Mitto, la tarjeta sostenible creada en España que te muestra el impacto de tus hábitos de consumo en el planeta

El fundador de Mitto, Marcos Cuevas.
El fundador de Mitto, Marcos Cuevas.

Mitto

  • Mitto es una tarjeta que mide el impacto de tus hábitos de consumo en emisiones en CO2 y te reembolsa un porcentaje si tu compra ha sido responsable.
  • Business Insider España ha hablado con el CEO de la compañía, Marcos Cuevas, que explica que la compañía prevé cerrar este mes con una facturación de 40.000 euros y diciembre con 120.000, con lo que ya sería rentable.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Temperaturas cada vez más altas, grandes inundaciones, largos períodos de sequías, fenómenos meteorológicos cada vez más extremos y unas emisiones de carbono en máximos con graves consecuencias para la salud.

El cambio climático sigue siendo uno de los principales problemas de la humanidad, incluso en tiempos de coronavirus

Aunque las multinacionales sean responsables de una gran parte de estos efectos, las personas también tienen su cuota de responsabilidad y margen para actuar, por lo que cada vez son más las voces que llaman a tomar conciencia y medidas en torno a los hábitos de consumo.

Eso es lo que intenta hacer Mitto, una fintech española que ofrece servicios de pago con tarjetas monedero y en la que, tras cada compra, se indica el índice climático del establecimiento y cómo ha afectado esa compra a las emisiones de carbono.

"En realidad, no somos una tarjeta. Usamos la tarjeta para hacer una cosa: ayudar a la gente a entender cuál es su impacto en el mundo", explica su CEO, Marcos Cuevas, en una entrevista con Business Insider España.

"Estamos acostumbrados a medir las transacciones por cuál es el valor que se obtiene del producto y por el dinero que piden. Lo que estamos haciendo es dar aviso a la gente de que esa es una visión muy egoísta, porque el producto puede haberse hecho de una manera totalmente no ética y abusando del planeta o de los derechos de los trabajadores y eso tiene una repercusión a nivel general".

Leer más: De Mercamadrid a tu sartén en solo unas horas: foodStories, la startup de recetas para 'realfooders'

Para eso, han creado un algoritmo que calcula las emisiones de carbono usando una relación de emisión de un kilogramo de CO2 por cada euro gastado y, al pagar en un establecimiento determinado, la app lo clasifica según el sector y la categoría para saber el impacto personal de la persona que está usando la tarjeta.

Si el usuario compra en empresas responsables, Mitto le reembolsa un porcentaje de la compra: "Ayudamos a que puedas comprar de manera sostenible y facilitamos a las marcas llegar a una audiencia afín a la que no le sería fácil llegar sin invertir mucho en marketing".

Mitto

La tarjeta de Mitto es virtual, aunque también hay disponible una versión física pese a las dificultades para su reciclaje. Esta última no es gratis, pero Cuevas prevé que lo sea pronto. Ya sea de una manera u otra, la tarjeta puede recargarse en una de las 10.000 tiendas habilitadas o mandando dinero desde otra tarjeta.

De Banco Sabadell a startup independiente

Mitto nació en el corazón de Banco Sabadell como una solución de pago para adolescentes a partir de 14 años en la que estos podían recibir dinero de sus padres. En octubre de 2018 se lanzó la primera versión y fue promocionada por influencers como Auronplay y Wismichu, entre otros.

La entidad ya no tiene ninguna participación, aunque sí la tuvo hace poco a través de InnoCells, su vehículo de inversión en nuevos negocios digitales. Asimismo, tras un proceso de rebranding, el concepto ha evolucionado y, si bien su público objetivo sigue siendo gente joven, no solo se cierran a este perfil. 

Leer más: Nadie quería financiar su idea y desde 2012 ha fundado 6 marcas y una app multipedido y acumula más de 20 millones de euros de facturación

"Hay una serie de usuarios que son menores de 18 años. Todo lo que estamos haciendo es para que esa generación pueda tener un planeta para vivir. Nunca se es demasiado joven para empezar a ser sostenible", explica Cuevas. "Después, tenemos otros usuarios que están muy concienciados y que saben qué tienda cerca de su casa vende a granel. Otros no tienen tanta información y nos gusta guiarles a cambiar sus hábitos de consumo. Los hay de todos los tipos".

De momento, Mitto no tiene competencia directa en España. "Nadie hace exactamente lo mismo que nosotros. Cuando montas una empresa, la gente dice que te tienes que enamorar del problema, no de la solución. Lo que nos pasa a nosotros es que el nuestro es mucho más grande: la supervivencia de la especie humana".

El siguiente paso de la startup será crear una especie de red social, en los que unos usuarios puedan seguir a otros y aprender, ya que, según el CEO de la startup, nadie sabe más que uno mismo de su barrio.

"Los que tengan más conocimiento serán recompensados mediante algún programa de premios", adelanta Cuevas.

Asimismo, prevén desembarcar en Holanda el año que viene, uno de los mercados más concienciados y sofisticados, según Cuevas. "Tienen mucho que perder. Por eso están sensibilizados", expone.

Su idea es lanzar Mitto también en Alemania, Francia e Italia y, posteriormente, en Reino Unido, donde tienen que hacer adaptaciones más específicas (política de tarjetas de identificación, moneda distinta...).

Este trimestre prevén alcanzar la rentabilidad

Banco Sabadell puso todo el dinero en un primer momento, cuando Mitto era solo una solución para adolescentes, pero tras la salida de la entidad levantaron 750.000 euros entre inversores locales. Este verano, la startup ha captado 500.000 libras (550.000 euros) en Crowdcube gracias al apoyo de 517 inversores y, en febrero de 2021, quieren levantar 5 millones de euros.

De cara a la próxima ronda, Cuevas explica que buscan empresas y socios "de impacto", dispuestos a invertir en empresas que no solo sean un buen negocio, sino que tengan un impacto positivo.

Leer más: De la sal sin microplásticos al paté vegetal sin soja: dos jóvenes españoles crean una startup que quiere frenar el cambio climático cambiando lo que comes

En términos de facturación, Mitto prevé facturar 40.000 euros en octubre y triplicar esa cantidad en diciembre, con lo que alcanzarían la rentabilidad. 

LEER TAMBIÉN: Fuell, la startup española que quiere que te olvides de los informes de gastos corporativos desde 5 euros al mes

LEER TAMBIÉN: Makai, la empresa de moda solidaria con la que por cada prenda que compras alimentas a un niño durante un mes en su escuela

LEER TAMBIÉN: Así pueden los videojuegos ayudar a salvar al planeta, según la arquitecta de la alianza formada por las grandes compañías del sector para luchar contra el cambio climático

VER AHORA: Así va la carrera por las vacunas contra el coronavirus: cuándo estarán las primeras y en qué fase está la investigación en España

    Más:

  1. Better Capitalism
  2. Fintech
  3. Startups
  4. Cambio climático
  5. Trending
  6. Top