Los gigantes Inditex, H&M o Fast Retailing encarnan la discreta recuperación de un sector que busca dejar atrás el 'catastrófico' 2020

Zara Madrid
Reuters
  • La venta entre mayo y la primera semana de junio de Inditex había sido un 5% superior a la del mismo periodo de 2019 y la cadena sueca H&M confirmaba la tendencia y crecía un 2%.
  • Pablo Isla, presidente ejecutivo de Inditex señalaba que estos resultados era la prueba más evidente de la "progresiva y fuerte recuperación" del grupo.
  • Abercrombie & Fitch o Fast Retailing constatan esta vuelta a niveles previos de la pandemia, pero también las españolas Mango, Tendam o El Corte Inglés. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El sector textil en España cerraba 2020 con una debacle sin precedentes: facturó un total de 10.619 millones de euros, lo que supone una caída del 41,26% respecto al periodo anterior. A esta realidad le seguía otra: el sector había perdido 26.700 empleos y ha supuesto el cierre de 14.800 tiendas, según los datos remitidos por la patronal Acotex.

"Los datos son catastróficos, estamos en modo supervivencia", confesaba el presidente de Acotex, Eduardo Zamácola. No obstante, durante la ronda de preguntas, un periodista le sacaba a colación los recientes resultados de Inditex y le preguntaba si el grupo gallego era un oasis en el desierto. Lo era, aunque no el único.

Pablo Isla, presidente ejecutivo de Inditex señalaba que estos resultados era la prueba más evidente de la "progresiva y fuerte recuperación" del grupo. El grupo obtenía un beneficio neto de 421 millones de euros en el primer trimestre de su ejercicio fiscal 2021. Esto implicaba dejar atrás las pérdidas históricas de 409 millones de euros anotadas un año antes por el impacto de la pandemia. 

En cuanto a las ventas del grupo, estas repuntaron un 49,6%, hasta 4.942 millones de euros. El directivo no pasaba por alto que la venta entre mayo y la primera semana de junio había sido un 5% superior a la del mismo periodo de 2019. Un punto de partida que invitaba a la esperanza. 

Otros grupos van en la misma dirección

Esta aún discreta recuperación no ha sido exclusiva del gigante gallego. H&M remontaba sus ventas un 75% en su segundo trimestre fiscal (de marzo a mayo). El grupo sueco recalcaba que si se atendía a las transacciones del 1 al 13 de junio, estas repuntaban un 35%, en comparación con el mismo periodo de 2020, y hasta un 2% si se comparaba con el mismo periodo de 2019. 

Fast Retailing, el grupo japonés propietario de la cadena de ropa Uniqlo, mejoró un 23% su resultado operativo en el primer trimestre de su año fiscal 2021. Todo ello, le permitió alcanzar los 113.100 millones de yenes, alrededor de 900 millones de euros, superando por tanto los niveles previos a la pandemia en esta variable. 

No obstante, Las ventas alcanzaron los 620.000 millones de yenes, unos 4.900 millones de euros al cambio actual, un retroceso del 0,6%, mientras que el beneficio neto atribuible para el periodo fue de cerca de 560 millones de euros, un 0,7% menos. 

Inditex quema etapas en la venta online: la estrategia sigilosa con la que ha consolidado el ecommerce antes lo previsto y en plena pandemia

Por su parte, Abercrombie & Fitch obtuvo unos ingresos de 781 millones de dólares durante su primer trimestre ( de febrero a abril), esto supone hablar de un incremento del 61% frente a lo anotado un año antes. Además esta cifra supone hablar de 47 millones más que los facturados en 2019, al tiempo que lograba su beneficio operativo más alto desde 2008. 

PVH el dueño de Calvin Klein, quien aún no ha logrado recuperar su nivel previo a la pandemia, vio aumentar sus ingresos un 55% , hasta 2.079 millones de dólares ( unos 1.743 millones de euros). "Estamos muy satisfechos con nuestros resultados del primer trimestre de 2021, que superaron significativamente nuestras expectativas" explicaba Stefan Larsson, director ejecutivo de la compañía, que elevaba sus previsiones para el año.

También los grupos españoles

Según recoge Expansión, Mango y Tendam, el dueño de Cortefiel o Springfield, también estarían ya por encima de sus cifras de 2019. De hecho, Mango superó por primera vez sus ventas previas a la pandemia en mayo, según fuentes de la compañía.

El Corte Inglés no ha alcanzado aún a esas cifras por su dependencia del turismo. No obstante, desde el grupo de grandes almacenes señalan que sus ventas son ya superiores a las de 2019 si se excluye este efecto, es decir, si sólo se contabilizan las compras de los consumidores españoles.

La fortaleza del canal online

Si hay algo indudable es del balón de oxigeno que ha supuesto el canal online para los grandes grupos de moda. Tal es así, que en 2020 el e-commerce en el comercio textil representó el 18% de la facturación total frente al 8 y el 10% de años anteriores, según Acotex.

El buen comportamiento del canal digital está presente en el seno del gigante gallego, donde creció un 67% a tipo de cambio constante, en consonancia con el crecimiento del 77% registrado durante el año de la pandemia, cuando aportó 6.612 millones de euros. El objetivo del grupo era lograr que para 2025 las ventas por internet representaran el 25% de la facturación, pero la previsión falló: el último ejercicio anual reveló que el e-commerce suponía ya el 32%.

Comportamiento similar al acontecido en Mango. Mientras que la compañía cerraba 2020 con una reducción en las ventas del 22%, hasta los 1.842 millones de euros por el impacto del COVID-19, las ventas online repuntaron un 36%, hasta suponer 766 millones de euros de facturación. Ahora una justificada ambición lleva a la empresa a esperar que la cifra escale a los 1.000 millones para 2021. 

Otros artículos interesantes:

La pandemia impulsa a las nuevas reinas del textil: las CEO llamadas a liderar un cambio de era en H&M, Gap o Saint Laurent

La directora de Sostenibilidad de Zalando busca poner límites a la industria textil y hará que en 2023 la plataforma solo venda firmas con criterios medioambientales

Las rebajas no salvan a la moda: las ventas caen hasta el 53% en enero por la pandemia y Filomena

Te recomendamos

Y además