Así ha descifrado una empresa taiwanesa el rompecabezas del intercambio y el alquiler de las baterías eléctricas

Motos eléctricas Gogoro

Gogoro 

  • Una empresa taiwanesa de scooters eléctricas está implantando su modelo de intercambio de baterías en China e India.
  • El modelo de la empresa no sólo evita el tiempo de espera para la recarga, sino que también reduce el coste del vehículo.
  • El CEO de Gogoro habla con Business Insider sobre cómo ha desarrollado un nuevo modelo de tenencia de baterías.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El componente más caro de los vehículos eléctricos son las enormes baterías que se necesitan para alimentarlos, y eso es así independientemente del número de ruedas que tenga: las baterías que hacen funcionar una scooter eléctrica suponen alrededor del 40% del coste del vehículo. Esta circunstancia constituye una barrera de coste para posibles compradores, sobre todo porque la batería pierde valor a medida que su rendimiento disminuye con el tiempo.

Una empresa taiwanesa de scooters eléctricas cree tener la solución: cuando un cliente compra una moto eléctrica a Gogoro Global, no compra las baterías. En su lugar, paga una cuota mensual para acceder a la red de intercambio de baterías de Gogoro, que permite cambiar las baterías agotadas por otras nuevas en los cajeros automáticos instalados dentro de las ciudades.

El sistema de intercambio de baterías de Gogoro, con su tarifa Flex, implica que el conductor paga una tarifa fija por un uso ilimitado. El conductor paga entre 10 y 40 euros al mes.

"Al eliminar la batería, conseguimos ser más competitivos", explica a Business Insider el CEO de Gogoro, Horace Luke. "La batería [es] una suscripción, algo que se contrata. Y a través de su uso al mes, la pagas".

Los lentos tiempos de carga ahuyentan a los potenciales compradores de coches eléctricos: estas 5 startups están creando las baterías de carga rápida que podrían conquistarlos

Una scooter Gogoro cuesta entre 2.000 y 2.500 euros, según el modelo (las subvenciones locales rebajan un poco el precio). Y con subvenciones similares en China e India -mercados en los que Gogoro se está expandiendo- el precio debería mantenerse relativamente bajo. La empresa se ha involucrado recientemente en dos joint ventures, una con los gigantes de la industria china DCJ y Yadea, y otra con el titán de los vehículos eléctricos de dos ruedas Hero Corp en la India.

La misión de Gogoro es sencilla: maximizar el impacto y el efecto de la tecnología en la sociedad sin sobrecargarla y hacerse con una mayor cuota de mercado en el sector de los vehículos eléctricos de dos ruedas. El modelo de intercambio de baterías hace exactamente lo mismo por el tiempo de los conductores, al no obligarles a esperar para la carga, y por su bolsillo.

"Tenemos que satisfacer al cliente de forma sorprendente y sorprenderle a través de [nuestra] tecnología", afirma Luke. "Y estamos deseando poner eso en China, India y el resto del mundo en desarrollo".

Este artículo fue publicado originalmente en BI Prime.

LEER TAMBIÉN: Investigan una tecnología que permitiría cargar la batería de un coche eléctrico mientras circula en una autopista

LEER TAMBIÉN: Cómo las baterías de estado sólido pueden desbancar a las de iones de litio, según un directivo de una startup apoyada por Ford y BMW

LEER TAMBIÉN: Por qué Jeff Bezos, Tim Cook y Sundar Pichai están luchando más que nunca para ganar la guerra de los coches autónomos

VER AHORA: Clubhouse desata la guerra de los audios: todas las claves de la exclusiva aplicación que te permite conversar con famosos y expertos