Pasar al contenido principal

Un estudio revela que los medios distorsionan nuestro miedo a morir

Hombre sujetando un rifle
Reuters/Denis Balibouse
  • Un nuevo trabajo de Our World in Data ha revelado que los porcentajes de muertes que nos llegan a través de los medios no se corresponden con las cifras reales. 
  • El estudio ha analizado las principales causas de mortalidad en Estados Unidos y la cobertura mediática que éstas reciben, concluyendo que existen grandes discrepancias. 
  • Las probabilidades de morir en un ataque terrorista son ínfimas y pese a ello, las muertes por terrorismo ocupan hasta un 30% de las menciones a mortalidad en publicaciones como The New York Times y The Guardian
  • Las enfermedades cardiovasculares, sin embargo, que se sitúan a la cabeza de las causas de mortalidad en EE. UU. (y en todo el mundo), no tienen apenas presencia en el espectro mediático. 

Sabíamos que los medios tenían cierta predilección por las muertes violentas y en particular, por aquellas que involucran grupos armados y organizaciones terroristas. Lo que quizá no sabíamos es que se habla muy poco o prácticamente nada sobre las enfermedades del corazón, cuando estas suponen la principal causa de mortalidad en Estados Unidos junto con las enfermedades respiratorias de vías bajas. A juzgar por los datos arrojados por este nuevo informe, las muertes por según qué enfermedades están prácticamente invisibilizadas en los medios de comunicación (o al menos en la prensa escrita), si tenemos en cuenta el porcentaje de muertes que causan a lo largo del año. 

El estudio, llevado a cabo por Our World in Data, pretende servir de alternativa frente a las conclusiones en materia de mortalidad que sacamos de los medios, a menudo distorsionadas por la inmediatez y la búsqueda de visibilidad de ciertos temas en detrimento de otros.

Leer más: 32 alimentos y sustancias peligrosas que la ciencia ha relacionado con el cáncer

El equipo de Our World in Data (colaboración entre la Universidad de Oxford y la organización sin ánimo de lucro Global Change Data Lab) recabó por un lado los datos del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades sobre las principales causas de mortalidad en Estados Unidos, por otro lado los datos de Google Trends sobre las búsquedas de los usuarios y por último, recopiló el número de menciones y referencias a distintas causas de mortalidad en las cabeceras The New York Times y The Guardian.

Tal y como se muestra en la infografía, las enfermedades ocupan un puesto primordial entre las principales causas de mortalidad y aún así, no llegan al 70% de los temas sobre mortalidad tratados por cabeceras como The New York Times y The Guardian. En otras palabras, las muertes por enfermedades aparecen unas diez veces menos de lo que deberían, mientras que los asesinatos y sobre todo las muertes por ataque terrorista, aparecen claramente sobrerrepresentadas: 

Infografía de los resultados del estudio
Las principales causas de mortalidad y su presencia en medios. Our World in Data

(Pulsa aquí para ver la imagen a tamaño completo)*Según datos del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades, el 88% de las muertes en EE. UU. en 2016 se englobaron dentro de una de estas 13 causas.

La enorme discrepancia visible entre los datos oficiales de mortalidad y la información vertida por los medios no se da sin embargo en el caso de las búsquedas de Google. Tal y como se aprecia en la gráfica, existe una mayor correspondencia entre lo que los usuarios buscan en Google y las probabilidades reales de padecerlo, a excepción del cáncer, que siempre ha preocupado y siempre preocupará más de lo debido por aquello de la cibercondria, como contaba ABC a principios de año.

Infografía de los resultados del estudio
El terrorismo acapara hasta 3000 veces más atención de la que debería, si atendemos al porcentaje de muertes que causa. Our World in Data

(Pulsa aquí para ver la imagen a tamaño completo)

Si extrapoláramos los resultados a España, obtendríamos resultados muy similares, puesto que compartimos los problemas cardiovasculares y el cáncer como principales causas de mortalidad (son de hecho los responsables de al menos el 50% de las muertes a nivel global).

Si nos remontamos también al año 2016, tenemos las enfermedades cardiovasculares en el primer puesto (hipertensión arterial, infarto, accidentes cerebrovasculares…) seguidas por el cáncer, con porcentajes muy similares a los de Estados Unidos (30% y 26% respectivamente), lo que no deja de sorprendernos en cierto modo, teniendo en cuenta que España se alzó recientemente como país más saludable en todo el mundo, y Estados Unidos ocupaba el puesto 35 en el mismo ranking. 

España en cifras 2018
Las principales causas de mortalidad en España en el año 2016. Instituto Nacional de Estadística

 

Y además