Pasar al contenido principal

El ejercito de Estados Unidos está desarrollando un plan para desplegar 120.000 soldados en Oriente Medio en caso de que se intensifique la tensión con Irán

US soldiers conduct breaching operations in a mock-urban environment.
  • El ejército de EEUU ha presentado a los asistentes de seguridad nacional del presidente Donald Trump una nueva versión de un plan para desplegar 120.000 soldados en Oriente Medio, según han asegurado responsables de seguridad nacional al New York Times en un reportaje publicado el lunes.
  • El plan prevé realizar el despliegue militar en caso de que Irán ataque a tropas estadounidenses o reinicie su programa de armamento nuclear, según han explicado funcionarios anónimos al New York Times.
  • El plan no indica si las tropas de EE.UU. invadirían Irán, según el diario neoyorkino.

El ejército de EEUU ha presentado a los asistentes de seguridad nacional del presidente Donald Trump una nueva versión de un plan que prevé el despliegue de hasta 120.000 soldados en Oriente Medio, según han asegurado responsables de seguridad nacional al New York Times en un reportaje publicado el lunes.

Este plan apuesta por desplegar tropas en caso de que Irán ataque a fuerzas estadounidenses o reinicie su programa de armamento nuclear, tal y como han explicado al New York Times varias funcionarios anónimas.

El plan no precisa si las tropas de EE.UU. invadirían Irán, según el periódico. El número de soldados desplegados en Oriente Medio sería similar a los aproximadamente 130.600 militares enviados a Irak en 2003.

Leer más: El "gran error de cálculo" de Trump con Irán que podría disparar el petróleo a los 90 dólares, según JPMorgan

El último plan es una versión actualizada de una operación de ciberguerra desestabilizadora llamada "Nitro Zeus", que se centraría en la red eléctrica y el ejército de Irán. Varios funcionarios habrían asegurado que el plan se actualizó en años anteriores y los últimos cambios son producto de la influencia del asesor de seguridad nacional John Bolton, un partidario de la línea dura en la política exterior de EE.UU..

Estas informaciones sobre el plan se conocen en medio de una escalada de tensión entre EE.UU. y Teherán. El presidente iraní, Hassan Rouhani, indicó que abandonaría el acuerdo nuclear después de que el presidente Donald Trump se retirase de ese pacto y se impusieran más sanciones estadounidenses contra Irán.

Funcionarios estadounidenses de Defensa también han mencionado "indicaciones de una amenaza creíble por parte de las fuerzas del régimen iraní" a principio de mayo. Espías israelíes descubrieron un posible ataque contra intereses estadounidenses, que ha dado alas a la retórica "implacable" de Bolton contra los iraníes, según Axios.

Leer más: Así ven los analistas la última escalada del precio del petróleo: con la atención fijada en Irán y Libia

Otro reportaje de la cadena CNN citaba a funcionarios estadounidenses señalando que un posible ataque podría haber tenido como objetivo a las fuerzas de EE.UU. en Siria e Irak.

En una demostración de fuerza, EE.UU. ha desplegado varios activos militares en la región. Un grupo de portaaviones de ataque otro de bombarderos fueron enviados a Oriente Medio para "enviar un mensaje claro e inconfundible". Irán ha respondido restando importancia a las amenazas y asegurando que EE.UU. "no se atrevería a lanzar una acción militar contra nosotros".

"Si [EE.UU.] actúa, les golpearemos en la cabeza", ha afirmado supuestamente el comandante de los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria Islámica, Amirali Hajizadeh.

Y además