Investigadores consiguen que el primer robot vivo del mundo se reproduzca dándole forma de Pac-Man

Imagen promocional de Pac-Man Geo.
Imagen promocional de Pac-Man Geo.

Bandai Namco Entertainment.

Los científicos que crearon los Xenobots -los primeros robots vivos del mundo- han encontrado una manera de formar eficazmente a los robots para que se reproduzcan por sí mismos.

Los Xenobots se han formado a partir de células madre de Xenopus laevis (una rana africana con garras), cuyas células tienen unos diminutos pelos llamados cilios que les ayudan a moverse por una placa de Petri. El científico Sam Kriegman ha explicado a Business Insider que, aunque la gente puede pensar que las grandes figuras industriales o metálicas son robots, el término se refiere realmente a cualquier máquina que realice "un trabajo físico y útil" en el mundo.

Kriegman ha trabajado en el proyecto Xenobot junto con investigadores afiliados a la Universidad de Vermont, la Universidad de Tufts y el Instituto Wyss de Ingeniería Inspirada en la Biología de la Universidad de Harvard.

"Intentamos averiguar qué trabajo útil podían hacer, y una de las cosas que se nos ocurrió fue limpiar el plato", ha comentado Kriegman.

Los investigadores colocaron partículas de colorante y perlas de hierro recubiertas de silicona en la placa de Petri y observaron el movimiento de los pequeños Xenobots, observando que amontonaban los restos, ha asegurado Kriegman. El científico ha descrito a los Xenobots como excavadoras que se mueven y empujan las células madre en montones.

Kriegman también ha apuntado que su colega Douglas Blackiston repitió entonces el proceso colocando células adicionales -del mismo tipo que las que componen los Xenobots- para ver cómo reaccionaban los robots.

"Dije: 'Dios mío, esto es increíble', ¿qué pasa cuando hacen los montones? ¿En qué se convierten las células cuando hacen las pilas? 'No lo sabíamos", ha dicho Kriegman. "Lo descubrimos dejando que esas almorranas se desarrollaran en el transcurso de unos días, y luego llevándolas a un nuevo plato y viendo si podían moverse".

Y ha añadido: "Y resulta que es posible".

Esto apuntaba a que los montones se convertían en "descendientes" de las células madre, creciendo sus propios cilios y funcionando por sí mismos.

"Si hay suficientes células madre en una pila, empezarán a desarrollarse y se compactarán en una esfera", ha manifestado Kriegman. "Crecerán cilios, y eso les permite moverse y, en algunos casos, también hacer montones adicionales, y esos montones se convierten en su descendencia".

Kriegman ha valorado que, al principio, la replicación se producía de forma "espontánea", por lo que los investigadores utilizaron la inteligencia artificial para averiguar la mejor forma para que los Xenobots se replicaran de forma más consistente y así tener un mejor control.  

"Construimos un modelo computacional que simula las células madre y todo dentro del ordenador", ha señalado Kriegman sobre el proceso. 

Han descubierto que una forma de "comecocos" daba los mejores resultados para garantizar que los xenobots fueran capaces de crear más, por lo que diseñaron la forma de los xenobots reales para que fueran más eficientes.

"Crearon hijos que hicieron nietos, que hicieron bisnietos y tataranietos. Así, cuatro rondas de replicación con el diseño de 'Pac-Man'"

"Resulta que ese diseño es al menos dos o tres veces mejor que el estado natural", ha afirmado Kriegman. "Así que crearon hijos que hicieron nietos, que hicieron bisnietos y tataranietos. Así, cuatro rondas de replicación con el diseño de 'Pac-Man'".

Por ahora, los Xenobots están confinados en las placas de Petri del laboratorio, pero Kriegman ha comentado que los biólogos y los roboticistas esperan que el proyecto pueda dar una idea de cómo algunos animales pueden regenerar partes perdidas y otros no, como por ejemplo que los humanos pueden regenerar partes de su hígado, pero las salamandras pueden regenerar miembros enteros. 

El siguiente paso para los xenobots sería dotarlos de algún tipo de órganos sensoriales, por ejemplo, una forma de ver.

"Ahora mismo, esencialmente están nadando con los ojos cerrados", ha finalizado. "Solo son bolas de motor".

Otros artículos interesantes:

Alphabet ha puesto una flota de robots que trabajan de forma autónoma a limpiar las oficinas de Google

China da un paso adelante en la carrera hacia los robotaxis: dos empresas transportarán pasajeros mediante coches autónomos en una zona equiparable a San Sebastián

Los 'gurús' de la tecnología dan las claves para entender el momento que vivimos: transformación digital, la Inteligencia Artificial, el metaverso y las nuevas formas de trabajo, protagonistas del evento tecnológico del año.

Te recomendamos