La autoridad sanitaria de Estados Unidos recomienda paralizar la administración de la vacuna de Johnson & Johnson por el riesgo de trombos

La vacuna de JyJ

Stephen Zenner/SOPA Images/LightRocket via Getty Images

  • Los CDC y la FDA han recomendado la paralización inmediata del lanzamiento de la vacuna monodosis contra el coronavirus de Johnson & Johnson.
  • Los organismos citan la aparición de coágulos de sangre en 6 personas que habían recibido la vacuna.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Estados Unidos recomienda paralizar de forma inmediata en el despliegue de la vacuna monodosis contra el coronavirus de Johnson & Johnson, citando la preocupación de la formación de coágulos de sangre en las personas que han recibido la inyección.

6 mujeres que han recibido la vacuna habían desarrollado los coágulos, ha informado The New York Times, señalando que se trata de un hecho poco frecuente. 

Una mujer ha muerto y otra se encontraba en estado crítico en el hospital, según los CDC y la FDA. 

Hasta ahora se han administrado 6,8 millones de dosis de la vacuna de J&J a los estadounidenses, según los CDC y la FDA. 

Cuántas personas deben estar vacunadas para llegar a la inmunidad de rebaño

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades y la Administración de Alimentos y Medicamentos han confirmado el plan en un comunicado.

"Los CDC convocarán una reunión del Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización (ACIP, por sus siglas en inglés) el miércoles para seguir examinando estos casos y evaluar su posible importancia. La FDA revisará ese análisis mientras también investiga estos casos", dice el comunicado.

Johnson & Johnson aterriza en España: todo lo que debes saber de la vacuna monodosis, sus ventajas, efectos secundarios y el posible riesgo de trombos

"Hasta que ese proceso se complete, estamos recomendando pausar el uso de esta vacuna por abundancia de precaución".

J&J ha dicho que estaba en camino de suministrar cerca de 100 millones de dosis a los Estados Unidos para finales de mayo.

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) anunció el viernes que estaba vigilando de cerca la vacuna de J&J después de que se notificaran 4 casos de coágulos sanguíneos en personas inmunizadas con ella en Estados Unidos.

Una de las personas era un voluntario del ensayo clínico de la vacuna, que murió de un trastorno de la coagulación. Los otros tres se identificaron en personas que recibieron la vacuna después de que fuera aprobada por la FDA, explica la EMA en un comunicado. Es probable que se trate de los mismos casos descritos por la FDA y los CDC.

La EMA confirma que los trombos deben considerarse efectos secundarios de la vacuna de AstraZeneca, pero asegura que los beneficios superan los riesgos

El gobierno federal tiene la autoridad para paralizar la administración de las vacunas que está llevando a cabo directamente, pero no las que están siendo administradas por los funcionarios estatales. The New York Times informa de que las autoridades estadounidenses esperan que los estados también decidan pausar el uso de la vacuna.

La recomendación se produce después de que algunos centros de vacunación de Estados Unidos hayan suspendido las vacunas por diferentes motivos. 

Los centros de vacunación de Colorado, Carolina del Norte y Georgia suspendieron temporalmente la administración de la vacuna de J&J la semana pasada, después de que unas 45 personas en total experimentaran reacciones adversas leves que incluían náuseas, mareos, desmayos o aturdimiento a los 15 minutos de recibir la dosis. 

Por otra parte, The New York Times informó el 6 de abril de que 62 millones de dosis de J&J tuvieron que ser revisadas para comprobar si estaban contaminadas, después de que los trabajadores de una planta de fabricación en Maryland mezclaran accidentalmente algunos de los ingredientes de la vacuna el mes pasado.

Un informe de la UE calcula que España habrá vacunado a casi el 60% de la población a finales de junio: la inmunidad de rebaño podría llegar antes de lo previsto

La revisión de los datos de la FDA, de 62 páginas, que se hizo pública a finales de febrero, consideró que la vacuna era eficaz y segura.

En otros países, los coágulos sanguíneos han provocado revisiones y algunas pausas en el uso de la vacuna de AstraZeneca, sobre todo en Europa. Esa vacuna no forma parte actualmente del despliegue en Estados Unidos.

Los organismos reguladores de la UE y el Reino Unido declararon el 7 de abril que los coágulos sanguíneos mortales son un efecto secundario muy poco frecuente de la vacuna COVID-19 de AstraZeneca y la Universidad de Oxford, tras una investigación sobre los informes de coágulos sanguíneos inusuales que se produjeron unas dos semanas después de la inmunización. Sin embargo, ambos organismos reguladores llegaron a la conclusión de que los beneficios de la vacuna de AstraZeneca en la prevención de la COVID-19 grave que puede hacer que las personas enfermen y mueran, superan el riesgo de efectos secundarios muy raros. 

"Cualquier pausa en la vacunación demuestra que el sistema está funcionando porque no estamos tratando de esconder nada debajo de la alfombra", ha declarado previamente a Business Insider Arnold Monto, epidemiólogo de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Michigan.

Otros artículos interesantes:

El pánico por la vacuna de AstraZeneca es exagerado y podría socavar los esfuerzos para acabar con la pandemia

5 claves para entender la polémica de los efectos secundarios de la vacuna de AstraZeneca

El COVID-19 aumenta la posibilidad de sufrir trastornos psicológicos y neurológicos, según un nuevo estudio