Investigan la inflamación cardíaca como posible efecto secundario raro de la vacuna COVID-19 en jóvenes y adolescentes

Vacunación de adolescentes contra el COVID-19

Paul Hennessy/SOPA Images/LightRocket via Getty Images

  • Un nuevo estudio eleva la posibilidad de que una afección cardíaca constituya un efecto secundario poco frecuente de la inyección de Pfizer.
  • Siete adolescentes estadounidenses experimentaron dolor en el pecho a los pocos días de recibir la segunda vacuna COVID-19.
  • A pesar de ello, las autoridades estadounidenses siguen animando a los adolescentes a vacunarse. En España, los jóvenes de entre 12 y 15 años podrían ser inmunizados antes del inicio del próximo curso escolar.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Un nuevo estudio, publicado este viernes, ha suscitado la preocupación de que una afección cardíaca pueda suponer un efecto secundario poco frecuente en los jóvenes y adolescentes que reciban la segunda dosis de las vacunas contra el COVID-19.

Las autoridades sanitarias están investigando si los casos de inflamación del corazón registrados en siete adolescentes estadounidenses de diferentes estados pueden estar relacionados con la administración de la vacuna de Pfizer, según informa Associated Press.

El estudio, publicado en el Diario Oficial de la Academia Americana de Pediatría, muestra que los siete chicos -de entre 14 y 19 años- experimentaron dolor en el pecho a los pocos días de recibir la segunda vacuna contra el coronavirus.

Las pruebas de diagnóstico cardíaco mostraron un tipo de inflamación del músculo cardíaco denominada miocarditis. 

Ninguno de los adolescentes cayó en estado crítico y todos fueron enviados a casa después de entre dos y seis días, según ha declarado a AP la doctora Preeti Jaggi, coautora del informe. Actualmente se cree que la inflamación es temporal, afirma Jaggi.

Este estudio llega tras las noticias procedentes de Israel que sugieren que existe una "relación probable" entre la recepción de la segunda dosis de la vacuna de Pfizer y la aparición de miocarditis, según declaró el martes el Ministerio de Sanidad israelí.

Los adolescentes experimentan más efectos secundarios con la vacuna de Pfizer que los adultos: este gráfico muestra los más comunes

De los más de 5 millones de personas que recibieron la vacuna, 275 personas informaron de una inflamación del músculo cardíaco, principalmente hombres jóvenes, señaló el Ministerio de Sanidad israelí.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EEUU recomendaron el mes pasado investigar la posibilidad de una relación entre la miocarditis y las vacunas de ARNm, entre las que se encuentran las de Pfizer y Moderna.

Sin embargo, la tasa de casos de miocarditis notificados después de las vacunas COVID-19 no fue distinta de la tasa de referencia, lo que significa que es posible que no exista una relación entre la vacunación y la enfermedad.

En Estados Unidos se sigue animando a los adolescentes a que se vacunen, especialmente por el aumento en el número de hospitalizaciones de los jóvenes, explican desde los CDC, que han autorizado la vacuna de Pfizer para los menores a partir de 12 años.

La Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) ha aprobado también el uso de la vacuna de Pfizer en adolescentes de entre 12 y 15 años, una franja que podría ser vacunada antes del inicio del próximo curso escolar.

Otros artículos interesantes:

Todo lo que debes saber sobre la vacunación contra el COVID-19 de niños y adolescentes: cuándo se administrarán las dosis y cuáles son los posibles efectos secundarios

Qué se puede esperar después de la vacuna contra el COVID-19: desde la duración de los efectos secundarios hasta el momento en el que aparece la protección

11 tipos de cáncer que están aumentando en niños, adolescentes y jóvenes

Te recomendamos