Pasar al contenido principal

Estos son los errores que cometes a la hora de ponerte crema solar

cómo darse el protector solar
Patrick Foto/Shutterstock
  • Los dermatólogos dicen que hay que aplicarse protector solar cada dos horas, especialmente cuando se está en la playa o en el exterior por períodos de tiempo prolongados.
  • La posibilidad de broncearse sigue existiendo con protector solar puesto que, si bien las cremas solares bloquean muchos rayos dañinos para la piel, no son tan buenos para filtrar los rayos más suaves, que penetran más profundamente en la piel.
  • Las quemaduras solares pueden provocar cáncer de piel, por lo que es importante usar protección cuando te expones al sol, ya sea en la playa o en un paseo por la ciudad.

Las temperaturas están comenzando a subir y el sol parece que por fin ha llegado. Y eso solo puede significar una cosa: la temporada de quemaduras de sol está a la vuelta de la esquina.

De acuerdo con la Skin Cancer Foundation, a más personas se les diagnostica cáncer de piel cada año en los Estados Unidos que todos los demás diagnósticos de cáncer combinados, lo que lo convierte en el tipo de cáncer más común y, posiblemente, uno de los más prevenibles. 

En España el aumento de cáncer de piel en los últimos cuatro años ha sido del 38% con más de 150.000 nuevos casos que en 2016 se cobro 600 muertes.

La buena noticia es que se estima que muchos casos de melanoma son atribuidos a malas conductas en protección solar y esto puede ser remediado.  Solo es necesaria una rutina de cuidado de la piel contra el sol que sea continuada. Pues no es necesario decir, que la piel tienen memoria y las quemaduras de hoy pueden ser problemas de salud en el mañana.

Algunos dermatólogos sostienen que cualquier exposición al sol que cambie el color de la piel es escesiva. Después de todo, esto es una señal de que se está provocando daño al ADN en la piel.

Según las declaraciones del dermatólogo del centro médico NYU Langone, John Zampella, a Business Insider,  no es necesario arruinar la diversión de pasar un verano al aire libre. En su opinión un poco de exposición al sol puede ser una parte crucial de un estilo de vida saludable, y aplaude a sus pacientes que salen a correr y hacer ejercicio al aire libre, siempre que lo hagan de manera segura.

"Es una buena idea solo que resulta necesario recurrir al protector solar todos los días, sin importar el clima", afirma Zampella.

Leer más: Si necesitas ponerte protección solar, este diminuto parche en la uña del pulgar te avisará

Lo que él recomienda a sus pacientes es que la crema de protección solar sea parte de su ritual matutino de cuidado de la piel. "Eso te dará los mejores beneficios a largo plazo tanto para la prevención del cáncer de piel como para la protección contra el envejecimiento".

Mantenerse activo y absorber un poco de vitamina D no es necesariamente algo malo, siempre y cuando se esté minimizando el tiempo de exposición al sol y protegiendo su piel con un protector solar, asegura Zampella.

Los estudios científicos sugieren que evitar el sol a toda costa no es una buena receta para una vida larga y feliz. Un estudio longitudinal de 2016 de más de 29,500 mujeres suecas descubrió que los suecos que evitaban el sol tendían a morir antes que aquellos que tomaban algunos rayos de sol. Otra investigación reciente sugiere que un poco de tiempo al sol regularmente puede ser bueno para los huesos, el estado de ánimo y la cintura.

Aquí hay algunos consejos de los profesionales de la piel acerca de cómo disfrutar del sol de la manera correcta:

Echarse protector solar cada dos horas es un buen punto de referencia, especialmente cuando estás en la playa o  disfrutando de los rayos del sol todo el día.

cómo darse el protector solar
Shutterstock

Esto se debe a que el factor de protección solar de una crema solo es completamente efectivo durante dos horas después de que ser puesta. En otras palabras, después de dos horas, su protector solar ya no está haciendo su trabajo por completo. Por ejemplo, si pones una crema solar de 50 a las 10 a.m., para el mediodía, "es probable que aún estés recibiendo algo de protección, pero tu factor de 50 ya no es preciso", explica Zampella. "Quizás recibas factor 10 en ese momento".

Hablando de protección solar, la Academia Estadounidense de Dermatólogos sugiere que los bañistas vayan con un factor de al menos 30 a la playa. En España las indicaciones ofrecidas por el Ministerio de Sanidad se refieren a factores elevados y en relación con nuestra edad, tipo de piel y zona del cuerpo.  Zampella lleva un bote de protector solar todos los días, y dice que normalmente se pone protector al menos dos veces al día, incluso cuando no está demasiado tiempo expuesto al sol.

Las personas tienden a a emplearse a fondo al aplicarse protector solar en la cara, pero hay algunos puntos clave que Zampella dice que los pacientes tienden a olvidar: el cuello, así como las partes superiores de la piel de las orejas.

Esos son zonas comunes en los que se ve aparecer el cáncer de piel, según Zampella, así que no deben ser excluidos la próxima vez. Y si no tienes tanto cabello como antes, tampoco descuides la parte superior de la cabeza. De cualquier manera, todo el mundo debería usar un poco de protector solar en la línea del cuero cabelludo para evitar que se vuelva roja.

Finalmente, no se debe confiar demasiado en los aerosoles de protección solar, ya que tienden a dispersar una gran cantidad de protector solar en el aire, en lugar de en la piel. Además por la tierra adherida en la piel pueden resultar una capa de cobertura menos uniforme que la que proporciona el bote de protección solar.

Te puede interesar