Investigadores del MIT descubren una nueva manera de generar electricidad que podría alimentar a los robots del futuro

Los robots se pueden convertir en algo habitual en los comercios y en los restaurantes.
Reuters
  • Un grupo de ingenieros del MIT, en Estados Unidos, ha descubierto, tras varios años de investigación, un mecanismo totalmente nuevo para generar electricidad, sin necesidad de cables y extraída, en parte, del medioambiente.
  • Dicha energía podría utilizarse en un futuro para la alimentación de robots a micro y nanoescala, algo en lo que ya trabajan los mismos ingenieros.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La humanidad ha utilizado diferentes formas de generar electricidad a lo largo de la historia, algunas más contaminantes que otras. Sin embargo, ¿qué ocurriría si los investigadores hubieran dado con una manera para extraerla directamente del medioambiente y sin necesidad de cables?

Desde 2005, Michael Strano, profesor de ingeniería química en el MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts, en Estados Unidos), ha estado realizando estudios sobre los nanotubos de carbono y su capacidad de generar ondas termoeléctricas, mediante el recubrimiento con combustible, pulsos de calor o el viaje de ondas de este tipo a través de ellos. En 2010, consiguió demostrarlo finalmente y publicó los resultados en Science.

Sin embargo, ahora el equipo investigador de Strano ha dado un paso más y han conseguido generar electricidad, mediante el uso de pequeñas partículas de carbono en interacción con un líquido, un disolvente orgánico conocido como acetonitrilo, el cual se encarga de extraer electrones de estas partículas.

“Esta forma de generar energía es completamente nueva”, ha explicado Strano. "Esta tecnología es intrigante porque todo lo que tiene que hacer es hacer fluir un disolvente a través de un lecho de estas partículas; esto te permite hacer electroquímica, pero sin cables".

Esta corriente generada, según han explicado los investigadores en Nature, se podría utilizar para alimentar robots a micro y nanoescala, una aplicación de vital importancia para la industria, sin necesidad incluso de instalar almacenamientos de energía.

"Si se quieren alcanzar niveles de carbono neutro en 2050, los acuerdos para generar combustibles fósiles deben terminar inmediatamente", advierte la Agencia Internacional de Energía

Cómo alimentar de energía a los robots

En este estudio más reciente, el equipo de Strano fue capaz de demostrar que eran capaces de impulsar una reacción conocida como oxidación del alcohol, orgánica. Lo curioso de este tipo de oxidación es que se recolecta directamente del medioambiente, algo totalmente novedoso y que, en un futuro, podría usarse en robots a escalas micro y nano, para utilizarlos como sensores ambientales o de diagnóstico.

"Significa que no es necesario instalar el almacenamiento de energía", ha garantizado. "Lo que nos gusta de este mecanismo es que puede tomar la energía, al menos en parte, del medioambiente".

En este sentido, el método que siguieron los ingenieros del MIT fue recubrir los nanotubos de carbono con un material muy parecido al teflón de las sartenes; este mecanismo causó que los electrones fluyeran desde la parte recubierta hasta aquella que no lo estaba, consiguiendo generar corriente eléctrica, concretamente, 0,7 voltios de electricidad por cada partícula, en un solo tubo de ensayo.

Más adelante, los electrones se pueden extraer mediante la inmersión de estas partículas en el líquido anteriormente mencionado, es decir, que solo serían necesarios para generar electricidad estos nanotubos más dicho líquido. 

"El disolvente quita electrones y el sistema intenta equilibrarse moviendo electrones", ha asegurado Strano. "No hay una química de batería sofisticada en el interior. Es solo una partícula, la pones en solvente y comienza a generar un campo eléctrico".

Uno de los coautores, Ge Zhang, estudiante de posgrado del MIT, ha garantizado, además, un hecho realmente vanguardista: "Las partículas pueden hacerse muy pequeñas y no requieren cables externos para impulsar la reacción electroquímica". Su aplicación en la rama industrial llegará en los próximos años, probablemente, revolucionando este campo.

Otros artículos interesantes:

Elon Musk quiere convertir cada hogar en una planta de energía distribuida

Estas son las consecuencias que tendría la explosión de una bomba nuclear en el espacio

¿La esperanza de vida es genética o parte del estilo de vida? La ciencia responde a los interrogantes sobre la longevidad en el ser humano