Cuidado con la silla: Incluso si haces ejercicio a diario, el sedentarismo pone tu mente en peligro, según este estudio

'Wall-E'.
'Wall-E'.
Disney+
  • 20 minutos de actividad física intensa son insuficientes para contrarrestar los peligros mentales que conllevan 8 horas diarias de sedentarismo: son los inquietantes resultados de una nueva encuesta.
  • Los expertos en salud mental recomiendan aprovechar cualquier momento para salir afuera y caminar o hacer ejercicio rodeado de naturaleza.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Durante estos últimos 18 meses, la vida en general se ha vuelto más sedentaria que nunca debido a los sucesivos confinamientos por la Covid-19. Las restricciones para salir, el auge temporal del teletrabajo... todo ello ha provocado que pases muchas horas al día sentados.

Antes del confinamiento, ya se sabía que es aconsejable levantarse de tanto en cuanto de la silla porque la vida sedentaria solo tiene malas consecuencias para el cuerpo y la mente. Lo que hasta ahora no se sabía era lo tremendamente difícil que es recuperarse de 8 horas o más al día (es decir, una jornada laboral completa) de estar sentado.

Un nuevo estudio publicado por Sport Sciences for Health ha descubierto que incluso las personas más activas físicamente pueden sufrir depresión o ansiedad si invierten 1/3 de su día a estar trabajando desde una silla.

Las conclusiones de estudio son muy claras: la Covid-19 ha tenido un terrible impacto colateral para la salud mental por culpa de este sedentarismo impuesto, y además es sumamente importante mantenerse activo a la mínima oportunidad posible. 

En concreto, 20 minutos de actividad física al día para contrarrestar 480 minutos de actividad sedentaria es insuficiente. Si no sales o ejercitas más, la mente entra en una espiral negativa.

Los detalles del estudio

'Los Simpson'.

El estudio tuvo la participación de 242 voluntarios de británicos. Estos rellenaron un cuestionario online para que reflejaran sus hábitos en cuanto a actividad física, actividad sedentaria o salud mental.

Los investigadores descubrieron que aquellos individuos que están sentados más de 8 horas al día tienen efectos mentales adversos incluso si realizan 150 minutos de actividad física moderada-intensa a la semana (unos 20-25 minutos al día).

Este dato refleja que se ha infravalorado las repercusiones mentales negativas de pasarse mucho tiempo al día sentado, y pone de manifiesto la urgencia de que cada individuo se ponga las pilas cuanto antes.

Hay que tener en cuenta que la mayoría de los participantes fueron mujeres. Además, los datos se obtuvieron a partir de un ejercicio de autoconocimiento, así que seguramente los resultados no son del todo fidedignos.

Consejos para tener una vida más activa

'Creed'.

Ante estos resultados, la psiquiatra Julian Lagoy ha explicado para Very Well Mind que "lo que refleja este estudio es que debemos intentar ser lo menos sedentarios posibles. Hay que salir afuera, hacer ejercicio, caminar... hacer todo lo necesario para mejorar nuestra salud mental".

Si tienes una vida muy sedentaria por motivos laborales, Lagoy recomienda que aproveches cualquier oportunidad para hacer algo que mejore tus ánimos y que además sea saludable. "Las personas que más pasan el día sentadas son las que más deberían hacer ejercicio fuera, rodeados de naturaleza. Verán que su salud física y mental mejora notablemente".

Al ser psiquiatra, esta experta reconoce tener clientes con depresión que inicialmente infravaloran el gesto de abrir la puerta y salir fuera. Hay que tener en cuenta por eso que, en ese estado, lo que normalmente parece fácil puede convertirse en una cuesta.

"Parece mentira, pero con solo hacer algo más de ejercicio en el exterior te sientes inmediatamente más feliz. Recomiendo ser muy consciente cuando ocurra, para que así no olvides que tus acciones tienen un efecto enorme en tu estado de ánimo".

Si teletrabajas, o estás mucho tiempo sentado en la oficina, una forma rápida y efectiva de romper la rutina es levantarte en los descansos y salir a dar una vuelta al bloque.

"Como alternativa, prueba las mesas que te obligan a trabajar de pie. Esto es importante no solo para tu mente: sentarte ralentiza el metabolismo y puede causar atrofia muscular. También puede provocar problemas de espalda porque cuando te sientas sueles adoptar una mala postura".

La importancia de escoger bien las batallas diarias

'Carros de fuego'.

Lagoy no es la única experta que apuesta por los cambios pequeños e inmediatos. Tanya J. Peterson, educadora en salud mental, explica además que es mejor no intentar cambiar la rutina de golpe.

"Si intentas hacer muchos cambios a la vez, como por ejemplo pasar de no hacer ejercicio físico a agotarte una hora al día, acabarás exhausto, frustrado y con ganas de abandonar", apunta.

Peterson recomienda que primero identifiques tus motivos genuinos para hacer actividad física. Luego, comprométete a hacer lo mínimo posible y asegúrate de sentir la experiencia aunque dure 5 minutos. "En lugar de pensar en que deberías hacer más, presta mucha atención a cómo te sientes en todos los sentidos mientras ejercitas".

Peterson tiene experiencia educando a adolescentes a cuidarse mentalmente. Explica que, cuando empiezan los pequeños cambios, sus pacientes empiezan a notar que pueden controlar sus vidas y eso les hace entrar en un círculo virtuoso.

"Un solo paso positivo que tenga un impacto positivo y directo en tu cuerpo, mente y espíritu subirá tu motivación y energía mientras que poco a poco disminuirá los síntomas de depresión, ansiedad y estrés crónico".

Otros artículos interesantes:

7 trucos sencillos para acabar con el sedentarismo y empezar a moverte más

Esta silla de escritorio transpirable evitará que sudes mientras trabajas en casa por menos de 100 euros

9 claves para cuidar de tu salud mental mientras buscas trabajo

Te recomendamos