El gigante aceitero de Coosur y la Española alcanza unos ingresos récord de 1.100 millones tras la escalada de los precios, pero su beneficio retrocede

Alguien comparando precios del aceite de oliva en el supermercado.
Alguien comparando precios del aceite de oliva en el supermercado.

Getty Images

  • La empresa Aceites del Sur-Coosur ha disparado su facturación hasta una cifra récord de 1.102 millones de euros. Su beneficio, sin embargo, fue de 1,7 millones de euros, un 75% menos que el año anterior
  • Después de la rebaja al 0% del IVA del aceite de oliva y el cambio de coyuntura, los precios han empezado a bajar en los supermercados (aunque algunos más que otros). 

Aceites del Sur-Coosur, la sociedad que comercializa y exporta las marcas de aceite de oliva Coosur y La Española, ha elevado su facturación en 2023 hasta los 1.102 millones de euros, un 25% más que el año anterior, según indican las últimas cuentas de la compañía depositadas en el Registro Mercantil. 

Es la primera vez que esta empresa, una de los mayores comerciantes de aceite de oliva de España, consigue superar la barrera de los 1.000 millones de euros en ingresos. El contexto económico y climático lo ha sido todo en esta subida. La falta de lluvia marcó el paso de unas cosechas históricamente pobres en cantidad y calidad de la aceituna, que tuvo que ser exprimida al máximo para conseguir abastecer el mercado de aceite. Aun así, los precios se dispararon hasta alcanzar los 9 euros por litro en el mercado. 

La empresa ha hecho su propio análisis de la situación: "Esta circunstancia ha disparado los precios hasta niveles nunca vistos en todas las categorías, y no solo los precios de la producción nacional, sino también los precios de otros países productores, a los que se ha hecho imprescindible acudir para seguir atendiendo la demanda". 

La escasez de aceituna y la subida de los precios llevaron a la empresa a almacenar temprano la materia prima, acudiendo a todos los mercados de origen, para “cumplir con los compromisos, garantizando el margen comercial de los mismos”, explica la compañía sobre las cuentas.

Esa capacidad de previsión fue clave para la empresa. Cuando las cosas se pusieron feas, ellos estaban preparados: aumentaron su cuota de mercado en las categorías de aceite de oliva virgen extra y virgen normal. El 58% de la facturación (casi cinco puntos más que el año anterior) provino de las ventas realizadas en España. 

El ebitda (que permite ver el rendimiento operativo real de una empresa) mejoró un 39% anual, hasta los 27,2 millones de euros. Pero no todos buenas noticias: el aumento de los costes de aprovisionamiento de la materia prima (creció un 29%) y de los costes financieros (los costes de las deudas que haya contraído la empresa) han tumbado el resultado neto. 

El beneficio fue de 1,7 millones de euros, un 75% menos que el año anterior

Una larga historia

Acesur tiene una historia larga. Nació en 1840 y desde entonces siempre ha tenido una vocación internacional (en 2022 inauguraron su primera planta de envasados en Suffolk, una ciudad de Virginia, en Estados Unidos). Envasan aceite de oliva en más de 20 países, y exporta el producto para venderlo en comercios y supermercados de 110 países diferentes. Las ventas en estos mercados suponen más del 50% de las ventas totales. 

Hacía tiempo que la empresa no enfrentaba retos como los que se han sumado estos últimos años. El cambio climático ha reducido las cosechas y la escasa producción agrícola ha disparado los precios hasta niveles que no se veían hace mucho tiempo. 

Recientemente, el Gobierno ha rebajado el IVA del producto hasta el 0% para intentar paliar esa subida. Según los primeros informes, parece que el precio ha empezado a bajar. 

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.