Pasar al contenido principal

Miguel Sebastián pide personarse contra el BBVA por espionaje a través del excomisario Villarejo

El exministro Miguel Sebastián
  • El exministro de Industria y Turismo Miguel Sebastián pide personarse contra el BBVA por el presunto espionaje al que le sometió el excomisario José Manuel Villarejo por orden de Francisco González.
  • En teoría, las escuchas se habrían producido entre 2004 y 2005, cuando Sacyr había mostrado interés por hacerse con el control del banco.
  • Sebastián ya había denunciado públicamente la semana pasada una presunta trama orquestada por el BBVA y Villarejo, y que estaría detrás del incendio del Windsor en 2005.

Miguel Sebastián, exministro de Industria y Turismo durante la etapa de José Luis Rodríguez Zapatero como presidente del Gobierno, ha cursado este lunes una petición en la Audiencia Nacional para personarse como acusación contra el BBVA, al que acusa de espionaje a través del excomisario José Manuel Villarejo por orden de Francisco González.

En teoría, las escuchas se habrían producido entre 2004 y 2005, cuando Sacyr había mostrado interés por hacerse con el control del banco.

Presuntamente, el exministro habría sido uno de los espiados por el excomisario Villarejo, a quien le habría encargado el BBVA la tarea de frenar el intento de control de su consejo de administración que estaba preparando por entonces la constructora Sacyr con el teórico beneplácito del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

A través de un comunicado, sus abogados han expresado que Sebastián quiere denunciar públicamente "el mayor escándalo de corrupción corporativa de la democracia española", tal y como recoge El Plural. Además, en caso de probarse las informaciones publicadas, "se habrían utilizado recursos del BBVA para la defensa de posiciones internas de poder en perjuicio de los accionistas minoritarios".

Sebastián ha solicitado personarse como acusación particular en las diligencias previas que los juzgados han abierto para investigar estos hechos. En aquel momento, Sebastián ejercía como Secretario de Estado y director de la Oficina Económica del Presidente del Gobierno.

Sin embargo, esta situación no impidió al BBVA espiarle, según sus abogados, que aseguran que habría tenido intervenidas sus conversaciones telefónicas, incluso las privadas, y "habría sido objeto de seguimientos y vigilancias continuadas y que, incluso, se llegó a construir un falso relato en torno a su persona con el propósito de desacreditarlo ante los demás e intentar torcer su voluntad".

No es la primera acusación pública que Sebastián hace al BBVA: el pasado 12 de febrero, ya denunciaba en Twitter el presunto espionaje, al tiempo que se hacía eco de las informaciones que apuntan a que el BBVA y Villarejo estuvieron detrás del incendio del edificio Windsor de Madrid en 2005.

Y además