Los ingresos de Orange crecen un 1,9% a nivel global en los nueve primeros meses del año, pero caen un 1% en España debido a la presión del 'low cost'

Laurent Paillassot, CEO de Orange en España.
Laurent Paillassot, CEO de Orange en España.
Orange
  • El negocio de Orange crece a nivel mundial, pero sufre en España por la tendencia que sigue el mercado hacia el segmento low cost. 
  • La cifra de negocio del grupo de telecomunicaciones francés ha crecido en los nueve primeros meses del año un 1,9% hasta los 31.150 millones de euros si observan los dato a nivel global. En España, la cifra de negocio cae un 1%. 
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

El negocio de Orange crece a nivel mundial, pero sufre en España por la presión del low cost. La cifra de negocio del grupo de telecomunicaciones francés ha crecido en los nueve primeros meses del año un 1,9% hasta los 31.150 millones de euros si observan los dato a nivel global, pero si la lupa recae en España esta cifra retrocede un 1%.

La compañía explica en un comunicado que esta caída en España se debe a una tendencia del mercado hacia el low cost. La compañía señala que el objetivo que se marcan para España ahora es "preservar el valor más que los volúmenes y la influencia de su portfolio multimarca para frenar el efecto de la tendencia de mercado que se mueve hacia los segmentos con un menor valor". 

Si se observan los datos de trimestre contra trimestre del año anterior, en el periodo comprendido entre julio y septiembre el grupo registró unos ingresos de 10.577 millones de euros, lo que supone un aumento del 2,6% frente a 2018, y del 0,8% en términos comparables. En España, la caída es del 2,2% frente a los datos del tercer trimestre de hace un año al registrar una cifra de negocio de 1.310 millones de euros frente a los 1.340 millones del año anterior. El grupo apunta que en términos comparables la caída es del 2,5% en el mercado español. 

Leer más: Año cero: las telecos encaran un nuevo ejercicio tras la guerra del fútbol

Por segmentos de negocio en España, la compañía señala que en el caso de los servicios minoristas las ventas cayeron un 4,7% en el tercer trimestre por apartados los ingresos de los paquetes convergentes descendieron un 3,9%; los de móviles lo hicieron un 7% y los de línea fija bajaron un 3,4%. 

Si observan los ingresos por ventas de equipo en España estos siguieron, según apunta la compañía, la misma tendencia del mercado con un descenso del 12,7% en el tercer trimestre. 

En el caso de las ventas mayoristas en España, este es el sector que mejor se comporta en términos comparables al aumentar un 15,7% en el tercer trimestre frente a la subida del 9,8% que registró en el segundo trimestre del año y apoyado en el mantenimiento del tráfico internacional.

El negocio del grupo crece un 1,9%

El grupo Orange alcanzó en los nueve primeros meses del año una cifra de negocio de 31.150 millones de euros, un 1,9% más que en el mismo periodo de 2018, aunque en términos comparables los ingresos aumentaron un 0,4%, según ha informado la operadora, que ha advertido del incremento de las presiones competitivas en España.

En el resto de mercados, los ingresos de Orange cayeron un 0,7% en Francia entre enero y septiembre y en el resto de Europa crecieron un 1,2%. Por su parte, la facturación de la operadora en África y Oriente Próximo subió un 9,1%.

Respecto al negocio de empresas de Orange, los ingresos aumentaron un 7,6% en los nueve primeros meses de 2019, mientras que la cifra de negocio del segmento de operadores internacionales y servicios compartidos retrocedió un 1%.

Por su parte, el resultado bruto de explotación (Ebitda) ajustado del grupo alcanzó en los nueve primeros meses del año los 9.573 millones de euros, un 0,6%% más que la cifra contabilizada en términos comparables entre enero y septiembre del año pasado.

El gasto de capital (capex) de Orange se situó en el periodo comprendido entre enero y septiembre en los 5.233 millones de euros, lo supone una subida del 4% en términos comparables.

En el tercer trimestre del año, los ingresos de la operadora francesa sumaron un total de 10.577 millones de euros, un 2,6% más en términos históricos y un 0,8% más en comparables, mientras que el Ebitda aumentó un 0,2% comparable, hasta los 3.615 millones de euros.

Al cierre del tercer trimestre, Orange contaba con 10,7 millones de clientes convergentes, un 4,1% más, gracias al fuerte crecimiento registrado en Europa, mientras que el número de usuarios de móviles aumentó un 4,2%, hasta 209,4 millones, impulsado por el crecimiento en África y Oriente Próximo. Asimismo, los clientes de líneas fijas de banda ancha se incrementaron un 3,2%, hasta 20,5 millones.

LEER TAMBIÉN: Cuatro retos para el sector de las telecomunicaciones, según el consejero delegado de Orange España

LEER TAMBIÉN: La facturación de los operadores de telecomunicaciones se mantiene plana a la espera del 'salvador' 5G

VER AHORA: Los 3 escenarios que maneja el grupo hotelero Palladium en 2021 tras la debacle turística por la pandemia

    Más:

  1. Orange
  2. Trending
  3. Top