Lluvia de millones para las startups de vuelos hipersónicos: por qué están captando la atención de los inversores

Representación del avión supersónico de pasajeros de Hermeus, que podrá transportar a 20 pasajeros a través del Atlántico en 90 minutos.
Representación del avión supersónico de pasajeros de Hermeus, que podrá transportar a 20 pasajeros a través del Atlántico en 90 minutos.

Hermeus

En las décadas transcurridas desde que el ser humano logró por primera vez el vuelo hipersónico -que alcanza cinco veces la velocidad del sonido-, los militares y las empresas del sector de la defensa han dominado la investigación y el desarrollo en este ámbito. Y todavía siguen inyectando —mucho— dinero en el sector: el Pentágono ha solicitado 4.700 millones de dólares para la investigación de armamento hipersónico sólo para el año 2023. 

Pero últimamente se han sumado los inversores de capital riesgo, que no se centran tanto en los misiles como en los usos comerciales. Así, están invirtiendo millones en startups que proponen aviones hipersónicos que podrían transportar pasajeros o carga por todo el mundo en menos de 2 horas.

Hermeus, por ejemplo, recaudó 100 millones dólares (95 millones de euros) en una ronda serie B encabezada por Sam Altman en marzo. La startup está desarrollando un avión de pasajeros hipersónico que, según promete, podrá transportar a 20 pasajeros a través del Atlántico en 90 minutos. 

Destinus, una startup suiza que desarrolla un avión hipersónico para entregas de carga, recaudó 29 millones de dólares (27,5 millones de euros) en una ronda de financiación inicial en febrero.

"Ha habido más de 50 años de desarrollo científico y tecnológico en este ámbito, y estamos en un punto en el que diría que gran parte del riesgo científico ya se ha superado", explica a Business Insider Liz Stein, ingeniera de sistemas y socia de Prime Movers Lab. 

Estas 6 startups lideran el creciente mercado de los aviones de hidrógeno, que podría tener un valor de casi 130.000 millones de euros en 2040 

Una transformación para los viajes aéreos de pasajeros 

Tres cosas han contribuido a la llegada de fondos para las startups especializadas en el transporte aéreo hipersónico, según Robin Riedel, socio de McKinsey especializado en movilidad e industria aeroespacial. 

En primer lugar, la industria ha constatado que las startups pueden competir con las grandes empresas aeroespaciales ya consolidadas. "SpaceX, más que nada, ha creado esa creencia", afirma Riedel. "Antes, creo que existía la idea de que este es un sector muy consolidado". 

En segundo lugar, la industria aeroespacial está ávida de tecnologías innovadoras que puedan revolucionar los viajes de los pasajeros. Los aviones comerciales llevan décadas volando prácticamente a la misma velocidad, un poco por debajo de la velocidad del sonido. "Creo que hay una demanda real del mercado y un entusiasmo por algo que sea más rápido que también está alimentando todo esto", continúa Riedel.

En tercer lugar, los avances en tecnología informática y de motores, así como las innovaciones en materiales resistentes al calor, han hecho que los viajes hipersónicos sean mucho más factibles. 

Los vuelos hipersónicos presentan oportunidades más allá de los vuelos de pasajeros 

Varias startups están tratando de hacer posible el vuelo hipersónico de pasajeros, lo que acortaría los vuelos internacionales de larga duración.

Según Stein, éste es el ámbito de la hipersónica comercial que parece tener más posibilidades de éxito y que probablemente será el primero en llegar a buen puerto, ya que mucha gente pagaría precios más altos para cruzar el mundo más rápido. 

Otras startups se centran en el transporte de mercancías sensibles al tiempo, como vacunas y órganos para trasplantes. Pero Stein asegura que los estudios de la NASA han descubierto que el mercado del transporte comercial de mercancías hipersónico "no existe realmente".

El lanzamiento espacial es otra de las aplicaciones de la hipersónica, y varias startups intentan crear aviones hipersónicos de una sola etapa hasta la órbita para reducir los costes de lanzamiento de satélites y otras cargas fuera de la atmósfera. 

Pero la industria lleva mucho tiempo intentando crear un vehículo de lanzamiento de una sola etapa a la órbita, y Stein considera que la tecnología aún no está lista. 

Es probable que aún falten años para las operaciones comerciales 

A pesar de los avances tecnológicos y de los millones aportados por las empresas de capital riesgo, pasará mucho tiempo antes de que el viajero medio pueda volar de Nueva York a Londres en 90 minutos

Fabricar una tecnología tan avanzada como un avión hipersónico de pasajeros requerirá grandes cantidades de financiación (probablemente miles de millones en lugar de millones), por lo que un gran reto para las startups será conseguir suficiente financiación para llevar a cabo sus proyectos. Luego se enfrentarán al reto de convertirse en una empresa rentable.

"El verdadero reto es saber si se puede hacer esto de forma que genere valor", afirma Riedel. "Creo que probablemente tardaremos bastante en la próxima década antes de que tengamos realmente un transporte hipersónico de pasajeros".

Otros artículos interesantes:

He viajado en el avión privado más barato del mundo, que se fleta por 2.800 euros la hora y tiene 6 plazas: así es el interior del Cirrus Vision SF50

Esto es lo que le ocurrirá a tu cuerpo si bebes demasiado alcohol cuando viajas en avión

Las interrupciones en el transporte marítimo mantienen al alza la demanda de carga aérea, disparando la conversión de aviones de pasajeros

Te recomendamos