El rasgo diferenciador que tienen en común todas las personas superdotadas, según la ciencia

Fotograma de 'El indomable Will Hunting'.
Fotograma de 'El indomable Will Hunting'.

Miramax.

  • Las personas superdotadas poseen un mayor interés en vivir experiencias y mantener una mentalidad abierta.
  • Este rasgo se caracteriza por estimular la creatividad, el pensamiento lateral y la comprensión de situaciones complejas, según sugiere un estudio.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Bobby Fisher, Stephen Hawking, Robin Williams... y hasta Arnold Schwarzenegger. Todos ellos son o han sido personas consideradas como superdotados por su alto coeficiente intelectual a pesar de que se han dedicado a cosas completamente distintas en la vida.

Desde una fascinante habilidad numérica y manipulación espacial característica de los grandes jugadores de ajedrez, hasta el pensamiento lateral y una adquisición y retención rápida del lenguaje.

Desde hace tiempo se considera que hay varios tipos de inteligencia y existen personas muy distintas que son realmente brillantes que destacan.

El Davidon Instute, una ONG que apoya y fomenta el desarrollo de jóvenes profundamente dotados, considera que las personas con mayor talento tienden a ser más complejos, precisos, tener altas expectativas, intereses divergentes y un peculiar sentido del humor, recoge Psychology Today.

Esto genera una situación de "desarrollo asíncrono" con el resto de personas siendo más avanzados en unas áreas, pero notablemente menos en otras. Así desarrollan alguno de los 5 grandes rasgos de la personalidad más que otros.

10 acertijos que prácticamente nadie puede resolver a la primera

Investigadores de la Universidad de Wisconsin-Stevens Point (Estados Unidos) han querido averiguar las similitudes y diferencias entre estos aspectos de la personalidad —extraversión, escrupulosidad, apertura a la experiencia, neuroticismo y amabilidad— entre distintas personas superdotadas y el resto de personas.

Los resultados del estudio sugieren que no existen diferencias significativas entre superdotados y gente corriente en términos de extraversión, amabilidad, neuroticismo o la escrupulosidad (tendencia a ser responsable, organizado, trabajador, dirigido a objetivos y a adherirse a las normas y reglas).

Sin embargo, la investigación llevada a cabo por Uzeyir Ogurlu y Adnan Özbey sí que encontró un fuerte relación entre la apertura a la experiencia y aquellas personas con mayor talento. Al mismo tiempo, no encontraron ninguna explicación lógica a la aparición de la clarividencia y esa relación con la apertura.

Es importante explicar que, desde el punto de vista de la psicología, se entiende que la apertura a nuevas experiencias implica también receptividad a nuevas ideas, altos niveles de curiosidad y excitación al satisfacerlos. Es decir, una mentalidad abierta.  

El resto de áreas de la personalidad no parecen tener ninguna relación directa con la inteligencia

Mientras que el estudio sugiere que ese gusto por las nuevas formas de pensar y predisposición a adoptarlas es común entre superdotados, no ocurre lo mismo con el resto de aspectos.

Aquellos rasgos con mayor implicación social —extroversión, neuroticismo y amabilidad— no parecen tener ninguna relación directa con el talento intelectual.

Este genio de 13 años estudia ingeniería aeroespacial, quiere trabajar para Musk y ayudar a otros adolescentes a cumplir sus sueños

Al mismo tiempo, la investigación apunta que, aunque parece que la escrupulosidad se puede asociar al alto rendimiento en el trabajo o entornos académicos, tampoco tiene ningún tipo de relación en aquellas personas superdotadas.

El estudio sugiere también que las personas pueden moldear su personalidad y acentuar alguno de estos rasgos. Cultivar la imaginación, la creatividad y el pensamiento lateral parecen enriquecer ese ansia por buscar nuevas experiencias, más aún en los niños.

Estimular o reforzar esta clase de comportamientos desde la infancia, aduce la investigación, ayudaría a que desaparecieran algunos de los estereotipos y estigma que existen con las personas superdotadas.

Ayudar con un enfoque personalizado a su desarrollo continuado y proporcionar los recursos necesarios generaría un mayor beneficio social de las cualidades de esas personas superdotadas. 

Otros artículos interesantes:

Las 5 claves del multimillonario Richard Branson para aumentar tu productividad (y por qué es tan importante la inteligencia emocional para dirigir un negocio)

Test de personalidad: tu forma de sujetar el volante del coche podría revelar quién eres en realidad

Test visual: la postura que eliges para dormir revela aspectos que desconocías sobre tu personalidad

Te recomendamos