El futuro de Boom, una startup de aviones supersónicos, está en duda después de que todos los grandes fabricantes de motores de avión se nieguen a ayudar

Boom Supersonic's Overture flying above clouds.
Boom Supersonic

Boom Supersonic podría verse obligada a fabricar su propio motor para su avión ultrarrápido Overture.

En 2020, el fabricante de motores Rolls-Roycefirmó un acuerdo de compromiso con Boom para explorar un motor que pudiera impulsar el Overture, más rápido que el sonido, que ya tiene pedidos de United y American Airlines.

Sin embargo, Rolls-Royce dijo a AIN Online a principios de septiembre que ya no están interesados en este proyecto.

"Hemos completado nuestro contrato con Boom y entregado varios estudios de ingeniería para su programa supersónico Overture", indicó Rolls-Royce.

"Después de una cuidadosa consideración, Rolls-Royce ha determinado que el mercado supersónico de la aviación comercial no es actualmente una prioridad para nosotros y, por lo tanto, no seguirá trabajando en el programa en este momento", continuó la compañía. "Ha sido un placer trabajar con el equipo de Boom y les deseamos mucho éxito en el futuro".

Tras los comentarios de Rolls-Royce, GE Aviation, Honeywell y Safran Aircraft Engines han señalado a FlightGlobal que no están interesados actualmente en fabricar un motor supersónico para Boom.

GE trabajó anteriormente en el motor Affinity que se estaba desarrollando para impulsar un avión supersónico del extinto fabricante de aviones Aerion, que fue respaldado por Boeing antes de cerrar sus puertas en mayo de 2021 debido a problemas financieros. Pero la compañía reveló a FlightGlobal que el supersónico civil no es un segmento que estén persiguiendo actualmente.

Pratt & Whitney, otra empresa capaz de fabricar un motor de este tipo, también se muestra reticente a participar, y su director de sostenibilidad, Graham Webb, califica los aviones supersónicos de "tangenciales".

No obstante, Boom está decidida a encontrar un fabricante de motores y a producir una central eléctrica que sea respetuosa con el medio ambiente. La empresa espera que sus aviones Overture, de 200 millones de dólares (200,4 millones de euros), funcionen con combustible de aviación 100% sostenible (SAF).

"Como práctica, evitamos comentar cualquier negociación en curso y confidencial con nuestros proveedores, hasta que ambas partes estén preparadas para anunciarlo conjuntamente", afirmó Boom a Business Insider el viernes. 

"Sin embargo, podemos reconfirmar nuestra intención de anunciar el socio de motores seleccionado por Boom y el enfoque de transformación para un vuelo supersónico fiable, rentable y sostenible, a finales de este año", añadió.

El CEO de Boom Supersonic explica cómo su avión podría evitar los obstáculos que condenaron al Concorde para rescatar los vuelos supersónicos

Dado que los fabricantes de motores son reacios a asociarse con Boom, Henry Harteveldt, analista de viajes y presidente de Atmosphere Research Group, explica a Business Insider que la empresa podría tener que fabricar los suyos propios.

"Boom ha declarado que quiere que su avión sea lo más respetuoso posible con el medio ambiente, lo cual es un objetivo noble y de vital importancia, pero a Boom ya le resulta bastante difícil y caro construir el avión", asegura. "Así que, si tuvieran que encargarse también del motor, sería un gran reto".

 

Harteveldt subraya que Boom también tendrá que asegurarse de que su motor no infrinja las patentes de nadie ni los diseños militares clasificados.

"Esto no significa que Boom no pueda hacerlo, pero tendrá que recaudar fondos adicionales o traer a uno o 2 socios para que le ayuden", apunta Harteveldt. "Pero, si tiene éxito en la construcción del avión y el motor, entonces consiguen su avión y tienen una propiedad intelectual muy única y una ventaja comercial porque no dependerán de un fabricante de motores de terceros".

Además, si Boom tiene éxito en la construcción de ambos, puede convertirse en un "objetivo de adquisición atractivo" para empresas como Airbus o Boeing.

O, en un caso irónico, podría vender el diseño de su planta motriz a un fabricante de motores y "no sólo recuperar su coste, sino también obtener un beneficio", según Harteveldt.

Otros artículos interesantes:

El plan de Japón para crear vehículos supersónicos que conecten las grandes capitales del mundo en menos de 2 horas

7 prototipos de aviones supersónicos de pasajeros que conectarán ciudades en minutos y volarán 9 veces más rápido que la velocidad del sonido

La vuelta de los aviones supersónicos está mucho más cerca de lo que piensas: así es el último aspirante a suceder al Concorde

Te recomendamos