Google utilizó su monopolio para eliminar a la competencia y dominar el mercado de publicidad digital, según el Departamento de Justicia de EEUU

Merrick Garland, fiscal general del Departamento de Justicia de Estados Unidos, durante el anuncio de la demanda contra Google por monopolio.
Merrick Garland, fiscal general del Departamento de Justicia de Estados Unidos, durante el anuncio de la demanda contra Google por monopolio.

Reuters

  • Hasta 8 estados de Estados Unidos, junto al Departamento de Justicia, han presentado una demanda contra Google por utilizar su posición monopolística en el mercado de publicidad digital para eliminar a la competencia.
  • La denuncia también ha concluido que la gran tecnológica ha aprovechado esta posición para distorsionar este mercado, perjudicando a inversores y anunciantes.

Aunque Google ha sido una de las grandes tecnológicas que mejor ha resistido los envites de una situación poco favorable durante 2022, este año podría complicarse para el gigante de las búsquedas.

Así, la mirada de los organismos reguladores sigue de cerca a la compañía estadounidense. Desde 2015, está inmersa en un proceso judicial iniciado por la Comisión Europea, que interpuso una multa de 4.125 millones de euros a Google.

Las autoridades europeas acusaron a Google de presiones a los fabricantes de móviles para favorecer herramientas como su buscador y, por tanto, favorecer el monopolio en Android.

Ahora, hasta 8 estados de Estados Unidos, junto al Gobierno federal y el Departamento de Justicia del país, han presentado una demanda contra Google por prácticas monopolísticas para abusar de su posición en el mercado de publicidad digital.

"Durante los últimos 15 años, Google se ha involucrado en un curso de conducta anticompetitiva y excluyente que consistió en neutralizar o eliminar a los competidores de tecnología publicitaria a través de adquisiciones", han explicado en un comunicado.

El gran temor de Google es que la IA se desboque: tras la explosión de ChatGPT, ya es demasiado tarde

Además, acusan a la compañía de, presuntamente, ejercer su dominio en estos mercados para obligar a editores y anunciantes a usar sus productos, además de frustrar cualquier intención de utilizar los de la competencia.

Por su parte, Merrick B. Garland, fiscal general, ha sido contundente y ha asegurado que "se hará cumplir enérgicamente" cualquier norma antimonopolio, sin importar la industria o la empresa.

 

"La queja de hoy alega que Google ha utilizado conductas anticompetitivas, excluyentes e ilegales para eliminar o disminuir severamente cualquier amenaza a su dominio sobre las tecnologías de publicidad digital", ha concretado.

Lo cierto es que el mercado de publicidad digital está absolutamente dominado por Google, ya que controla a casi todos los principales editores de sitios web, como ha destacado la demanda.

Así, lo tiene todo incluido en propio negocio, desde los servidores de anuncios de internet –con la evolución de DoubleClick– hasta la red publicitaria de anunciantes y la puesta en contacto de compradores y vendedores de publicidad en internet.

En definitiva, se acusa a la compañía de contar con un patrón de adquisiciones para eliminar a la competencia, de obligar a adoptar sus herramientas, distorsionar las subastas de publicidad digital e, incluso, manipularlas.

Cabe destacar, además, que el Departamento de Justicia podría obligar a Google a vender ciertos segmentos de su negocio, para garantizar que no continúe sus prácticas monopolísticas. Aunque esto solo ha ocurrido una sola vez en Estados Unidos, hace 40 años.

En aquel entonces, el Departamento de Justicia obligó a la compañía AT&T a segmentar su negocio, debido a que se había aprovechado de contar con casi todas las partes de la cadena de producción.

Aunque esto es realmente improbable, las autoridades estadounidenses podrían mirar al pasado y obligar a Google a deshacerse de activos muy valiosos, los mismos que presuntamente ha usado para convertirse en un monopolio.

Otros artículos interesantes:

Google cede a la presión de los despidos: qué departamentos que pueden verse más afectados

Neeva llega a España: así es el buscador sin anuncios creado por dos 'ex-Googlers' que busca competir a golpe de privacidad

"Hemos tolerado demasiado tiempo productos tecnológicos que nos explotan", según este ex alto directivo de Google y CEO actual del buscador Neeva

Te recomendamos