Qué hacer cuando hay turbulencias en un avión, según varias azafatas

Turbulencias avión

Getty

  • Las turbulencias son normales y raramente son motivo de preocupación desde el punto de vista de la seguridad.
  • Las principales causas de una turbulencia son determinadas formaciones de nubes, tormentas, corrientes de aire en cadenas montañosas o zonas de corrientes en chorro.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las turbulencias en un avión pueden parecer el final del camino, pero estadísticamente no existen datos de accidentes aéreos causado por turbulencias.

Ya sea porque tienes miedo a volar, o porque simplemente no deseas que se te derrame la bebida o golpearte, lo normal es que quieras evitar sentir turbulencias.

Esta situación puede ser causada por una serie de factores, aunque el más común son los cambios repentinos en la velocidad del viento que pueden sacudir el avión.

Y aunque puedan llegar a ser realmente fuertes, lo cierto es que, como aseguran los expertos, las turbulencias no entrañan por lo general peligro alguno para el avión y sus pasajeros.

Los aviones están diseñados para enfrentarse a los movimientos más severos  —aquellos capaces de levantarnos del asiento si no llevamos el cinturón de seguridad —.

Pese ello, lo cierto es que cuanto menos los notemos mucho mejor, por lo que lo ideal para no sentir las turbulencias es evitar sentarse en los últimos asientos dele avión. 

10 consejos y trucos que te ayudarán a superar el miedo a volar

En caso de darse, lo mejor es relajarse, aceptarlas como algo natural y seguir las instrucciones de los tripulantes de cabina (TCP), que son quienes mejor saben qué hacer en esos casos.

Según explica a Business Insider España Carmen Nuevo, directora del centro Air Hostess Madrid, durante el briefing –la reunión previa al vuelo con el sobrecargo y el comandante– se informa a la tripulación sobre cualquier turbulencia esperada, meteorología o situaciones especiales del vuelo.

Según sean turbulencias leves, moderadas o más severas, los TCP aplicarán el procedimiento adecuado y siempre bajo las órdenes e información del comandante.

Por ello, en el momento que ocurran, la tripulación informa a los pasajeros del tipo de turbulencia y se procederá a encender las luces que indican que hay que abrocharse los cinturones.

Como pasajero, solo tendrás que seguir esta indicación y mantener la calma, ya que, como asegura Nuevo, es una situación normal en casi todos los vuelos.

La tripulación también indicará a los pasajeros que deben permanecer sentados en sus asientos, con sus mesitas plegadas y los reposabrazos bajados.

Aquellos que vuelen con sus bebés de 0 a 2 años deben colocarle el cinturón especial para estos (el denominado canguro).

"Toda la tripulación aplicará el procedimiento de asegurado de cabina y en caso de ser una turbulencia severa deberán suspender el servicio a bordo para asegurar los trolleys en sus correspondientes galleys, sentarse en sus transportines y abrocharse los arneses", añade Nuevo.

Como indica la experta, los TCP están siempre formados para desempeñar todas sus funciones tanto en operación de emergencia, como en operación normal, por lo que saben cómo actuar en estos casos.

Otros artículos interesantes:

6 cosas que las azafatas de vuelo querrían decirte pero no pueden

Una azafata explica en TikTok cómo los pasajeros pueden recibir un "trato especial" a bordo

Esta es la forma de conseguir bebidas gratis y millas aéreas cuando viajas en avión, según una azafata

Te recomendamos