Pasar al contenido principal

Los expertos escépticos en Suecia aseguran que su modelo "sin confinamiento" es un terrible error que ningún otro país debería imitar

La gente se sienta en un restaurante de Estocolmo el 8 de mayo de 2020, durante la pandemia del coronavirus COVID-19.
La gente se sienta en un restaurante de Estocolmo el 8 de mayo de 2020, durante la pandemia del coronavirus COVID-19. JONATHAN NACKSTRAND/AFP via Getty Images)
  • En abril, más de 2.000 expertos de toda Suecia instaron al país a cambiar su inusual estrategia de no imponer bloqueos forzosos ni confinamientos a causa del coronavirus.
  • El número de muertes es ahora uno de los más altos del mundo, y algunos de esos expertos aseguran a Business Insider que el plan se trata de un error histórico y que busca la inmunidad colectiva por medio del sacrificio de ancianos y débiles.
  • "Este no es un ejemplo a seguir. No quiero que miles de personas en todo el mundo empiecen a morir", menciona un profesor de ciencias.
  • Los expertos creen que gran parte de los consejos de Suecia están desfasados con respecto a otros países: sobre las máscaras, sobre los riesgos para los niños y sobre quién debe aislarse.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La estrategia de Suecia para hacer frente al coronavirus pasa por un hecho que la hace única entre sus vecinos: nunca ha tenido un bloqueo ni un cierre para su población. En cambio, desde el principio del brote ha permitido a la gente ir a parques, restaurantes y seguir trabajando, al tiempo que fomenta pero no impone el distanciamiento social.

Es una estrategia que la mayoría del país parece apoyar, pero que ha despertado la alarma entre algunos expertos críticos con el alto número de muertes en el país, los efectos en los grupos vulnerables y la omisión de las mejores investigaciones sobre COVID-19, que no recomiendan protocolos de este tipo.

Dos cartas abiertas firmadas en abril lograron reunir a más de 2.000 expertos de todo el país para adoptar medidas más restrictivas con efecto inmediato.

El epidemiólogo estatal de Suecia, Anders Tegnell, en una sesión informativa en Estocolmo el 6 de mayo de 2020
El epidemiólogo estatal de Suecia, Anders Tegnell, en una sesión informativa en Estocolmo el 6 de mayo de 2020 CLAUDIO BRESCIANI/TT NEWS AGENCY/AFP via Getty Images

Pero nada ha logrado cambiar las políticas del Gobierno. El número de muertos de Suecia es actualmente uno de los más altos del mundo, y su promedio del 13 al 20 de mayo fue el más alto del mundo sobre una base per cápita.

Business Insider ha hablado con algunos de estos expertos críticos con la acción gubernamental, cuya principal proclama es que tanto sanitarios como administración presten más atención a las investigaciones sobre el coronavirus.

Además, piden al resto de países que no intenten imitar el modelo sueco, como proponen los manifestantes antibloqueo y algunos políticos de EEUU.

Olle Kämpe, profesor y consultor principal de endocrinología en el Karolinska Institutet de Estocolmo, sentencia que "estamos sacrificando a los ancianos y a las personas con enfermedades".

La gente protesta contra la orden de quedarse en casa de Minnesota con un letrero de "Sé como Suecia" frente a la residencia del gobernador el 17 de abril de 2020.
La gente protesta contra la orden de quedarse en casa de Minnesota con un letrero de "Sé como Suecia" frente a la residencia del gobernador el 17 de abril de 2020. Glen Stubbe/Star Tribune via Getty Images

"Definitivamente no creo que sea un modelo que se deba copiar".

¿Apuesta Suecia por la inmunidad de grupo?

Suecia afirma que su estrategia no se basa en lograr la "inmunidad de grupo", el punto en el que tantas personas son inmunes a un virus a través de la infección que esta no puede arraigarse.

Pero Anders Tegnell, el epidemiólogo estatal de Suecia y la principal figura detrás del plan nacional de respuesta, ha destacado el progreso de Suecia hacia este estado. Según mencionó a finales de abril, el 20% de la población de Estocolmo ya era inmune al COVID-19, lo que podría ayudar a protegerse contra una segunda ola.

Leer más: La tormenta perfecta que abarata los precios de la luz: caída en la demanda eléctrica, exceso de producción renovable y competencia a la baja con los ciclos combinados

Muchos entendieron esto como una admisión de que la estrategia es, al fin y al cabo, lograr la inmunidad de grupo. Pero los científicos de todo el mundo han advertido que no hay garantías de que infectarse otorgue inmunidad permanente, e incluso si lo hiciera, el coste humano de alcanzar ese estado sería enorme.

Marcus Carlsson, matemático de la Universidad de Lund, cree que "lo están negando, pero si miras sus acciones, claramente buscan la inmunidad de grupo; por eso mantienen las escuelas y todo abierto".

People outside in Stockholm on April 22.
ANDERS WIKLUND/TT NEWS AGENCY/AFP via Getty Images

Kämpe asegura que Suecia está tratando de "alcanzar la inmunidad de grupo matando gente". "Se dice que los ancianos, o los enfermos con obesidad o diabetes, valen menos que el resto de nosotros, así que podemos dejarlos morir y obtener inmunidad de grupo".

A sus ojos, el enfoque de Suecia y su diferenciación con el resto debería conllevar una responsabilidad adicional para justificarse. "La carga de la prueba es muy fuerte", indica.

Un anuncio de salud pública que fomenta el distanciamiento social, como se vio en Estocolmo el 4 de mayo de 2020
Un anuncio de salud pública que fomenta el distanciamiento social, como se vio en Estocolmo el 4 de mayo de 2020 JONATHAN NACKSTRAND/AFP via Getty Images

Los expertos dicen que el plan de Suecia ignora a la ciencia

Kämpe asegura que gran parte del enfoque de Suecia "no está basado en hechos". "Si tienes un virus que es totalmente nuevo, sabes muy poco sobre él, ¿por qué no das un paso atrás y dices que intentas infectar a la menor cantidad de gente posible hasta que sepamos más?".

"La estrategia de Suecia es la opuesta: infectar a tantas personas como sea posible, alcanzar la inmunidad de grupo". Así, señala que los últimos descubrimientos sobre el virus, incluyendo a los jóvenes que experimentan coágulos de sangre y derrames cerebrales y un nuevo síndrome inflamatorio que ha matado al menos a cuatro niños, han sido ignorados por la respuesta sueca.

La gente se distancia socialmente en un centro comercial de Estocolmo el 12 de mayo de 2020
La gente se distancia socialmente en un centro comercial de Estocolmo el 12 de mayo de 2020 HENRIK MONTGOMERY/TT NEWS AGENCY/AFP via Getty Images

Señala el experto que Suecia no considera a los niños como un grupo de riesgo. Deben ir a la escuela, incluso sabiendo que aumentan el riesgo de los adultos.

Christopher Plumberg, investigador de física teórica de la Universidad de Lund, señaló que la postura sobre los niños "contrasta fuertemente con la de los Estados Unidos y el Reino Unido". Carlsson, a su vez, cree que la Agencia de Salud Pública de Suecia tiene "una visión extraña sobre cómo hacer ciencia e investigación".

"Afirman ser más lógicos mientras que el resto del mundo entra en pánico, imponiéndose como la voz de la racionalidad".

Leer más: Lenovo logra igualar sus ingresos en 2019, pero su división de móviles registra pérdidas después de que el coronavirus obligase a cerrar su fábrica en Wuhan

Describe a las autoridades como "quisquillosa con las pruebas" y señaló cómo la Agencia de Salud Pública insta a las personas a quedarse en casa sólo cuando muestran síntomas. La administración, por su parte, responde que "todavía es demasiado pronto para decir" cuánto se propaga el virus por los que no tienen síntomas.

Es un marcado contraste con otros organismos de salud pública, que en su mayoría piden a todo el mundo que se quede en casa para mitigar el riesgo de transmisión asintomática. Esperar demasiado a tener pruebas definidas, dice Carlsson, significa arriesgar vidas.

Almuerzo en un restaurante de Estocolmo el 21 de abril de 2020
Almuerzo en un restaurante de Estocolmo el 21 de abril de 2020 Jonathan Nackstrand/AFP via Getty Images

"La evidencia basada en la ciencia es buena con el tiempo, pero en la respuesta de emergencia a un virus desconocido... No puedes sentarte a esperar un proceso de revisión por pares. La ciencia es muy lenta".

El consejo renegado de Suecia

Suecia difiere del consenso en más aspectos que en su consejo sobre quién debe quedarse en casa. Incluso después de que la gente haya estado enferma, el país recomienda el aislamiento durante sólo dos días después de la recuperación. Otros aconsejan siete días, y la Organización Mundial de la Salud recomienda dos semanas completas.

Plumberg menciona que Suecia no ha "asimilado adecuadamente al principio de precaución de la Unión Europea", que dice que los legisladores deben actuar para prevenir el daño, incluso si todavía no están totalmente seguros de que funcionará: "Más vale prevenir que curar".

Así, el experto asegura estar de acuerdo con la propia declaración de Tegnell de que el número de muertes en Suecia ha sido "horroroso".

Coronavirus de Suecia La gente charla y bebe en Estocolmo, Suecia, el miércoles 8 de abril de 2020
Coronavirus de Suecia La gente charla y bebe en Estocolmo, Suecia, el miércoles 8 de abril de 2020 AP Photo/Andres Kudacki

Pero cree que Suecia debería haber mirado más de cerca lo que estaba pasando en otros países. "No tomar ninguna decisión por tener 'muy pocas pruebas' es ya tomar una decisión. El virus en sí ha forzado una rápida respuesta política, y Suecia parece filosóficamente opuesta a hacer tales cambios", critica.

Tegnell, el epidemiólogo estatal, respondió a las cartas abiertas en abril defendiendo la base científica de la política sueca, y llamando "inexactas" las cifras citadas por las investigaciones. A sus ojos, el número de muertes en Suecia estaba inflado porque el virus se había propagado en las residencias de ancianos en mayor medida que en otros países, causando más muertes.

Los firmantes cree que Suecia necesita recopilar más datos sobre su brote y permitir un debate abierto entre la Agencia de Salud Pública y otros científicos.

Leer más: La desaparición de la levadura y leche de los supermercados, resumida en un gráfico: italianos y franceses sufrieron más problemas de abastecimiento que los españoles

Nadie al volante para dirigir las pruebas

Suecia está dando prioridad a sus pruebas de coronavirus para los trabajadores de la salud que muestran síntomas, así como para los pacientes que ya están en el hospital. A posteriori: policía y a los equipos de emergencia. No obstante, la agencia de salud dice que las personas con síntomas de resfriado o gripe "no serán priorizadas", pero deben quedarse en casa.

Recientemente incluyó en este grupo a quienes presenten síntomas leves.

Lena Hallengren, ministra de Salud, dijo a finales de marzo que las pruebas selectivas, en lugar de las pruebas masivas de la población, eran el camino correcto para Suecia.

Un restaurante en Estocolmo el 8 de mayo de 2020
Un restaurante en Estocolmo el 8 de mayo de 2020 JONATHAN NACKSTRAND/AFP via Getty Images

TheLocal.se, periódico sueco, informó que el 8 de mayo alrededor de 1.000 personas al día estaban siendo examinadas en Estocolmo. El objetivo del país eran 100.000 pruebas a la semana, y estaban cumpliendo menos de un tercio.

La tasa de pruebas de Suecia es de 17,6 por cada 1.000 personas, según el seguimiento de Statista. Noruega, su vecino cercano, tiene una tasa de 37,9. Al respecto, Kämpe cree que se necesitan más pruebas para evaluar el éxito de la estrategia: "Hace falta tener datos".

"Todavía no tenemos datos para calcular las proyecciones que la gente está haciendo. Todavía no existen", lamenta.

Leer más: 15 trucos y consejos a la hora de llevar mascarilla que te ayudarán a protegerte mejor frente al virus

Carlsson aprueba que las pruebas son especialmente importantes precisamente porque la estrategia de Suecia es muy diferente. "Debido a que elegimos un camino diferente, estamos en una posición única para proporcionar información valiosa para el resto del mundo".

"Sacrificando" a ancianos y débiles

Suecia dice que su plan está destinado a proteger a los más vulnerables, instando a las personas mayores de 70 años a quedarse en casa y prohibiendo las visitas a las residencias de ancianos.

Sin embargo, alrededor de la mitad de las muertes de Suecia se han producido en residencias de ancianos, y cerca del 88% de sus fallecidos son personas mayores de 70 años, una cifra similar a algunos de los países más afectados de Europa.

Por encima, los trabajadores de las residencias de ancianos han informado que tienen que trabajar sin acceso a equipos de protección personal.

Un monumento a las víctimas del coronavirus en la plaza Mynttorget de Estocolmo
Un monumento a las víctimas del coronavirus en la plaza Mynttorget de Estocolmo ONATHAN NACKSTRAND/AFP via Getty Images

Algunos funcionarios se han quejado de que no tienen permiso para dar tratamiento de oxígeno a los pacientes con el virus; además, tienen la orden de no llevar a los pacientes a los hospitales.

Las personas vulnerables también han dicho a Business Insider que el plan de Suecia ha optado por aislarlos de la atención"Estamos sacrificando a los ancianos y a las personas con enfermedades", asegura Kämpe.

Leer más: Para registrarte en este hotel de Alicante necesitas pasar 2 test negativos de COVID-19, pero a cambio ofrecen servicios que refuerzan el sistema inmunológico

Tegnell niega que el plan de Suecia implicara el sacrificio de ciertos grupos. En cambio, asegura que las altas cifras de muertos fueron un evento imprevisto, no parte del plan en absoluto. El Ministro de Salud Hallengren ha admitido públicamente que "fallamos en proteger a nuestros ancianos".

La Agencia de Salud Pública da fe que han empezado a aplicar mayores medidas de higiene y que as muertes en los asilos ya se están reduciendo. No obstante, el número de muertes en Suecia, 3.698 el martes, se ha disparado por encima de sus vecinos nórdicos que con confinamientos.

Per cápita, sus muertes son 4 veces mayores que las de Dinamarca y 8 veces que las de Noruega, dos países con sistemas sanitarios, sistemas políticos y densidad de población similares.

La gente hace cola para comprar alcohol en una tienda estatal de Systembolaget el 25 de abril de 2020.
La gente hace cola para comprar alcohol en una tienda estatal de Systembolaget el 25 de abril de 2020. JONATHAN NACKSTRAND/AFP via Getty Images

Suecia también está notificando más de 400 casos nuevos al día, en comparación con unos 20 al día en Noruega y unos 60 al día en Dinamarca.

"No nos copiéis"

Kämpe cree que Suecia reúne las condiciones para tener un bajo número de muertes: no está muy densamente poblada, tiene un alto grado de educación y tiene bajas tasas de enfermedades como la diabetes y la obesidad.

"Y a pesar de todo esto hay muchísimas muertes. Como médico me niego a aceptar ninguna muerte innecesaria. Pero tenemos miles. Si esto continúa, tendremos decenas de miles", se lamenta.

"No creo que sea un modelo que nadie deba copiar".

Leer más: Guía sobre el uso de mascarillas: cuándo son obligatorias, qué capacidad de protección ofrece cada una y dónde comprarlas más baratas

A ojos de Carlsson, Suecia está en "un momento muy peligroso" porque su plan recibe atención internacional, por ejemplo de los manifestantes estadounidenses proTrump: "La gente quiere una forma de atravesar sin un bloqueo". No es buena idea: "la estrategia pondría en peligro a la población sueca y miles de vidas a nivel europeo y mundial".

"No estamos probando. Estamos totalmente en la oscuridad. Este no es un ejemplo a seguir".

La propia Suecia ha insinuado que cambiará su estrategia si encuentra una mejor, pero todavía no ha hecho ninguna cesión.

Y además