La inversión en startups aumenta su exigencia en España: se buscan proyectos "que tengan la rentabilidad más en el horizonte", según uno de los gestores del fondo de K Fund y Telefónica

Miguel Arias, socio de la gestora de capital riesgo K Fund
Miguel Arias, socio de la gestora de capital riesgo K Fund

K Fund

El 2021 de récord de inversión para las startups españolas, con más de 4.300 millones de euros captados, ha dado gasolina a muchos proyectos, beneficiados por una oleada de rondas que han incrementado la inversión media por operación, gracias tanto al buen año que han tenido los fondos nacionales como al creciente interés de los fondos internacionales.

Sin embargo, también algunas voces han alertado de un posible sobrecalentamiento del mercado de startups, contagiado por el incremento de las valoraciones que viene de Estados Unidos, donde la mediana de inversión ha aumentado en el último año entre un 30% y un 92%, según Crunchbase.

Tanto es así que incluso algunos especialistas del mercado llegaron a apuntar a Business Insider España que se estaba llegando al extremo de dar inversiones de varios ceros por ideas de negocio en una presentación. "Eso de un millón de euros por un PowerPoint ha ocurrido", explicaban esas fuentes.

De las megarrondas a un millón de euros por una presentación: el sobrecalentamiento de la inversión en startups que ha contagiado a España podría estar a punto de terminar

Ejecutivo en una burbuja

Sin embargo, esta tendencia se estaría corrigiendo, bajo el punto de vista de Miguel Arias, socio de K Fund y uno de los gestores de Leadwind, el fondo con apoyo de Telefónica, el ICO y BBVA que ya se ha asegurado 140 millones de euros y aspira a alcanzar los 250 millones para invertir en startups tecnológicas que utilicen sus innovaciones como plataformas para desarrollar negocio.

"Yo creo que lo que hay es un cambio de foco más hacia los modelos que tengan la rentabilidad más en el horizonte. Creo que estamos viendo menos modelos super intensivos en capital, de levantar 100 millones sin facturar", explica Arias, que formó parte de startups como CartoDB y del área de innovación abierta de Telefónica antes de entrar en K Fund, a Business Insider España.

Bajo su punto de vista, el sector, que en los últimos meses ha conocido un buen número de fondos nacionales de mayor tamaño para invertir en compañías en fase más avanzada, está apostando por más controles. 

"Creo que hay una tendencia de más atención, due dilligences más detalladas, ver los ingresos y el camino a la rentabilidad", opina.

Los fondos españoles, protegidos de la inflación de las valoraciones en EEUU

La inflación en las valoraciones de las startups en Estados Unidos que muestran los datos de Crunchbase están dando lugar a una corrección que es "palmaria", para el ejecutivo de K Fund. "Hay una corrección, pero yo creo que es en las fases muy tardías, en las late stage americanas, las IPO (salidas a Bolsa) y las cotizadas", analiza.

Sin embargo, bajo su punto de vista los fondos españoles como Leadwind, cuyo objetivo es invertir en el sur de Europa y en Latinoamérica y lo hacen en fases más tempranas, están más protegidos.

"Aquí entras seguramente un 30% por debajo que en compañías similares de Silicon Valley, o un 50%. Y en cambio, cuando llega la madurez las generaciones se igualan, sean de España o de Silicon Valley, con lo cual tienes ese upside de valoración, que te protege ante las correcciones. Seguramente haya una corrección arriba, pero como entras más abajo, yo creo que lo vamos a notar menos, atemperado, como una ola que llega con menos fuerza", analiza.

"Silicon Valley es maravilloso, pero no busquemos replicarlo, cada lugar debe tener su identidad", según esta inversora que fue la primera empleada de Facebook en España y ahora dirige The Venture City

Laura González-Estéfani, fundadora de The Venture City

Arias no está encontrando un impacto directo a su actividad por la inestabilidad provocada por la invasión rusa de Ucrania, ni en la captación de fondos, ni tampoco a la hora de buscar compañías en las que invertir.

"Los proyectos de inversión de un fondo son a largo plazo, 10 años. Yo creo que las crisis y las mejoras se atemperan a lo largo de 10 años. No puedes pensar a corto plazo cuando inviertes en compañías. Así que no lo notamos tanto, no lo hemos notado en el fundraising y seguimos viendo proyectos muy interesantes", concluye.

Otros artículos interesantes:

De las megarrondas a un millón de euros por una presentación: el sobrecalentamiento de la inversión en startups que ha contagiado a España podría estar a punto de terminar

Leadwind, el fondo de K Fund con apoyo de Telefónica, el ICO y BBVA, obtiene 140 millones en su primer cierre y pretende firmar su primera inversión "en las próximas semanas"

El 'venture capital' español detecta proyectos cada vez más maduros en el ecosistema emprendedor: por qué la ley de startups dinamizará aún más el mercado

Te recomendamos