Google retrasa sus planes de búsquedas generadas por IA después de que esta función recomendase a la gente comer pegamento

Shubhangi Goel
| Traducido por: 
Liz Reid, directora de Búsquedas de Google.
Liz Reid, directora de Búsquedas de Google.

Google

  • Google está reduciendo las respuestas generadas por inteligencia artificial que ofrece su motor de búsqueda como consecuencia de las críticas recibidas por los errores cometidos por esta función.
  • Los resúmenes generados por IA, lanzados hace dos semanas (en EEUU), han recibido críticas por haber ofrecido respuestas falsas y absurdas.

Google está retirando el uso de respuestas generadas por inteligencia artificial en sus resultados de búsqueda después de que esta función cometiese algunos errores infames, como sugerirles a sus usuarios que le pongan pegamento a la salsa de la pizza para que el queso no se despegue.

Hace apenas dos semanas, Google lanzó en Estados Unidos estos resúmenes generados por IA que aparecen como respuesta a las consultas de los usuarios en la parte superior de su buscador. 

En los últimos días, varios de esos usuarios —incluido un experto en SEO— han notado la presencia de menos resúmenes generados por inteligencia artificial, lo que podría dar a entender que el gigante tecnológico está reduciendo su aparición tras las críticas recibidas. El principal problema con esta función es que no es posible desactivarla mientras se utiliza el motor de búsqueda de Google.

La directora de Búsquedas de la firma de Mountain View, Liz Reid, ha publicado este jueves un artículo en el blog oficial de la compañía para decir que están tratando de solucionar estos problemas.

Ilustración con el logo de Google.

Este cambio se produce después de que internet se haya inundado de ejemplos en los que la IA de Google se ha vuelto loca, así como de imágenes falsas generadas por esta función. Entre ellos, algunos que afirmaban que Barack Obama fue un presidente musulmán, que África no tiene países que empiecen por la letra K o que la gente debería comer "al menos una piedra pequeña al día".

Los nuevos límites de Google incluyen la detección de "consultas sin sentido", que no deberían mostrar resultados de inteligencia artificial, la limitación del contenido satírico o humorístico y la introducción de restricciones para las consultas en las que los resultados de IA no serían útiles porque no existe suficiente información sobre ese tema.

Las propias presentaciones de Google muestran que los resúmenes erróneos no se limitan a unas pocas consultas virales. En un vídeo de demostración publicado hace dos semanas, la función de resúmenes generados por inteligencia artificial ofrecía consejos erróneos a un fotógrafo que preguntaba cómo podía arreglar su cámara de fotos.

En la publicación del blog de Google, Reid también ha asegurado que la empresa ha limitado el contenido procedente de foros o redes sociales que ofrece su nueva función, ya que este puede contener consejos engañosos.

"Los foros a menudo son una gran fuente de información verídica y de primera mano, pero en algunos casos pueden dar lugar a consejos poco útiles, como el uso de pegamento para conseguir que el queso se pegue a la pizza", ha puesto como ejemplo la directora de Búsquedas de Google.

 

Reid ha señalado que la compañía ya dispone de sistemas para no mostrar noticias generadas por IA ni resultados relacionados con la salud. Además, ha defendido que los resultados más perjudiciales de la nueva función de Google, que animan a la gente a fumar estando embarazada o a dejar a sus perros en los coches, son en realidad "capturas de pantalla falsas".

Todos estos cambios representan el último ejemplo en el que el gigante de las búsquedas online lanza un producto de inteligencia artificial y se ve obligado a volver sobre sus pasos cuando las cosas se complican.

A principios de este año, el generador de imágenes por IA de Google también fue criticado por no crear imágenes de personas blancas en determinadas circunstancias. Fue acusado de ser demasiado woke y de generar fotos con incoherencias históricas (como personas negras con uniformes nazis). Unas semanas más tarde, a través de otra entrada de blog, Google se disculpó y puso en pausa dicha función.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.