El impacto del coronavirus va más allá de las bolsas: así puede convertirse en un problema para el mundo la gigantesca deuda global

Un hombre con mascarilla para el coronavirus en una fábrica.
Reuters
  • El mundo vive inmerso en una gigantesca burbuja de deuda. En los últimos meses, analistas y organismos han dado la voz de alarma sobre cómo esto podría ser problemático en el caso de que hubiera un shock en los mercados.
  • La expansión de la crisis del coronavirus puede acabar detonando la bomba de relojería que se esconde debajo de esta gigantesca montaña de bonos emitidos por empresas y países. 
  • La Reserva Federal ya advirtió hace meses de que los préstamos de riesgo de empresas (conocidos en inglés como leveraged loans) aumentaron un 20% hasta superar hace algo menos de un año los 1,1 billones de dólares (unos 970.000 millones de euros). 
  • "Nos hemos acostumbrado a que, durante estos últimos años, las empresas han acudido al mercado a financiarse en vez de hacerlo en los bancos aprovechando los bajos tipos de interés", explica el analista de XTB Dario García a Business Insider España.
  • La expansión del Covid 19 tendrá efectos sobre sectores de la economía como la industria del motor, la tecnología o el turismo. 
  • Aunque se paralice su actividad, las empresas tienen que seguir pagando los vencimientos de deuda y esto puede ser un problema para ellas. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

El mundo vive inmerso en una gigantesca burbuja de deuda. En los últimos meses, analistas y organismos como la Reserva Federal han dado la voz de alarma por la gran cantidad de bonos corporativos emitidos y por la posibilidad de que esto pueda ser problemático si se produce un shock en los mercados. Ahora, la expansión del coronavirus se puede convertir en la chispa que encienda la mecha de esta montaña de deuda. 

Por un lado, los préstamos de riesgo de empresas (conocidos en inglés como leveraged loans) aumentaron un 20% hasta superar hace algo menos de un año los 1,1 billones de dólares (unos 970.000 millones de euros). Algo sobre lo que ya alertó la Reserva Federal de Estados Unidos. 

A este escenario se suma que gran parte de los bonos emitidos por las empresas se sitúan en la parte media de la tabla, por lo que las dudas económicas pueden hacerles caer hasta la calificación de bono basura si en el horizonte económico aparecen nubarrones. 

Leer más: No ha habido tanta deuda corporativa de riesgo en años: la Reserva Federal está haciendo sonar la señal de alarma de lo que puede significar para la economía

Parte de esa tormenta ya se estaba formando hace unos meses cuando varias de las grandes economías comenzaron a reducir sus perspectivas económicas. Ahora, el estallido del Covid 19 puede desatar los truenos. La OCDE ya ha rebajado las previsiones y ha alertado de que, en el peor escenario, el crecimiento sería la mitad del previsto anteriormente. 

"Nos hemos acostumbrado a que, durante estos últimos años, las empresas han acudido al mercado a financiarse en vez de hacerlo en los bancos aprovechando los bajos tipos de interés", explica el analista de XTB Dario García a Business Insider España. "El problema aparece cuando estas compañías emiten deuda que está rozando el límite entre grado de inversión y high yield (bono de alto riesgo, también conocido como bono basura), lo que obliga a las compañías a generar grandes flujos de caja, es decir, a tener un gran crecimiento para poder hacer frente a las previsiones y además, poder pagar la deuda", añade. 

El coronavirus puede hacer que estalle la "burbuja de deuda"

Así, el escenario de bajos tipos de interés ha hecho que se genere una "burbuja de deuda" en el mundo por la facilidad para acudir a los mercados de capitales. Aquí es precisamente donde surge el problema ahora, en cómo hacer frente a la deuda generada. La expansión del Covid 19, que ya afecta a un gran número de países en todo el mundo, ha puesto en jaque a grandes sectores de la economía y, si la crisis se alarga en el tiempo, el escenario actual podría empeorar. 

Algunos, como la industria del automóvil o la tecnología, están viendo cómo la paralización de las fábricas chinas o de otros países puede afectar a su producción. A esto se suma que la restricción, o por lo menos la recomendación, de limitar los movimientos también afecta a la industria turística, donde cadenas hoteleras o aerolíneas se están viendo obligadas a ajustar sus previsiones de resultados. 

Así, aunque su producción o su negocio esté en stand by, las empresas deben seguir haciendo frente a los vencimientos de deuda que tienen en el calendario. "La solución puede pasar o por pedir préstamos financieros para pagarlos o bien por hacer nuevas emisiones para pagar los cupones de las emisiones anteriores, lo que acabaría generando un efecto bola de nieve", alerta García. 

Leer más: Los planes de estímulo para combatir el impacto del coronavirus suman ya casi 50.000 millones de euros a nivel global

En este sentido, el analista advierte de que los mercados a los que habría que prestar más atención son Estados Unidos, Japón, Alemania o Francia, donde la suma de los bonos estatales y los corporativos estaría muy por encima del valor del Producto Interior Bruto (PIB) del país. Mientras, en el caso de España, este dato todavía está lejos. Al igual que en China. 

La respuesta de los bancos centrales para frenar el Covid 19 

Por su parte, los analistas de Pimco, la mayor gestora de renta fija del mundo, recuerdan el efecto que han tenido crisis pasadas en la economía. "La historia nos ha enseñado que las epidemias tienden a tener un efecto temporal en las economías y los mercados. Sin embargo, si se prolongan, pueden acabar con bancarrotas, subidas del paro y otros efectos adversos en la economía antes de que llegue el rebote", advierten Tiffany Wilding, Lupin Rahman y Nicola Mai, analistas de la gestora, en una nota a los clientes. 

En este aspecto, desde la gestora ponen en valor las medidas que están tomando los bancos centrales para tratar de vendar la herida generada por Covid 19. La Reserva Federal rebajó de manera inesperada un 0,5% los tipos de interés la semana pasada, cuando se filtró que el Banco Central Europeo (BCE) se estaría planteando abrir unas líneas de liquidez para ayudar a las empresas. 

Respecto a la respuesta del Banco Central Europeo, Chris Iggo, CIO de inversiones centrales de la gestora AXA IM Eurozona, advierte de que “no prevemos una reacción rápida y coordinada a nivel europeo”.

Así, el experto comenta que, aunque “los mercados financieros están fijando los precios basándose en una reducción adicional de 10 puntos básicos” en la tasa de depósito en la reunión de esta semana, considera que hay “suficientes miembros del Consejo de Gobierno no están convencidos de ello”. Aunque, señala, se espera que el BCE “aumente sus compras de bonos corporativos en el segundo trimestre”.

LEER TAMBIÉN: "Preparaos": los médicos italianos advierten por carta a Europa del impacto del coronavirus en los hospitales

LEER TAMBIÉN: Estas fotos muestran por qué el gel desinfectante no funciona igual de bien que el agua y jabón para eliminar los gérmenes

LEER TAMBIÉN: La demanda de los iPhone se desploma a la mitad en China: Apple vendió en febrero menos de 500.000 móviles por el impacto del coronavirus

VER AHORA: "Salir al mercado laboral ahora mismo no es una buena idea; los jóvenes deben seguir estudiando", aconseja este experto en Educación

    Más:

  1. Trending
  2. Top
  3. Coronavirus
  4. Deuda
  5. Macroeconomía