Pasar al contenido principal

La estrategia de la campeona de eslalon Mikaela Shiffrin para los Juegos Olímpicos de Invierno

Mikaela Shiffrin
Alexander Hassenstein/Getty Images
  • Mikaela Shiffrin es la mejor corredora de eslalon y una de las mejores esquiadoras el mundo.
  • Algunos creen que puede ganar tres medallas en los Juegos Olímpicos de Invierno de Corea del Sur después de que se convirtiera en la corredora de eslalon más joven en ganar una medalla de oro en los juegos de Sochi.
  • Probablemente un elemento clave de su éxito sea el hecho de que entiende de forma extraordinaria el concepto de “entrenamiento deliberado”, que los expertos consideran la llave para dominar cualquier destreza.

La esquiadora estadounidense Mikaela Shiffrin fue la corredora de eslalon más joven en ganar una medalla de oro en unas olimpiadas. Con 18 años compitió en los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi y no ha bajado el ritmo desde entonces.

Se la denominado la mejor corredora de eslalon del mundo y muchos piensan que tiene opciones de ganar medallas en tres eventos distintos de los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang.

Y, aunque resulte imposible saber con exactitud cómo los mayores atletas del mundo desarrollan esa capacidad para vencer en la competición, una cosa está clara sobre Shiffrin: posee un entendimiento extraordinario de lo que se necesita para convertirse en experto en línea con todos los conocimientos que se tienen sobre el arte del desempeño físico.

“No puedes hacer 10.000 horas de esquí; pasas demasiado tiempo en el telesilla”, dijo Shiffrin a Nick Paumgarten, de la New Yorker. “Aun así, a mis 22 años, probablemente he pasado más tiempo en la nieve que la mayoría”.

Asegura que, si se calcula la cantidad de tiempo que un esquiador pasa deslizándose ladera abajo y no subiendo la montaña o esperando al telesilla, puede que el resultado sea tan solo siete minutos al día. “Digamos que son siete minutos al día; ahora ten en cuenta esos 30 segundos que el resto invierte en ir en línea recta desde el final de la pista a la parte de abajo del telesilla. Yo utilizo eso para practicar mis giros, estoy sacando minutos extra”.

Mikaela Shiffrin
Alessandro Trovati / AP Images

Entrenamiento deliberado

La importancia de sumar 10.000 horas de práctica a menudo se entiende de forma errónea, como había dicho a Business Insider Brad Stulberg, coautor del libro Peak Performance: Elevate Your Game, Avoid Burnout, and Thrive with the New Science of Success

A lo que se refería verdaderamente K. Anders Ericsson, el psicólogo de cuyo trabajo salió “la regla de las 10.000 horas”, era la importancia del “entrenamiento deliberado”, que trata menos del tiempo que se dedica a algo y más del enfoque que se le da.

“La manera en la que describe cómo desgrana cada carrera o cada movimiento en sus componentes es un entrenamiento deliberado de manual”, dice Stulberg a Business Insider.

“Después de todo, no puedes hacer algo si no eres consciente de ello primero (...) En el caso de una atleta internacional, cuanto más consciente sea, más probabilidades hay de que domine dicho movimiento para que con el tiempo se vuelva automático”.

La estrategia de Shiffrin de centrarse en el “entrenamiento deliberado” — algo que sus padres, quienes hasta ahora han jugado un papel clave en su entrenamiento, le inculcaron — va pareja a lo que muchos han descrito como una voluntad extraordinaria para seguir mejorando sus destrezas.

“Necesita las carreras de esquí como necesita el oxígeno”, dijo su compañera de escuela de esquí Bug Pech a New Yorker. En una de esas raras ocasiones en las que hay nieve fresca en Vermont (el esquí en la Costa Este es notorio por realizarse sobre superficies heladas), Shiffrin en lugar de jugar con la nieve se fue a entrenar. Se dice que su mantra es “la motivación viene de dentro”.

“La voluntad y la dedicación son obligatorias y se necesita un cierto grado de obsesión para hacer cualquier cosa a un nivel de primera división”, dijo Stulberg.

Aun así, el experto afirma que tomarse un tiempo para jugar y relajarse puede resultar clave para los atletas internacionales, algo que resulta difícil para una persona que compite en esa categoría.

“La alegría es importante porque sin ella tenderás a sentirte quemado”, dijo. Puede que por ahora Shiffrin obtenga esa alegría del entrenamiento y la competición. Pero esa podría ser la motivación para probar a jugar con la nieve durante un día o dos cuando hayan acabado los juegos.

Te puede interesar