Pasar al contenido principal

Este es el futuro del diseño de los hoteles tras el coronavirus, según los arquitectos del sector

Expect a blurred line between indoor and outdoor areas in hotels. Hotel San Luis Obispo in California pictured.
Habrá una delgada línea entre las zonas interiores y exteriores de los hoteles. Foto del hotel San Luis Obispo en California. Ryan Gobuty / Provided
  • A causa de la pandemia de coronavirus, los hoteles planean cambios significativos en su arquitectura y diseño.
  • Hablamos con diseñadores y arquitectos del sector de la hostelería para conocer el futuro del sector hotelero a nivel arquitectónico.
  • La estancia en un hotel del futuro cercano incluirá sistemas sin contacto, espacios multifuncionales y salas de conferencias que se abren al aire libre.
  • Los expertos coinciden en que es probable que los gimnasios sean reemplazados por equipamiento de fitness en la habitación.
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

La pandemia mundial detuvo los viajes a corto plazo, pero sus efectos posiblemente durarán para siempre.

Los diseñadores y arquitectos de hoteles están rehaciendo proyectos existentes y comenzando otros centrándose en el distanciamiento social y los sistemas sin contacto. Eso significa que podemos esperar ver cambios en las salas de reunión, los vestíbulos o las habitaciones, entre otros.

El punto más importante es la flexibilidad, según estos diseñadores. Están trabajando para crear espacios que puedan evolucionar según la realidad de la salud pública, así como con las necesidades y preferencias de los huéspedes. Y si bien estos conceptos están diseñados pensando en el futuro, ni siquiera es probable que una vacuna frene algunos de los cambios que se aplican actualmente.

Leer más: El sector turístico europeo afrontará más competencia de otros destinos este verano tras la desescalada del coronavirus, según los expertos

"No creo que toda la noción de salud y seguridad vaya a desaparecer", ha explicado el director de Gensler, Tom Ito, a Business Insider.

Este medio ha hablado con casi una docena de diseñadores y arquitectos del sector hospitalario para conocer cómo cambiará el diseño de los hoteles a raíz de la pandemia

Áreas de check-in: optimizadas para una experiencia sin contacto

Las áreas de check-in del hotel han sido históricamente uno de los primeros puntos de contacto humano entre los huéspedes y el personal.

"Es probable que eso cambie", ha detallado Shay Lam, directora ejecutiva y directora creativa de estudio de TPG Architecture, una firma de diseño con sede en Nueva York especializada en la hostelería, el comercio minorista y el sector de la salud.

El check-in ahora se hará desde el móvil de los huéspedes.

Y podría ser cuestión de tiempo de todos modos. Como dice Krista Ninivaggi, fundador de la firma de diseño de interiores con sede en Manhattan K and Co.: "Los hoteles llevan implantando el check-in digital desde hace años. Parece que este podría ser un buen momento para que los huéspedes se acostumbren a ello y así eliminar las congregaciones de gente en el vestíbulo".

Lobbies: rediseñados para la multifuncionalidad

El objetivo principal para el nuevo diseño del lobby será crear espacios multipropósito.

"Lo que estamos haciendo es construir flexibilidad en espacios, de modo que puedan transformarse con el tiempo", ha señalado Ito a Business Insider. "Podemos crear lobbies con varios tipos de asientos, de modo que cuando las cosas comiencen a evolucionar, podamos combinar estos espacios".

The lobby in a Gensler-designed California hotel.
El vestíbulo en un hotel de California diseñado por Gensler. Ryan Gobuty / Provided

Built, Inc. es un grupo de diseño con sede en Los Ángeles que actualmente trabaja en el rediseño post COVID-19 de tres propiedades de Marriott: AC Marriott Bridgewater, Nueva Jersey; Element Hotel Marriott Wood-Ridge, Nueva Jersey; y AC Marriott, San Diego. El presidente y fundador de la firma, John M. Sofio, subraya la noción de establecer lobbies flexibles a través del mobiliario, y sugiere formas de hacerlo que no hagan que los huéspedes se sientan atrapados.

Leer más: La apuesta de Marriott contra el coronavirus en los hoteles: tecnología para evitar la propagación y protocolos de limpieza más estrictos

"No estamos interesados ​​en dividir a las personas con aparatos claustrofóbicos como mascarillas gigantes y mamparas", señala Sofio. De hecho, destaca que hay opciones más sutiles e interesantes como estanterías con objetos en lugar de una pared.

Para evitar cuellos de botella y minimizar los puntos de contacto humano, Built, Inc. también planea crear una nueva señalización en los espacios del lobby: marcas en el suelo para alentar a las personas a mantenerse a 2 metros de distancia y flechas para guiar a los clientes de manera segura dentro, alrededor y fuera del espacio.

Sofio dice que todos los nuevos letreros de distanciamiento social se marcarán para que coincidan con los colores, las letras y los gráficos del hotel: "Haremos que sean lo más interesantes y menos llamativos posible".

Couches in a Built, Inc.-designed hotel are back-to-back to avoid mixing parties.
Los sofás en un hotel diseñado por Built, Inc. están situados de manera que eviten mezclar a gente. Courtesy of Built, Inc.

Habitaciones y 'la percepción de limpieza'

Las habitaciones pueden ser la parte más importante a considerar en el gran rediseño del hotel COVID-19.

Como explica Ito: "En un espacio público, tienes la opción de elegir dónde quieres ir, dónde quieres sentarte. La principal preocupación en este momento es la habitación, ya que la gente se pregunta: ¿Quién ha estado allí antes que yo?".

Gensler está pensando el diseño de las habitaciones para incluir indicaciones visibles de limpieza sin que parezca una clínica. Eso podría significar más superficies duras y menos superficies porosas.

Sofio explica que mientras algunas personas dicen no a las alfombras, su compañía está buscando una alfombra antimicrobiana. "La clave es encontrar un material que sea seguro y estéticamente agradable".

Built, Inc. también apuesta por minimizar los puntos de contacto. "Estamos diseñando las puertas para que las personas puedan evitar tocar los pomos", dice Sofio.

This is the future of hotel design after coronavirus, according to hospitality architects
Gesnler.

"La mayoría de las puertas de las habitaciones de hotel ya se abren con una tarjeta", comenta Ninivaggi. "¿Cómo de difícil sería añadir un pestillo automático también para que la puerta se abra cuando pasas tu tarjeta que ha sido previamente desinfectada?".

Más allá de eso, los huéspedes querrán ver alguna evidencia de que su salud está siendo protegida. Los diseñadores están trabajando en soluciones atractivas y que se vean claramente, en lugar de aparatos escondidos como la luz UV.

"Solíamos pensar que no debería verse a gente limpiando cosas, pero ahora queremos lo contrario", ha destacado Ito.

El objetivo ahora es integrar estos elementos en el diseño del espacio de una manera que se vea bien, a lo que él llamó "la percepción de limpieza".

Los sistemas de filtración de aire de alto calibre son el nuevo lujo

La pandemia probablemente afectará a los sistemas de aire acondicionado en la construcción de hoteles.

"Los sistemas HVAC pueden estar mejor diseñados para limitar la cantidad de aire compartido en una habitación", dice Ninivaggi. "Retaría a mis ingenieros mecánicos a pensar en otras formas de suministrar calefacción y refrigeración. ¿Hay formas de usar calor radiante y grandes volúmenes de aire fresco? ¿Es hora de volver a la ventilación natural?"

"Tal vez esté bien dejar que nuestros edificios respiren más y no aislarlos hasta el punto de que hace mucho frío en julio o mucho calor en enero", añadió Ninivaggi.

Christian Schulz, socio fundador de Studio Collective, ve los sistemas de filtración de aire como un nuevo sello de lujo en los hoteles.

"Creo que la idea de utilizar sistemas de filtración de aire de mayor calibre en las habitaciones será algo en lo que muchos hosteleros comenzarán a gastar dinero, una especie de nuevo lujo para la salud y el bienestar", ha señalado a Business Insider.

Espacios para reuniones y salas de conferencias

Tanto Schulz como Ito coinciden en que la flexibilidad será un principio fundamental del diseño de la sala de reuniones.

"La idea de tener 1.000 personas en una habitación no parece muy atractiva en este momento", comenta Gensler Ito. "A largo plazo estamos pensando en espacios más pequeños e íntimos que se pueden luego juntar".

Schulz, de manera similar, espera ver espacios de reunión divididos en espacios más pequeños y manejables.

Ito también ve un impulso hacia espacios que pueden abrirse al aire libre, una tendencia evidenciada en el nuevo Hotel San Luis Obispo del grupo en la costa central de California, donde hay numerosas áreas al aire libre para uso durante todo el año, incluido un patio público con sofás al aire libre y hogueras. El salón de actos cuenta con puertas que se abren a una terraza al aire libre con vistas a la montaña

In the Gensler-designed Hotel San Luis Obispo, it's a fine line between the outdoors and the indoors.
En el Hotel San Luis Obispo, diseñado por Gensler, hay una delgada línea entre el exterior y el interior. Ryan Gobuty / Provided

"Mientras que sea posible, querrás estar al aire libre y que te dé el sol, lo cual es muy beneficioso para la salud", dice.

Sofio también imagina "salas de zoom" con cámaras web y equipos de transmisión de alta calidad para contribuir al teletrabajo.

Ito señaló que algunos de estos cambios ya están sucediendo. "Lo hemos visto en muchos de nuestros hoteles, donde retransmiten programas o inauguraciones", dice.

Comida y bebida: fin del buffet

Los diseñadores de hoteles no ven un futuro para las comidas tipo buffet.

Lam of TPG Architecture señala que esto significará un cambio en cómo se anuncian los resorts.

"Para muchos resorts, los buffets con todo incluido son un punto de venta para aquellos que desean contar la comodidad y el lujo de tener una variedad de comidas", explica Lam a Business Insider. "Sin embargo, la idea de que los alimentos estén a la vista durante largos períodos de tiempo, mientras están expuestos a partículas en el aire, ya no se considerará glamurosa".

Don't expect to see many more buffets at hotels.
No esperes ver muchos más buffets en los hoteles. Ksenija Toyechkina/Shutterstock

En general, los comedores dentro de los hoteles se centrarán en el distanciamiento social.

Andrea DeRosa, diseñadora principal y cofundadora de Avenue Interior Design, conocida por proyectos como la renovación del Palms Casino, La Serena Villas de Palm Springs y el SLS Baha Ma, dice que los restaurantes albergarán a menos comensales con el objetivo de mantener el distanciamiento social.

"Aumentarán las opciones para llevar a medida que la gente se vuelve a animar a comer fuera", dice DeRosa.

Los expertos señalan que el final de la comida estilo buffet podría marcar el comienzo de una nueva era para las opciones de servicio de habitaciones.

Clay Markham, vicepresidente senior y líder del sector hotelero en la firma de diseño CallisonRTKL, señaló un posible cambio en este sentido. "Si el servicio de habitaciones alguna vez se consideró un servicio peor en comparación con los restaurantes, ahora será una manera de ofrecer una experiencia más personalizada y sanitaria", comenta Markham.

Ito ve un cambio hacia una alimentación más informal en diversos entornos hoteleros.

"Quizás no sea un menú completo, pero puedes comer y cenar en varios lugares", apunta. "Estás creando una experiencia realmente memorable: tendemos a olvidar que el objetivo principal de un hotel es impulsar esas experiencias memorables".

Un gimnasio en la comodidad de tu propia habitación

¿Otro punto donde coinciden los expertos? La desaparición del gimnasio del hotel tal como lo conocemos.

Es probable que los espacios de fitness se reduzcan y se trasladen cada vez más a la privacidad de las habitaciones, según DeRosa de Avenue: "Habrá más equipamiento fitness en la habitación, como esterillas de yoga y pesas".

Ito señaló que algunos hoteles están convirtiendo suites en salas privadas de entrenamiento.

"Los días de cintas de correr y pesas han terminado", señala Sofio. "En cambio, las pesas se pueden pedir al servicio de habitaciones al igual que se hace con la comida".

Y además