Pasar al contenido principal

Madrid aprueba por unanimidad la operación Chamartín, uno de los mayores proyectos de regeneración urbana de Europa: qué implica y qué va a pasar ahora

Cuatro Torres Business Area desde la estación de tren de Chamartín.
Cuatro Torres Business Area desde la estación de tren de Chamartín. REUTERS/Juan Medina
  • Ahora la Comunidad de Madrid tendrá que aprobar la modificación inicial del Plan General de Ordenación Urbana de la capital.
  • Las asociaciones de vecinos han advertido que emprenderán todos los medios necesarios —legales, protestas— para parar este proyecto que consideran "lesivo".
  • Madrid Nuevo Norte, que promueven BBVA y el Grupo San José, preve construir miles de viviendas, de las cuales el 24% serán públicas.
  • Este lunes se aprobó el proyecto en pleno municipal, tras más de 25 años de trámites. Se prevé que las obras arranquen en 2020.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El pleno del Ayuntamiento de Madrid aprobó este lunes Madrid Nuevo Norte, más conocido como la Operación Chamartín. Se trata de un proyecto de regeneración urbana, ahora mismo de los más importantes de Europa.

Ha tardado 26 años en lograr su aprobación inicial, y ahora su fase de ejecución se prevé que se extienda por lo menos en 24 años.

Un total de medio siglo para que el proyecto cumpla su objetivo: cicatrizar la herida que abre las vías de Adif de la estación de Chamartín y que divide dos barrios al norte de la Plaza de Castilla.

La aprobación inicial del proyecto en pleno no ha estado exenta de polémica. Ha salido adelante con la unanimidad de todos los grupos políticos, a pesar de que hasta hace días la posición del Grupo Municipal Socialista y de Vox seguían en el aire.

Leer más: Así serán por dentro los dos rascacielos residenciales de 100 metros de altura y detalles de lujo asiático que se van a levantar en Madrid

Más Madrid, el grupo del anterior equipo de Gobierno, ha votado favorable: el proyecto que ha salido adelante es el que cuenta con todas las modificaciones que contempló la corporación de Manuela Carmena.

Madrid Nuevo Norte es un proyecto de Distrito Castellana Norte, una sociedad participada por el BBVA y la Constructora San José.

Aunque la iniciativa es necesaria, las principales quejas que recibe este proyecto es que la modificación del Plan General de Ordenación Urbana deja en manos de privadas la construcción de nueva vivienda pública, es lesiva para el medioambiente y no tiene todas las certezas técnicas y financieras.

En 3 millones de metros cuadrados está prevista la construcción de 10.500 viviendas, de las cuales el 24% tendrán protección pública. También se remodelará la estación de Chamartín y se creará una nueva zona de negocios.

Contemplará además nuevas zonas verdes, sobre todo en la zona que cubrirá las vías, y hasta tres nuevas estaciones de metro.

Madrid Nuevo Norte ya tiene aprobación inicial, ahora qué sucederá

A pesar de que el pleno municipal ha dado luz verde tras 26 años de dimes y diretes entre las distintas administraciones públicas —el proyecto implica a las dos privadas citadas anteriormente, y al Ayuntamiento, a la Comunidad de Madrid, y al Ministerio de Fomento, ya que de él depende Adif y la infraestructura ferroviaria—.

Será ahora la Comunidad de Madrid la que tendrá que decidir si aprueba definitivamente la modificación del Plan General de Ordenación Urbana de la capital española. La modificación de la máxima carta urbanística de la ciudad ha sido necesaria para allanar el camino al megaproyecto de regeneración.

La Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM), sin embargo, no descarta continuar movilizándose tras su aprobación provisional.

Esta entidad entiende que la aprobación de Madrid Nuevo Norte tiene un carácter "lesivo" para los intereses públicos de la ciudadanía madrileña, en tanto que "malbarata bienes públicos estratégicos", "atenta contra el equilibrio territorial y la equidoad social", es "medioambientalmente insostenible" y cuestionan el proyecto, al que definen por estar "plagado de incertidumbres técnicas y financieras".

Ha sido la propia FRAVM la que también confirmó este lunes que "seguirán dando batalla para frenar esta barbaridad urbanística" y su responsable de prensa, en conversación con Business Insider, ha adelantado que no descartan ninguna vía. En su propia web, la FRAVM apunta a "medios legales, movilización social, denuncia pública y ante los tribunales".

Previa a su aprobación inicial, el Consistorio ha tenido que superar hasta 3.500 alegaciones presentadas al proyecto.

La aprobación de la Operación Chamartín, con Distrito Castellana Norte sin jefe

Se da también la particularidad de que Madrid Nuevo Norte ha salido adelante cuando la sociedad Distrito Castellana Norte se ha quedado sin jefe: la vertiente judicial del caso Villarejo en relación con BBVA se ha llevado por delante a Antonio Béjar como presidente de esta entidad. Fue cesado el pasado viernes, recuerda Cinco Días.

El objetivo de la entidad bancaria es nombrar a un nuevo presidente "en cuestión de días", pero finalmente ha sido inevitable que se haya aprobado inicialmente este proyecto con la sociedad descabezada por este caso que investiga la contratación del excomisario por parte del BBVA para investigar a empresarios, políticos y periodistas.

Quiénes ganan y cuánto ganarán con Madrid Nuevo Norte

Los promotores estiman que MNN tendrá una inversión de 7.300 millones de euros de los cuales 2.800 serán para mejorar las infraestructuras de la zona. Este lunes se ha sabido que las administraciones públicas gastarán 2.452 millones pero podrían obtener ingresos de 3.762 millones de euros.

Un informe de dos investigadores universitarios, Antonio Pulido y Julián Pérez —Universidad Autónoma de Madrid— desarrollaron en un estudio cuáles son los potenciales beneficios del proyecto inmobiliario, si bien sus datos se basaban en un proyecto previo al modificado por la corporación de Carmena.

Los resultados de dicho estudio planteaban que la inversión rondaría los 6.050 millones —algo inferior a la ahora planeada, de unos 7.300— pero generaría nuevas rentas por valor de hasta 5.400 millones. También planteaba, dicho estudio, que las administraciones públicas percibirían una cuantía similar a la que ahora se prevé.

Y además