Pasar al contenido principal

Fui a la cafetería que ha comprado Coca-Cola y es totalmente decepcionante

IG Group: A shrewdly timed move by Whitbread
A collection of large sized Costa Coffee take away cups. Ben Pruchnie / Getty Images

Coca-Cola ha comprado la cadena de cafeterías británica Costa Coffee por 5.100 millones de dólares, según anunció el viernes.

Sin embargo, no entiendo por qué.

La respuesta obvia es porque Costa ha dominado el mercado de café en el Reino Unido durante muchos años, creciendo de 39 a casi 4.000 puntos de venta en todo el mundo en 13 años.

Es la segunda cadena de café más grande de China después de Starbucks, con más de 400 tiendas (y subiendo) en el país.

Lee más: El mapa que muestra el enorme alcance de Costa Coffee

En el pasado ejercicio, Costa obtuvo unos ingresos de 1.300 millones de libras (1.550 millones de euros).

Financieramente, la compra podría tener sentido. Pero me cuesta entender por qué alguien iría a esa cafetería.

Costa es omnipresente en Londres, donde vivo, así que recientemente visité una de las tiendas. La experiencia fue comparable a cualquier otra vez que he estado en un Costa: totalmente decepcionante.

Te puede interesar