Pasar al contenido principal

El Monte Everest está atestado de escaladores sin experiencia, pero hay mucho dinero en juego para que alguien pueda hacer algo

11 people have died on Mount Everest so far this year.
11 personas han muerto en el Everest este año. Samantha Lee/Business Insider
  • El monte Everest se ha llevado 11 vidas este año y se está haciendo un escrutinio de su vida comercial. 
  • Business Insider ha hablado con 11 agencias de escalada y 4 escaladores expertos acerca de la situación de la montaña más alta del mundo. 
  • Ellos han compartido que la montaña está saturada, sobre todo de gente sin experiencia, y de la falta de una buena política para arreglar la peligrosa situación medioambiental que está sufriendo la montaña. 
  • Mientras muchas compañías ofrecen expediciones que cuestan más de 130.000 dólares, las agencias con las que ha hablado Business Insider hablan de 45.000 a 100.000 dólares. 
  • Lee más historias en Business Insider.

Adrian Ballinger no esperaba que se cortase el camino en la cima más alta del mundo

El fundador de Alpenglow Expeditions, una agencia de escalada, se dirigía a la cima en 2011. Sin embargo, las cuerdas fijas que están preparadas para la subida estaban atestadas de gente. Estimaron que había más de 70 escaladores. Ballinger sabía que el embotellamiento en la cara sureste de la montaña podría retrasar la subida durante horas, pero contaban con un equipo de escaladores experimentado. 

Decidieron desviarse del camino y usaron sus herramientas por el hielo para continuar subiendo.

Adrian Ballinger.
Adrian Ballinger. Josh Edelson/AFP/Getty Images

"Estamos en el Everest y creo que hay gente demasiado inexperta", cuenta Ballinger a Business Insider. "Ellos piensan que no puedes dejar atrás las cuerdas fijas".

Ballinger, que ha movido todas sus expediciones a la cara norte de la montaña, señaló que también se ven ahí las mismas condiciones: gente sin experiencia. Esto es algo que ya lleva alargándose en el tiempo durante 8 años y también se puede ver durante la temporada 2019

Entonces, ¿Por qué sigue siendo tan difícil abordar los problemas que tiene la montaña tras llevarse 11 vidas este año?

Business Insider ha hablado con 11 agencias de escalada y 4 escaladores expertos. Gran parte de la conversación se centró en el lado sur del Everest, debido a que la parte tibetana de la montaña es conocido por su estricto sistema de permisos.

De acuerdo a las fuentes de Business Insider, la seguridad del Everest no solo se ve amenazada por los escaladores nocturnos y la gran cantidad de aventureros que cada vez han hecho más incursiones en la montaña. Muchos criticaron específicamente al gobierno nepalí por ofrecer permisos de escalada a operadores poco cualificados y por no mejorar los estándares de seguridad. Según datos de 2018, Nepal es uno de los países más pobres del mundo, con una renta per cápita de 918 dólares.

La muerte siempre ha estado en el Everest que ya ha cobrado 200 vidas desde 1992 de acuerdo a la CNN. Además, todas estas muertes nunca han frenado la llegada de nuevos escaladores, sino que siguen aumentando cada año. Mientras muchas compañías ofrecen expediciones de lujo por más de 130.000 dólares, las agencias con las que ha hablado Business Insider cobran entre 45.000 y 100.000 dólares. El Gobierno se lleva 11.000 dólares por permisos de escalada y según Bloomberg, el país ha generado 643 millones de dólares por turismo durante el año fiscal 2017-2018

Para muchas agencias la posibilidad de que ocurra otro accidente masivo en el Everest se cierne sobre ellos a una escala tan grande como la montaña. 

Ahí es donde vimos la mayoría de las muertes

El 23 de mayo, el escalador Nirmal Purja twiteó una imagen en donde se veía una gran multitud en Hillary Step, un punto de la montaña cerca de la cima. Se dice que el aumento de las muertes se debe, principalmente, al hacinamiento desproporcionado que hay en la montaña.

La montaña promedia seis muertes por año en los últimos 20 años, según informa la BBC.

Los escaladores profesionales y las agencias dicen que otro de los factores estuvieron en juego esta temporada. "2019 ha tenido "anormales" condiciones climatológicas", cuenta Caroline Gliech, una montañera profesional que completó su primera subida al Everest este año. 

Existen de 8 a 10 días de buenas condiciones en la cara sur de la montaña. Este año, el ciclón retrasó a los escaladores y además la ventana de buen tiempo se redujo a tan solo 3 días

Y el tiempo no fue el único problema. 

"Llama la atención el tema de las cuerdas, ya que este año no se arreglaron", cuenta Mike Hamill, fundador de Climbing the Seven Summits, a Business Insider.

La ventana de buen tiempo, el retraso de la preparación de escaladores y los 381 permisos emitidos, un récord, explican la masificación que ha habido este año. 

"El número limitado de días, la gran cantidad de gente, la inexperiencia, el equipo inadecuado... todas estas cosas unidas han provocado la mayoría de las muertes", explica Alan Arnette, un explorador veterano, que ha estudiado el problema durante años. 

Mount Everest is clogged with inexperienced climbers, but there's too much money at stake for anyone to do anything about it
PHUNJO LAMA/AFP/Getty Images

Asedio a la montaña

La popularidad del Everest ha dado lugar a la creación de nuevas compañías locales que quieren capitalizar este creciente mercado con ofertas más baratas que las agencias que tienen su sede en el extranjero, tal y como señalan varios escaladores y compañías. 

Arnette estima que la mayoría de agencias que opera en el Everest actualmente han cambiado de ser empresas de alto coste, a empresas locales de bajo coste. Sospecha que muchos ciudadanos indios que están escalando la montaña en los últimos años están alimentando la popularidad de estas compañías locales. Los indios superan a los americanos como el grupo más grande de escaladores que consiguen permisos para escalar el Everest.

Tanto los operadores locales como extranjeros nos cuentan rápidamente que no no tienen ninguna tasa de corte de ningún tipo. Pero las acusaciones de conducta ilegal y poco ética no son nuevas.  

En 2018, varias compañías nepalís fueron acusadas de participar en un fraude en el que obligaban a sus operadores a evacuar – en muchos casos drogados – a sus clientes de la montaña en un costoso viaje en helicóptero. Las acusaciones no solo van hacia compañías que operan en el Everest, si no a muchas otras. 

Según informa Outside el objetivo de los estafadores era que los clientes realizasen costosas pruebas en el hospital. De acuerdo a the Guardian, el gobierno nepalí observó que se realizaron 1.600 evacuaciones que costaron a las aseguradoras cerca de 4 millones de dólares

Por otro lado, se sabe que las compañías que no cometen este tipo de fraudes recortan en otros sitios y llevan a escaladores sin experiencia. 

"Parece que la gente dice 'Venga, pago dinero y vamos a subir al Everest'", cuenta el propietario de Pioneer Adventures Lakpa Sherpa a Business Insider. 

"En muchos casos la montaña puede con ellos. No llegarán a la cumbre hoy"

Las fuentes dicen que los novatos son muy fáciles de ver en el Everest

"Igual no quieres llevar al cliente a la cumbre si tienes que llevarlo atado en corto", cuenta Ryan Waters, fundador de Mountain Professionals. Se trata de una técnica para guiar a los turistas a la cima. "O igual es que no saben ponerse los crampones". 

En otros casos son caras familiares. Suze Kelly, directora general de Adventure Consultants, dice que no coge a aventureros novatos y les aconseja que vuelvan cuando tengan más experiencia. "Lo único que quieren es escalar el Everest", cuenta Kelly a Business Insider. "Así que al ver nuestra negativa se van a otro operador que no les pone veto. En muchos casos la montaña puede con ellos. No llegarán a la cumbre hoy". 

Para algunos de estos escaladores novatos, el sueño de escalar el Everest se convierte rápidamente en una pesadilla

Becky Rippel, una experimentada escaladora que lleva Peak Freaks con su marido Tim, estaba en el campamento base cuando ocurrió la pesadilla. En 2012, la expedición estaba en uno de esos "puntos negros" donde no funcionan las comunicaciones. "Algo iba mal", recuerda. 

Algo estaba mal, pero todo el equipo de Peak Freaks estaba bien. Muy por encima del campamento base se originó un embotellamiento después de que el escalador novato indio-canadiente Shriya Shah-Klorfine muriera tras coronar la cumbre. Hoy, cuenta Rippel, mi compañía no ofrece expediciones para subir al Everest por el peligroso hacinamiento, la cantidad de guías inexpertos y la falta de respuesta tras la avalancha de 2014 que mató a 16 Sherpas

Mount Everest is clogged with inexperienced climbers, but there's too much money at stake for anyone to do anything about it
Rizza Alee, File/AP Images

"Robar oxígeno es uno de los temas de este año"

El hacinamiento será el gran titular de la mayoría de los medios para las muertes de este año, pero los expertos dicen que la montaña ha estado saturada muchos años. El problema más importante es uno que ha revivido este año: el robo de botellas de oxígeno

"Robar oxígeno es uno de los temas de este año" cuenta Lukas Furtenbach, fundador de Furtenbach Adventures a Business Insider. "Un operador perdió 50 botellas de oxígeno. Si se roban 50 botellas de oxígeno mientras se está escalando se puede poner en riesgo a al menos 10 o 15 personas. 

No está claro quién está robando las botellas de oxígeno

Gordon Janow, director de programas de escalada de Alpine Ascent Alpine Ascents, contó a Business Insider que el alto precio de algunas expediciones se debe al precio de las bombonas de oxígeno, cosa que no está presente en compañías más baratas. "Si son más baratas tienen que sacrificar algo".

Uno de los mayores beneficios de pagar algo costoso es que incluye equipamiento de seguridad como la tecnología que predice el tiempo, cuenta Mark Horrel, blogger y autor de Seven Steps from Snowdon to Everest

La seguridad es una de las razones por las que el escalador Gliech decidió subir a la cumbre con Ballinger, ya que proveía de comunicación con el departamento médico de Estados Unidos. En caso de emergencia, Gliech quería asegurarse de que su familia supiese dónde estaba en cada momento. 

Mount Everest is clogged with inexperienced climbers, but there's too much money at stake for anyone to do anything about it
DOMA SHERPA/AFP/Getty Images

Una montaña para escalar

A pesar del aumento de interés en el Everest – y las oportunidades de ganar más dinero por parte de las compañías – muchas continúan limitando el número de escaladores que aceptan para las expediciones.

Alpine Ascent ha permitido hacer una expedición con ellos a 12 escaladores, cuenta Janow a Business Insider. Según Subin Thakuri, propietario de Utmost Adventures, dice que a veces es mejor llevar a "clientes que vuelven" o escaladores "que vienen referidos por amigos o clientes pasados". 

Furtenbach señaló que su tasa de éxito está entre el 90% y el 100%, lo que significa que solo coge a un pequeño grupo de cualificados escaladores. La compañía lleva muy pocos años subiendo el Everest y señala que durante la temporada de 2018-2019 tuvieron un índice de éxito del 100%

Ballinger, Rippel y Russel Brice, fundador de Himalayan Expeditions, señalaron que Nepal tiene muy pocos incentivos para cambiar sus reglas respecto al Everest

La montaña es la principal fuente de dinero del país y las bajas nunca han detenido el turismo. Según los guías, la cobertura por parte de los medios hablando de los desastres y las muertes tiene el efecto contrario

Según Janow, dar permisos solo a escaladores experimentados podría ser contraproducente. Una persona podría coronar el Kilimanjaro sin problemas, pero igual no está suficientemente preparado para hacer lo mismo con el Everest. 

Otra opción para prevenir el hacinamiento podría ser abrir la montaña en otoño, cuenta Janow. Históricamente, los escaladores coronan durante la primavera gracias a las condiciones meteorológicas, pero los avances tecnológicos que permiten predecir el tiempo podrían hacer que fuese posible subir a la montaña durante esa temporada. Janow admite, sin embargo, que la infraestructura que permitiría escalar la montaña en otras estaciones no existe por el momento

Russell Brice.
Russell Brice. PRAKASH MATHEMA/AFP/Getty Images

Los patrocinadores y el público deberían dejar de respaldar a las personas que "no pintan nada subiendo el Everest" ya que ponen en peligro a ellos mismos y a otros. 

Los escaladores con los que habló Business Insider creen que hacer un examen a los candidatos que quieren subir el Everest sería un paso importante para detener el hacinamiento en la montaña. 

Gliech dice que los escaladores extranjeros deberían dejar de decir a los operadores locales cómo actuar y lo mejor que podrían hacer sería pasar un tiempo de autoevaluación y poner en una balanza los riesgos y beneficios de escalar la montaña. 

Sin embargo, pedir una autoevaluación no es tan sencillo. La Doctora Shaunna Burke, una psicóloga reconocida que coronó el Everest en 2005, contó a Business Insider que, generalmente, los montañeros de élite ya hacen ese proceso. Ellos disfrutan de la decisión y necesitan perseverar ante la dificultad. 

Cuenta que la élite y los novatos se sienten atraídos por la aventura y la competición inherente, la experiencia cultural y la posibilidad de crear fuertes lazos de amistad con otros equipos. Pero las personas sin experiencia que vuelan ellos solos al Everest se sienten perdidos muy rápidamente y les falta preparación física y mental para lograr el reto

"La gente pone su fe en una compañía: 'si algo va mal, ellos me sacarán del problema', en vez de tomar la responsabilidad por sí mismos y prepararse todo lo necesario antes de ir a escalar la montaña", señala Burke. 

Y además