Un hombre casi muere por una infección cerebral causada por un hongo que la mayoría de la gente inhala a diario

Un paciente recibe atención en un hospital.
Un paciente recibe atención en un hospital.
Getty Images
  • David Erwin, de 60 años, estuvo a punto de morir por una infección fúngica en el cerebro, los pulmones y la columna vertebral.
  • Antes había sobrevivido a un cáncer y completado la quimioterapia, lo que le hacía más propenso a una infección.

Después de sobrevivir a un cáncer de garganta, David Erwin no mejoraba.

Erwin, que ahora tiene 60 años, terminó la quimioterapia en 2020, informó el Wall Street Journal. Incluso después de que sus médicos le dieran el visto bueno, dijo que seguía experimentando síntomas como un dolor de espalda debilitante y una parálisis parcial.

Meses después, un neurocirujano le extirparía una masa sospechosa del cerebro. La masa no era un cáncer, sino un hongo común: Aspergillus fumigatus, una especie de moho que se encuentra en todas partes, desde plantas y árboles hasta las alfombras.

La mayoría de la gente inhala esporas de moho sin darse cuenta. El Aspergillus crece habitualmente tanto en el exterior como en el interior de los hogares, y los expertos en salud pública señalan que es inútil tratar de evitar respirarlo.

Pero para las personas inmunodeprimidas —como Erwin, cuyo sistema inmunitario se debilitó por la quimioterapia— estos hongos suponen una amenaza más aguda. En el caso de Erwin, el Aspergillus se instaló no sólo en su cerebro, sino también en sus pulmones y su columna vertebral.

Erwin sobrevivió por poco a su infección, pero el hongo que se apoderó de su cerebro y su cuerpo sigue siendo un patógeno preocupante, según un informe reciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Algunos hongos son una gran amenaza para la salud pública

La OMS publicó el martes una lista de hongos patógenos peligrosos para la salud, nombrando 19 especies que suponen un peligro para la salud pública.

Al Aspergillus se le asignó el nivel de prioridad más alto, junto con otro que puede causar meningitis y 2 especies asociadas a infecciones por hongos. La lista de prioridades pretende establecer una clasificación para futuras investigaciones y desarrollos médicos, ya que sólo hay 4 clases de medicamentos disponibles para tratar las infecciones fúngicas.

El seguimiento y el tratamiento de las infecciones fúngicas también ha resultado ser un reto mundial, ya que muchas de las pruebas utilizadas para identificarlas no están ampliamente disponibles en todo el mundo. Según el informe de la OMS, la mayoría de las pruebas de diagnóstico de los hongos son caras y, por tanto, están reservadas a los entornos de altos ingresos.

 

Las infecciones fúngicas son especialmente peligrosas para los pacientes que ya están gravemente enfermos: los que padecen cáncer, VIH/SIDA, trasplantes de órganos e infecciones pulmonares crónicas

Un número cada vez mayor de personas están inmunodeprimidas debido a tratamientos como la quimioterapia o la medicación necesaria con los trasplantes de órganos, explican los expertos al periódico estadounidense.

Infecciones fúngicas en España

No existe un sistema formal de vigilancia para hacer un seguimiento de las enfermedades causadas por hongos en nuestro país. 

Aunque no se cuente con datos concretos, las infecciones fúngicas con mayor prevalencia en España son la las infecciones candidiásicas y las causadas por el moho Aspergillus, indicó en 2021 Isabel Ruiz, médico intensivista del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Universitario Vall d’Hebron en Isanidad.

El impacto real de las infecciones fúngicas puede ser mucho mayor por el impacto de la pandemia: los pacientes con covid-19 que ingresan en la UCI aumentan el riesgo de mortalidad por cuatro, según Ruiz.

"Se está evidenciando que existen pacientes intubados con covid que padecen aspergilosis. Por ello, se está hablando de la aspergilosis pulmonar asociada al covid, conocida como CAPA".

Un estudio sobre los pacientes con CAPA revela una incidencia del 3,3% de los pacientes que ingresaban en la UCI en el Hospital Gregorio Marañón. En el Hospital Vall d’Hebron, esta incidencia era del 1,2%, permite saber la especialista.

El mes pasado, las autoridades sanitarias de EEUU instaron a los pacientes y al personal sanitario a considerar los hongos como una explicación de las infecciones que no responden al tratamiento, lo que podría dar lugar a más diagnósticos en el futuro.

Otros artículos interesantes:

Enfermedades y problemas de salud que pueden causarte la humedad y el moho de tu casa

La próxima pandemia podría provocarla un hongo y aún no estamos preparados para frenarla

Cómo acabar con el moho en casa para siempre, según los expertos

Te recomendamos