Somos off grid”, explica el CEO de Primagas, Per Nielsen, en una entrevista con Business Insider.

El ejecutivo asumió el cargo al frente de la compañía a principios de año y, en esta temporada, ha tenido tiempo para redefinir la estrategia de una empresa que cerró el 2017 con una facturación de 30 millones de euros, un 20% más que el año anterior. 

Según avanza Nielsen, para este ejercicio la empresa gasista tiene por objetivo crecer a doble dígito. El ejecutivo se apoya en que ha mantenido una evolución positiva a lo largo del año. “Crecemos algo por encima del mercado y esto es muy positivo”, dice. “Nuestro objetivo es expandirnos en áreas en las que hay mucha presencia de gasóleo y reducir su impacto medioambiental”, añade el CEO de Primagas.

La estrategia: expandirse en España y acercarse al sector público

En esta línea, el ejecutivo ha puesto la expansión territorial en España y la introducción de bioproductos en el mercado como dos de los pilares del plan estratégico de la empresa. 

Pero más allá de ello, Nielsen avanza su pretensión de acercarse a las administraciones para entrar en el sector público “donde podríamos tener un gran impacto”.

Otro de los ases en la manga de Primagas pasa por la compra de otras compañías especializadas del sector para crecer orgánicamente. "Estamos valorando posibles adquisiciones, lo que podría ser otra manera de crecer”, explica Nielsen.

Se trataría, en cualquier caso, de  compañías en un negocio similar al de Primagas, es decir, vinculado al gas propano y al gas natural licuado, o del sector de las renovables. “Siempre en la línea de nuestro grupo, que tiene como objetivo ser 100% renovable en 2040”. 

Los biocombustibles como pilar hacia la transición energética

Primagas
Primagas

Y es aquí donde entran los biocombustibles como pata fundamental de su estrategia. Primagas no solo tiene la intención de introducirlos en el mercado español, sino que además cuenta con un equipo de I+D volcado en energías limpias y nuevas tecnologías: “por ejemplo, hay cuarenta formas distintas de producir biopropano. Queremos encontrar la que sea más adecuada y esto es un reto”, explica el CEO de la empresa. 

Así es que Primagas visualiza su estrategia como la de un actor en la transición hacia las energías renovables. El primer paso sería el de convertirse en sustituto del gasóleo en favor del gas propano o gas natural licuado: “el gas es más sostenible y renovable”, argumenta Nielsen.

El ejecutivo razona que, con todo, “las renovables en España todavía no han despegado realmente y pasará mucho tiempo hasta que su abastecimiento llegue a las zonas rurales”. En este punto, se marca como misión minimizar el impacto energético de combustibles más contaminantes, formar parte de la transición energética hacia las renovables y convertirse en una fuente de back up para la energía verde. 

Leer más: La startup española que sedujo a Google con energía verde quiere ahora revolucionar por completo el mercado eléctrico

De lo que se ha desdicho, no obstante, es de sus planes de inversión. Si el pasado febrero la compañía apuntaba que invertiría hasta 500 millones de euros en cinco años para ganar clientes y entrar en distribución, ahora, el CEO de la compañía da un paso atrás. Nielsen se cuestiona, en este punto, si esa inversión debe hacerse de forma conjunta con el grupo o sólo a través de la filial. 

Primagas, con sede en Barcelona, entró en el mercado español en 1996 y cuenta con 12.000 clientes. Entre los más conocidos se encuentran el Monasterio de Monserrat en Barcelona o las bodegas Marqués de Riscal. La empresa gasista forma parte del grupo holandés SHV Energy que factura 5.000 millones de euros y tiene una plantilla de 13.500 empleados.

Te puede interesar