El G20 apoya la estabilidad del mercado energético durante la crisis del coronavirus, pero elude dar cifras de los recortes de los barriles de petróleo diarios

Campo petrolero Nahr Bin Umar, al norte de Basora, Irak.
Campo petrolero Nahr Bin Umar, al norte de Basora, Irak.
REUTERS/Essam Al-Sudani
  • Los ministros de Energía del G20 se han comprometido a garantizar la estabilidad de los mercados de energía después de que el precio del petróleo marcase mínimos desde 2002 en plena crisis del coronavirus. 
  • Para ello, han creado un grupo de trabajo con carácter voluntario para los miembros del G20 para desarrollar las medidas necesarias para dar una respuesta coordinada y hacer recomendaciones cuando fuese necesario.
  • No obstante, no han discutido las cifras para un potencial ajuste de la producción de crudo que podría ascender a un total de 15 millones de barriles antes de junio. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.
Cintillo especial Coronavirus

Los ministros de Energía del G20 han subrayado la importancia de garantizar la estabilidad del mercado de la energía y su compromiso de utilizar todos los recursos para que el sector pueda contribuir a la recuperación de la economía tras el impacto de la pandemia de covid-19, además de haber expresado su apoyo a las medidas pactadas por la OPEP+, aunque sin alcanzar por su parte ningún compromiso sobre cifras de reducción de la producción de petróleo.

"Nos comprometemos a tomar todas las medidas necesarias e inmediatas para garantizar la estabilidad del mercado energético", señala el comunicado del G20, publicado por la delegación canadiense más de 10 horas después del comienzo de la reunión y en el que el foro reconoce "el compromiso de algunos productores para estabilizar los mercados energéticos".

En este sentido, los ministros del G20 han coincidido en que garantizar la estabilidad de los mercados de energía, así como una energía asequible y segura son elementos clave para el bienestar y la resiliencia de los países y su capacidad de respuesta a la crisis.

Leer más: El precio del petróleo marca mínimos desde 2002 por la guerra de precios entre Arabia Saudí y Rusia y los excedentes por la crisis del coronavirus

De este modo, y tomando como referencia el compromiso de los líderes de los países del G20 en la cumbre de la semana pasada de hacer uso de todas las medidas disponibles para garantizar la estabilidad de los mercados, los ministros se han comprometido a velar por que el sector energético sigue contribuyendo a que la economía supere el impacto de la pandemia e impulse la recuperación posterior.

"Reconocemos el papel vital que desempeña el buen funcionamiento de los mercados energéticos, estables, abiertos, transparentes y competitivos para impulsar la actividad económica y el crecimiento", señala el texto.

En este sentido, los ministros han acordado crear un grupo de trabajo con la misión de desarrollar las medidas para una respuesta coordinada y acciones correctivas, así como realizar recomendaciones según sea necesario. Este grupo, abierto a todos los miembros del G20 y con carácter voluntario, informará periódicamente a los ministros de Energía del G20 durante la presidencia de Arabia Saudí.

Leer más: La OCDE asegura que el coronavirus ha desencadenado una crisis económica que "durará años" y que ya es más grave que la de 2008

"Continuaremos nuestra estrecha colaboración y revisaremos tanto nuestra respuesta a la pandemia de COVID 19 como nuestra agenda energética del G20 para la transición hacia sistemas energéticos más limpios y sostenibles en nuestra reunión prevista de septiembre, mientras estamos listos para volver a reunirnos más pronto si es necesario", concluye el comunicado.

En una rueda de prensa posterior a la reunión del G20, el ministro canadiense de Recursos Naturales, Seamus O'Regan, confirmó que en el encuentro los ministros de las principales economías mundiales habían coincidido en señalar la importancia que para todos tiene "el buen funcionamiento y la estabilidad del mercado petrolero", pero sin haber llegado a discutir cifras para un potencial ajuste de la producción de crudo.

No obstante, el ministro ruso de Energía, Alexander Novak, que también tomó parte en la cumbre, ha expresado su confianza en que los países productores al margen de la OPEP+ llevarán a cabo una reducción de su oferta de petróleo de unos 5 millones de barriles diarios, elevando así a un total de 15 millones de barriles al día el ajuste del suministro mundial para tratar de estabilizar los mercados ante el desplome de la demanda de crudo provocado por la pandemia de COVID 19. 

Leer más: Cuánto va a subir el paro en España con la crisis del coronavirus

"En el marco del G20, muchos hablaron de las medidas que son necesarias para restaurar la situación de los mercados", indicó Novak en una entrevista con la televisión pública rusa Rossiya-24, recogida por Europa Press, en referencia a las medidas planteadas por productores como Canadá, Estados Unidos, Argentina o Noruega.

"Creemos que, además de los 10 millones de barriles (al día) comprometidos por la OPEP+, otros 5 millones de barriles serán recortados por países productores al margen de OPEP+, lo que supondría que la reducción total en los meses de mayo-junio sería de unos 15 millones de barriles diarios", apuntó Novak.

Un día antes de la reunión del G20, los países de la OPEP, liderados por Arabia Saudí, y otros productores, incluyendo Rusia, que forman el grupo conocido como OPEP+, habían alcanzado un acuerdo para recortar la producción de petróleo en 10 millones de barriles al día.

LEER TAMBIÉN: En L, W o V, las tres formas que puede tener la recuperación económica y la que tiene más probabilidades de concretarse

LEER TAMBIÉN: 6 cosas que tienes que hacer ahora con tu dinero para sobrevivir a la próxima recesión, según este planificador financiero

LEER TAMBIÉN: Qué inversiones arriesgadas sí merecen la pena y cuándo hacerlas

VER AHORA: Desde personas en paro desesperadas hasta multinacionales del crimen: los perfiles de ciberdelincuente más comunes, según el CEO de Buguroo