Pasar al contenido principal

El cobro del ingreso mínimo vital podría obligar a realizar trabajos para la comunidad como tareas de jardinería o limpieza de calles

El ingreso mínimo vital podría conllevar tener que realizar trabajos para la comunidad
Gustau Nacarino/ Reuters

  • Desde julio unas 85.000 familias vulnerables se benefician del ingreso mínimo vital, una renta básica mensual de entre 462 y 1.015 euros por unidad familiar.
  • Si bien beneficiarse de esta renta estaba solo sujeto a términos vinculados con requisitos como ingresos recibidos, edad y residencia, un posible cambio en la medida podría conllevar tener que realizar trabajos para la comunidad.
  • Como publica El Confidencial Digital, de acuerdo a lo adelantado por fuentes gubernamentales, el Gobierno estaría contemplando aceptar el desempeño de "trabajos de colaboración social" para recibir el ingreso mínimo vital cada mes.
  • Este cambio vendría de cara a evitar que la propuesta sea cuestionada desde Bruselas.
  • Uno de los primeros colectivos que será seleccionado serán los parados que estén recibiendo el ingreso mínimo vital
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Desde el pasado mes de julio unas 850.000 familias vulnerables se benefician del ingreso mínimo vital. Una medida con la que el Gobierno busca combatir la pobreza en España mediante una renta básica mensual de entre 462 y 1.015 euros con la que asegurar unos ingresos mínimos en estos hogares y cubrir sus necesidades.

El objetivo, reducir un 80% la pobreza extrema en España y dar respuesta con ello a las solicitudes de la Comisión Europea que desde 2014 alertaban de la necesidad de reforzar su sistema de lucha contra la pobreza e "e intensificar la eficacia de los sistemas de renta mínima garantizada”.

Si bien hasta ahora esos ingresos no estaban sujetos a la participación en programas de inclusión laboral, este aspecto podría verse modificado, y pasar a estar condicionado a la realización de trabajos para la comunidad, según lo ha adelantado por el El Confidencial Digital. 

Como publica el medio, fuentes gubernamentales consultadas aseguran que desde el Ejecutivo se está barajando la posibilidad de que los beneficiarios del ingreso mínimo vital deban aceptar desempeñar "trabajos de colaboración social" a cambio de recibir la prestación mensualmente.

Leer más: Qué es, cómo se solicita y cuáles son las condiciones del ingreso mínimo vital

El motivo de este cambio busca convencer a Bruselas, según han asegurado las fuentes consultadas por El Confidencial Digital. En concreto se trataría de impedir que el Consejo Europeo, encargado de fiscalizar las medidas económicas, cuestione la propuesta e imponga "retoques" a la concesión del ingreso mínimo vital.

Los parados serían el primer colectivo en ser llamado para desarrollar estos trabajos sociales

De confirmarse el cambio los "trabajos de colaboración social" a desarrollar deben ser servicios de utilidad colectiva, de medio ambiente, desarrollo cultural o de asistencia social, según lo publicado. Esto incluye tareas que pueden ir desde labores de jardinería a limpieza de calles entre otras.

Este tipo de servicios a desarrollar por los beneficiarios de la renta mínima serán de creación nueva, es decir, no existían previamente para evitar que se sustituyan "empleos estables".

Entre otros requisitos a cumplir, según lo adelantado, deberán ser puestos para una Administración Pública, destinarse a beneficio de la comunidad, de carácter temporal, coincidir con la formación de la persona y no suponer un cambio de residencia habitual.

Leer más: Qué opinan los expertos del ingreso mínimo vital que acaba de aprobar el Consejo de Ministros

Asimismo, las fuentes gubernamentales consultadas por el medio afirman que uno de los primeros colectivos que será seleccionado para el desempeño  de estos trabajos sociales serán los parados que estén recibiendo el ingreso mínimo vital.

Estos desempleados serán seleccionados por el SEPE, y desde allí envíados al organismo solicitante que será el encargado de realizar el proceso de selección.

De manera similar a lo que ahora sucede con el cobro del subsidio por desempleo, el SEPE podrá obligar a los beneficiarios de la renta mínima a tener que aceptar estos puestos durante el tiempo que dure el cobro del ingreso, sin que esto implique una relación entre la administración y el desempleado.

Y además