La vuelta a los auriculares con cable: la tendencia que se abre paso entre las 'celebrities' y que podría acabar con la era de los AirPods

Auriculares dormir
Pixabay
  • Los AirPods de Apple han acaparado el mercado, pero la vuelta a los auriculares con cable podría poner en jaque los dispositivos estrella del gigante tecnológico. 
  • La diferencia de precio podría ser unos de los factores que explicaran este retorno, pero el componente social y estético también gana peso.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Los AirPods de Apple han acaparado todo el mercado, pero una nueva tendencia inversa podría poner en jaque los dispositivos estrella del gigante tecnológico: la vuelta a los auriculares con cable.

Según recoge Wall Street Journal, el negocio de dispositivos portátiles de Apple generó 38.300 millones de dólares —más de 33.400 en euros— en ventas netas desde septiembre de 2020 hasta septiembre de 2021.

Sin embargo, ante esta fama generalizada, algunos creadores de tendencias, en un acto de ir a la contra, están volviendo a poner a sobre el mapa los auriculares con cable.

Celebridades como Bella Hadid, Lily-Rose Depp y Zoë Kravitz, recoge el medio, ya han sido fotografiadas con estos dispositivos. 

En paralelo, ha surgido una cuenta de Instagram llamada @wireditgirls para dar fuerza de nuevo a estos auriculares, al tiempo que TikTokers graban videos en los que ofrecen razones prácticas para volver a ellos.

Biz Sherbert, especialista cultural de Digital Fairy, explica en esta misma plataforma que la gente se muestra preocupada por la radiación que proviene de los AirPods al funcionar a través de bluetooth.

Sin embargo, el bluetooth emite bajos niveles de radiación no ionizante —también lo hacen las antenas de televisión o los microondas—  y las principales entidades sanitarias a nivel mundial consideran que este tipo de radiación resulta inofensiva para los humanos.

Otro punto clave reside en el precio. Los AirPods oscilan entre los 149 euros para el modelo más básico a los 629 euros que cuestan los más exclusivos, los AirPods Max. Sin embargo, los que llevan cable de Apple no superan los 20 euros e incluso pueden costar menos si se busca en otras marcas tecnológicas. 

De dónde vienen los ingresos de las tecnológicas: Apple, los servicios aportan el doble que hace 3 años, pero el iPhone sigue siendo el rey

Pero no solo es una cuestión de estética ni de precio. "Un cable también proyecta un factor de 'no puedes sentarte conmigo' que algunas personas encuentran atractivo", explica Natalia Christina, directora de estrategia y marca de Digital Fairy. 

Por su parte, helby Hull, coordinadora de marketing de Rostrum Records y responsable de la cuenta de Instagram @wireditgirls, lo describe como "la gran romantización y resurgimiento de la era de Tumblr, donde las personas ven la música como una experiencia estética, en lugar de un simple consumo".

Pero más de ese brillo nostálgico, los auriculares con cable parecen percibirse como el antídoto del laissez-faire para la cultura corporativa. 

Courtney Park, social media manager, apunta en el WSJ que estos dispositivos constituyen el "polo opuesto de la estética financiera", y parece que esto es algo que está calando. "Mucha gente se burla de todo ese look de técnico-financiero en el que siempre llevan puesto el chaleco y los AirPods". 

Además, Hull hace hincapié en lo positivo de desterrar ciertas modas: "Creo que decir: 'No, no me importa la tecnología actual, no me interesa' es muy bueno".

Otros artículos interesantes:

Un estudio revela cómo podría Apple monitorizar la salud a través de sus AirPods usando solo el micrófono

Sin nuevos AirPods Pro a la vista, la oferta que los deja en solo 193 euros es especialmente atractiva

El método más efectivo y barato para limpiar de manera adecuada los AirPods de Apple

Te recomendamos