Los jóvenes españoles tienen menos deudas que sus padres, pero porque les resulta imposible hipotecarse

Drama jóvenes vivienda

Getty Images

Foto del redactor Andrea Núñez-Torrón Stock
  • Las familias jóvenes tienen cada vez un menor acceso a la vivienda en propiedad, según datos del Banco de España.
  • Frente al 40% de principios de siglo, los menores de 35 años solo acaparan el 6% del endeudamiento para la compra de vivienda en la actualidad.

Los jóvenes españoles se están quedando excluidos del sistema financiero por no poder acceder a una hipoteca. Es uno de los datos más llamativos del Informe de la situación de los hogares y las empresas, publicado por el Banco de España con carácter semestral. 

Este refleja un notable descenso del endeudamiento de los hogares, cuya ratio descendió en el primer semestre de 2024 hasta el 72%, nivel que no se observaba desde finales de 2001 y 14 puntos porcentuales por debajo de la del promedio de la zona del euro. En ambas áreas, el desendeudamiento ha sido más intenso en los préstamos para adquisición de vivienda.

El documento muestra que la reducción de la ratio de endeudamiento en España de los dos últimos años refleja fundamentalmente la pérdida de valor real de la deuda como consecuencia de la inflación, pero desde finales de 2022 también la mejora de la renta real y la contracción del saldo de crédito.

Pero además, atendiendo a una ventana temporal más amplia, la menor deuda de los hogares recoge el menor acceso a la vivienda de los jóvenes. Dicho de una manera, su "mejor salud financiera" con respecto a sus padres es una mala noticia: no tienen la posibilidad de contratar una hipoteca para comprarse una vivienda.

España, ¿infierno o paraíso para la vivienda? Todo depende de la edad que tengas

¿Qué dicen los datos? Hace tres décadas, los menores de 45 años acumulaban el 80% de todo el crédito hipotecario, porcentaje que hoy en día ha caído a la mitad (42%). Entre los menores de 35 años, las cifras son todavía más sangrantes, puesto que el porcentaje ha descendido del 40% del saldo total de la deuda al 6%.

Aunque hay otras razones —como una menor presencia de familias jóvenes debido al descenso de la natalidad, la baja fecundidad de los años setenta y un retraso en la edad de emancipación, que propician que los hogares con cabezas de familia menores de 45 años han disminuido del 37% en 2002 al 25% actual—, el principal motivo es la precariedad juvenil.

La proporción de hogares con hipoteca lleva estable una década: se ha mantenido en torno al 28% desde 2014. Lo que cambia precisamente es el porcentaje por grupos de edad. La proporción de jóvenes con hipoteca ha bajado desde el 50% a principios de siglo al 40% en 2022, mientras que ha aumentado en el segmento de las personas de 45 a 54 años del 32% al 42%.

El ciclo vital del endeudamiento se retrasa

La estructura del ciclo vital del endeudamiento —los jóvenes se endeudan para adquirir una casa, los de mediana edad amortizan la hipoteca, y la mayor parte de los mayores ya han liquidado sus deudas— se está retrasando por las dificultades de emancipación y la imposibilidad de compra de vivienda.

Este fenómeno se traduce en datos: mientras que la deuda media por hogar ha disminuido un 25% en términos reales —la deuda total vinculada a la vivienda principal ha caído, pasando de 500.000 millones de euros a 400.000 millones—, se produce un ascenso en la deuda de los hogares de mediana edad.

Aquellos con cabezas de familia de entre 45 y 64 años han visto crecer la deuda en 50.000 millones. El Banco de España también avisa del repunte del crédito de vivienda en la zona euro, que se ha recortado notablemente en nuestro país desde la crisis. La posición financiera de los hogares se ha visto, eso sí, fortalecida por la reducción del saldo hiptoecario.

El informe concluye que el cambio en el endeudamiento y el acceso a la vivienda es estructural: con respecto a las generaciones anteriores, los jóvenes lo tienen crudo para acceder a una hipoteca o formar una familia a la misma edad que lo hicieron sus padres.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.