Pasar al contenido principal

Little Caesars ha tardado más de 60 años en llegar a España pero ahora Telepizza, McDonald's y Burger King deberían seguirlo de cerca

Local Little Caesars en Cuatro Caminos
Little Caesars
  • La compañía estadounidense tratará de posicionarse como una alternativa de comida rápida más que como una pizzería.
  • Una de sus señas de identidad es el precio: pizzas medianas por 5 euros y servidas en el momento.
  • El responsable de Latinoamérica y el Caribe de Little Caesars cree que España representa un mercado importante porque “el consumo de este tipo de comida ha crecido en los últimos años de manera importante” y seguirá haciéndolo.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Para irrumpir en un mercado como el de la restauración se precisa una estrategia diferente. Little Caesars, la tercera mayor cadena de pizzas del mundo acaba de aterrizar en Madrid, con un punto de vista que la sitúa más cerca de la comida rápida que de las pizzerías tradicionales.

La idea es sencilla, según la explica Andrés de Robina, máximo responsable de la cadena en Latinoamérica y el Caribe. Mientras chasquea sus dedos, Robina dice que el modelo de negocio se basa en que el cliente entre en el local, pida su pizza, la recoja, pague y se marche.

Leer más: Qué pizza es mejor: ¿Telepizza, Domino's o Papa John's?

Todo está pensado para que el consumidor pase en el local el menor tiempo posible, de modo que las ganancias se produzcan gracias a un volumen de ventas elevado.

Siete sabores distintos y un solo tamaño, mediano, para que el cliente no se entretenga eligiendo; precios redondos, de 5 y 7 euros, para reducir al mínimo el tiempo que se tarda en pagar. Además, desde la compañía recalcan que no se trata de una promoción, y que nunca las hacen, que son precios estables. Y una preparación al instante. Las pizzas ya se encuentran preparadas, con los ingredientes en la masa, de manera que lo único que resta para su consumo es el horneado, que apenas tarda un minuto.

Leer más: El plan millonario de Papa John's para liquidar a Telepizza y Domino's

Tras leer estas primeras líneas, el lector puede pensar que se trata de un producto precocinado. Ante eso, Robina asegura que esa es precisamente la diferencia. Un producto fresco a un precio más bajo que la competencia, si bien es cierto que las pizzas tienen un solo ingrediente.

Leer más: Bruselas autoriza la compra de Telepizza por el fondo estadounidense KKR

Business Insider España fue testigo de cómo la masa se prepara en el propio local, al igual que sucede con la salsa de tomate. Por ello, aunque la propuesta de Little Caesars ha tardado en llegar a España, sus competidores deberían prestar atención, dada la diferencia de precios y productos de las cadenas más populares.

Telepizza

Dos pizzas de Telepizza
Telepizza/Twitter

A diferencia de Little Caesars, Telepizza ofrece una mayor variedad de comida, tanto pizza, como hamburguesas, pasta, ensaladas o postres. Además, incluye la entrega a domicilio, servicio que la cadena norteamericana no prevé implementar, si bien en periodos de alta demanda la entrega puede prolongarse durante largos espacios de tiempo.

Aunque el tamaño pequeño estaba condenado al ostracismo, Telepizza lo recupera para ofrecer un menú individual con bebida y un complemento por 7,95 euros, similar al Classic Combo por 8 euros de Little Caesars. En cuanto a las pizzas por separado, Telepizza permite recoger las de tamaño mediano en el local por 7 euros.

Leer más: 8 consejos para adelgazar que parecen absurdos, pero funcionan

 

Domino's Pizza

Domino's Pizza en Sierra Nevada
Domino's Pizza

Twitter

La carta de Domino's no es tan extensa, pero para contrarrestar ofrece unas pizzas de mayor tamaño y cuenta con el reclamo de sus distintos tipos de masa: fina, tradicional o con el borde relleno de queso.

En este caso se priorizan las promociones, que de hecho es la primera pestaña de su menú en la página web.

Leer más: La pizza de comino es el futuro: cómo va a cambiar la inteligencia artificial nuestro paladar

En cualquier caso, la oferta estrella de la marca es la barra libre por 7,25 euros en el local. Bebida y comida sin límite por ese precio para un mínimo de dos personas.

Burger King

Empleado Burger King
Reuters

Según el directivo de Little Caesars, compañías de comida rápida como Burger King son sus verdaderos competidores.

La oferta de la compañía norteamericana aborda diferentes tipos de hamburguesas, y también entrantes y dulces.

La rapidez es uno de los puntos fuertes de esta cadena de hamburgueserías, a lo que se añade el reparto a domicilio, que puede retrasarse unos 40 minutos.

En cuanto a los precios, se pueden encontrar las conocidas hamburguesas de un euro de pollo y carne, mientras que el producto icónico, la hamburguesa Whopper, asciende a los 3,80 euros.

Leer más: Burger King lanza Impossible Whopper, una hamburguesa vegetariana que sabe y huele a carne

McDonald's

El Big Mac, la hamburguesa más conocida de McDonalds
El Big Mac, la hamburguesa más conocida de McDonalds McDonald's

En el imaginario colectivo existe una marca que predomina por encima de los demás.

La compañía del payaso ve cómo han surgido numerosas alternativas, aunque sigue manteniendo una posición importante.

McDonald's ha tratado de posicionarse con otros productos de calidad con el sello de importantes cocineros españoles que pueden pedirse y consumirse en el momento, además de las típicas hamburguesas.

También ofrece hamburguesas por un euro, aunque su producto más conocido, el Big Mac, se vende por 3,95 euros.

Leer más: He probado las hamburguesas de McDonald's, Burger King, Five Guys y esta es la ganadora

Y además