Glovo tiene un plan para ser rentable en 2021 y desmiente los rumores de compra por parte de Alibaba: así obtiene sus márgenes

Sacha Michaud, cofundador de Glovo.
Sacha Michaud, cofundador de Glovo.

Glovo

  • Glovo se ha marcado como objetivo ser rentable en 2021 y, por ello, impulsará su crecimiento entrando en nuevas ciudades en países en los que ya opera. 
  • "Glovo no está a la venta”, sentencia el cofundador de la compañía, Sacha Michaud, en una entrevista con Business Insider, desmintiendo los rumores de compra por parte del gigante del comercio electrónico Alibaba.
  • "No nos interesa ser el tercer o cuarto player en un país y eso definirá nuestra línea de expansión”, avanza el ejecutivo.
  • El modelo de negocio de Glovo se apoya en dos fuentes de ingresos: por un lado la tasa de entrega y la comisión que cobra a cada negocio por cada venta. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Glovo se ha marcado como objetivo ser rentable en 2021. La compañía de entrega de pedidos a domicilio traza una estrategia que se apoya en alcanzar la rentabilidad para el próximo año y, de esta manera, no depender de inversores externos. Lo hace poco después de haber cerrado una ronda de 150 millones el pasado diciembre que impulsó la valoración de la compañía por encima de los 1.000 millones de euros. 

“Creo que es fundamental que nos enfoquemos en ser rentables y eso implica un enfoque hacia mercados en los que ya estamos”, señala el cofundador de Glovo, Sacha Michaud, en una entrevista con Business Insider España. El plan de la compañía pasa por entrar en nuevas ciudades en países en los que ya opera para lograr esta meta financiera. Más allá de ello, Michaud avanza que la compañía podría desembarcar en algún país en el que tenga visibilidad y que no comprometa la rentabilidad de la empresa aunque revela que no tiene ningún mercado identificado a corto plazo. 

Pero en los planes de la compañía no está el de dar entrada a capital externo. Así lo asegura el cofundador del unicornio catalán: “Glovo no está a la venta”; sentencia Michaud desmintiendo los rumores de compra por parte del gigante del comercio electrónico Alibaba. “Creemos que tenemos bastante recorrido todavía para dar más valor a la compañía”, comenta el cofundador de Glovo. 

Leer más: La relación con los 'riders' no tiene que pasar por un contrato laboral, según el cofundador de Glovo, que advierte de las consecuencias económicas de limitarla

El directivo pone de relieve que sus principales competidores, Uber Eats o Deliveroo, son gigantes multimillonarios que han recibido mucha financiación. “Somos una empresa española que ha crecido muchísimo, que hemos tenido inversión, pero a veces se olvida que con quienes estamos compitiendo han crecido mucho más”, señala el directivo de Glovo.

Glovo continúa ganando cuota de mercado en la mayoría de los países en los que opera, recuerda Michaud. “Hemos identificado el enfoque y donde creemos que podemos liderar el mercado. No nos interesa ser el tercer o cuarto player en un país y eso definirá nuestra línea de expansión”, avanza el ejecutivo.

Y si bien, el Gobierno de Pedro Sánchez trabaja para regular a los riders como asalariados antes de final de verano, Michaud asegura que este cambio en el marco legislativo no comprometerá el objetivo de rentabilidad de la compañía. “Nosotros adaptaremos el negocio donde tengamos que hacerlo, como estamos haciendo en Italia ahora mismo”, apunta el directivo. “Toda restricción o limitación afectará al ecosistema de alrededor que podría estar en peligro en los países en los que se limite”.

Así son los márgenes de Glovo

El modelo de negocio de Glovo se apoya en dos fuentes de ingresos: por un lado la tasa de entrega (delivery fee) que paga el usuario final en función de múltiples factores como la distancia, la comisión que se sobra a los partners o el ticket medio del comercio.  La otra fuente de ingresos de la plataforma es la comisión que cobra a cada negocio por cada venta. “La comisión varía en función de cada segmento”, explica el cofundador de Glovo.

Leer más: Glovo experimentó un fuerte impulso en el segmento de alimentación durante el coronavirus y está preparada en caso de rebrote, según el cofundador de la compañía

Así es que Michaud pone de ejemplo el caso de un restaurante con un ticket medio de 20 euros, “Nosotros cobramos un 22% de comisión”, a esto habría que restar el gasto por repartidor, “que cobra entre 5 y 6 euros por reparto. Por lo que de esta operación Glovo se llevaría unos 80 céntimos de beneficio operativo”. Como añadido aún habría que restar el coste de atención al cliente o el coste transaccional de la venta. “Se va reduciendo y seguramente nos quedemos en unos 5 céntimos”, señala el cofundador de la plataforma. 

En España, Glovo cobra a los negocios una comisión inferior al 25%, “el 90% de los comercios está entre el 20% y el 35%”, explica el ejecutivo. El hecho de tener una comisión del 35% permite que un restaurante con un ticket medio muy bajo, por ejemplo de 15 euros, pueda mantener un coste de entrega bajo, de 1,90 euros, y no sube a 3 euros. Este factor es especialmente importante para el cliente, porque  la comisión por entrega condiciona que finalmente un cliente opte por uno u otro restaurante. 

Michaud recuerda que Glovo cuenta con 60.000 usuarios activos que cada mes ingresan en Glovo que se suman a 25.000 comercios activos al mes en todo el mundo. “Tenemos mucho recorrido aún por delante como para hablar de estas cosas”, dice en referencia a los rumores de compra.

LEER TAMBIÉN: Cuánto hay que caminar para adelgazar, según la ciencia

LEER TAMBIÉN: Los mejores tipos de té para perder peso, según la ciencia

LEER TAMBIÉN: Déficit de vitamina D: qué le pasa a tu cuerpo cuando no obtiene los niveles adecuados y cómo tratarlo

VER AHORA: El Black Friday del año del coronavirus: una antesala de las compras navideñas con un consumo contenido

    Más:

  1. Glovo
  2. Alimentación
  3. Comercio electrónico
  4. Moda
  5. Empresa
  6. Trending
  7. Top