Mazda CX-60 PHEV: la definición de la experiencia prémium de la mano de la sostenibilidad y la elegancia

Mazda CX-60 PHEV
  • El Mazda CX-60 PHEV demuestra los avances de calidad que la marca ha logrado en los últimos años.
  • Con 63 km de autonomía 100% eléctrica y un consumo de combustible de 1,5 litros, ofrece sostenibilidad y eficiencia en el día a día.
  • Su diseño está basado en la filosofía Kodo, que se combina con el concepto japonés del Ma, referencia a la belleza del espacio vacío.

Hacen falta grandes cualidades para ser considerado un modelo premium, y Mazda las cumple con su nuevo lanzamiento: Mazda CX-60 PHEV. Con este SUV, la marca japonesa propone una exquisita combinación de filosofía de diseño, sostenibilidad y calidad.

Desde hace años, el fabricante asiático ha tratado de elevar el nivel en todos los aspectos, posicionándose como una firma prémium. La mejora es evidente y una de sus claves para conseguirlo ha sido lanzar al mercado modelos avanzados y distinguidos, como este nuevo todocamino.

Mazda CX-60 PHEV

El nuevo Mazda CX-60 PHEV representa todo ese trabajo. Se trata de un coche perfeccionado hasta el más mínimo detalle. 

Todo comienza con un diseño basado en la filosofía Kodo que se combina con el concepto japonés del Ma, que se refiere a la belleza del espacio vacío. De esta forma, el conjunto es un vehículo robusto y sólido en el que la elegancia domina en todo momento.

Esto es algo que ya capta la atención desde un primer momento, y que marca una diferencia respecto a sus competidores. Sin embargo, es en el interior donde más se potencia la exclusividad, mediante una configuración enfocada a crear una atmósfera agradable. Por supuesto, algo que se combina con la utilización de los mejores materiales.

En la variedad de materiales y texturas está una de las virtudes del interior del CX-60 PHEV. Elementos en cuero napa, así como madera de arce y en tejidos japoneses. Por supuesto, todo ello conecta con el objetivo de generar una armonía, dando lugar a un ambiente que no se encuentra en otros modelos de este segmento.

Mazda CX-60 PHEV

Ahora bien, el carácter prémium no solo lo definen el diseño y los materiales. También juegan un papel esencial la tecnología y los avances técnicos, y este SUV incorpora numerosos sistemas enfocados al conductor y los ocupantes. Desde el Head Up Display y el sistema de sonido, hasta los diversos elementos de ayuda a la conducción, todo está pensado para que los trayectos se lleven a cabo con la mayor seguridad y confort.

El primer híbrido enchufable de la marca

No obstante, el elemento estrella del Mazda CX-60 PHEV se encuentra en su innovadora mecánica, capaz de unir prestaciones y sostenibilidad. Hablamos del primer automóvil de la marca de una serie de híbridos enchufables que llegarán a Europa, y el comienzo es prometedor.

En este caso, combina un motor de gasolina Skyactiv-G de cuatro cilindros y 2,5 litros con un propulsor eléctrico de 129 kW. Esto da como resultado una respetable potencia de 327 CV y un par motor de hasta 500 Nm, de manera que se trata del coche producido en serie más potente de este fabricante.

Mazda CX-60 PHEV

Este propulsor, asociado a una nueva transmisión automática de ocho velocidades, permite al Mazda CX-60 PHEV hacer el 0 a 100 km/h en solo 5,8 segundos. Sin embargo, estos valores se combinan con el respeto al medio ambiente gracias a la batería de 17,8 kWh, que permite alcanzar una autonomía de 63 kilómetros en modo 100% eléctrico (circulando a menos de 100 km/h). ¿Cuál es el resultado? Un consumo de combustible WLTP combinado de 1,5 litros/100 km y unas emisiones de CO2 de hasta 33 gramos/km.

Con estos datos y con la posibilidad de recargar la totalidad de la batería en 2 horas y 20 minutos, es evidente que el CX-60 PHEV demuestra unas grandes capacidades para el día a día.

Mazda Unique Experience: calidad, más allá del coche

Por encima de todo, el compromiso de Mazda se extiende hasta los propios servicios con los usuarios. La fidelización y satisfacción de los clientes es esencial y por ello se han llevado a cabo multitud de acciones enfocadas en sus clientes. Buena parte de ellas quedan ahora englobadas en la Mazda Unique Experience, un programa que incluye una gran variedad de servicios.

Aquí se encuentra la seguridad Mazda 730, el vehículo de cortesía gratuito, la asistencia en carretera, el sistema Caribou para facilitar las comunicaciones entre concesionario y cliente, los programas de mantenimiento gratuito asociados a Flexiopción? Todo lo necesario y más para disfrutar de la mejor experiencia con tu coche nuevo.

Mazda CX-60 PHEV

A todo ello también se suman lanzamientos como el seguro Mazda Insurance; pero sobre todo hay una novedad clave que puede marcar la diferencia en el sector: la ampliación de garantía en toda la gama hasta los 6 años o 150.000 kilómetros. Así, no solo se demuestra una confianza firme en sus propios vehículos, sino que se ofrece una tranquilidad adicional para sus conductores.

Así es cómo Mazda está posicionándose desde hace años y de manera clara como una firma prémium. La clave para conseguirlo está clara: la calidad, sin concesiones y sin límites.