¿Cuáles son las diferencias entre un legado y una herencia? Este es el caso en el que no serás responsable de las deudas

Pareja mayor preparando un testamento con un asesor
Getty

Existen diferencias importantes diferencias entre una herencia y un legado. Son figuras distintas y cada una de ellas tiene peculiaridades y ventajas respecto a la otra.

En el caso de que hayas sido nombrado como legatario o heredero de unos bienes, seguro que te estás preguntando cómo te afecta y qué es lo que dice la ley en uno y otro supuesto.

Un juzgado deniega el derecho a teletrabajar todos los días a una mujer: como no tiene hijos su necesidad de conciliar es menor, según la sentencia

Lo cierto es que cuando muere un familiar cercano, una de las cosas en las que se piensa es en la herencia, pues se trata del concepto al que más se recurre en estas situaciones.

Sin embargo, es poco común que los seres queridos del fallecido reparen en la existencia de posibles legados, algo que puede ser más útil de lo que se cree.

A continuación, se explica cuáles son las diferencias entre uno y otro concepto, y por qué en algunas situaciones el legado puede ser más beneficioso que una herencia.

¿Es lo mismo una herencia que un legado?

La respuesta más clara es que no: un legatario y un heredero tienen responsabilidades distintas, de ahí que ambas figuras mantengas fuertes diferencias.

Según explica el bufete Arriaga Asociados, lo primero que se debe tener en cuenta es que en una herencia vas a recibir la titularidad de los bienes del difunto, pero también sus deudas.

Por otro lado, en un legado obtendrías un bien o derecho concreto del difunto, sin tener que hacerte cargo de las posibles deudas que tenga. Esto último es mucho más parecido a un regalo.

Además, la herencia se produce siempre que fallece un individuo, y en caso de que no haya testamento se aplicará lo que indica la ley, repartiendo lo que corresponde de manera legítima.

Sin embargo, el legado es la decisión individual de la persona fallecida, que antes de que llegase este momento decidió regalar un bien a una persona en concreto, sea o no su familiar.

Así puedes aprovechar el dinero de la herencia para pagar el Impuesto de Sucesiones

Un ejemplo claro sería el de heredar una vivienda: aquel o aquellos que obtengan este bien tendrán que hacer frente a las cargas que sean necesarias, es decir, la deuda hipotecaria.

En cuanto al legado, un ejemplo práctico es el de una persona que, antes de fallecer, deja por escrito que quiere regalarle su reloj o los muebles de casa a un familiar o amigo. No existen cargas en estos casos.

Por último, es importante tener en cuenta que los legados se han de separar de la herencia, pues no es posible repartirlos entre los herederos.

Si existen dudas, llegado el momento será necesario contar con los servicios de un abogado que pueda aclarar a quién pertenecen los bienes del fallecido.

Otros artículos interesantes:

Vivienda en herencia entre varios hermanos, ¿qué hacer si no hay acuerdo?

Cómo declarar tu dinero en efectivo en la renta para no tener problemas con Hacienda

5 medidas sencillas que puedes tomar en 2022 para quitarte de deudas

Te recomendamos