Movo, el servicio de motos y patinetes de Cabify, se centra en Madrid y Barcelona tras dejar Latinoamérica, con una estrategia que ensaya los precios dinámicos y paquetes para usuarios habituales

Cristian Picard, director general de Movo
Cristian Picard, director general de Movo

Movo

  • Movo, la startup de micromovilidad de Cabify, ha decidido centrarse en Madrid y Barcelona tras dejar Latinoamérica por la pandemia.
  • "Tenemos un plan estratégico con el que queremos posicionar el liderazgo en España en un primer plazo", explica el director general de Movo, Christian Picard, durante una entrevista con Business Insider España.
  • Con motos en Madrid y Barcelona y patinetes en Madrid, la compañía prepara estrategias de precios dinámicos que ofrecen descuentos en aquellas motos que están en zonas de menor demanda, y lanzará paquetes para los usuarios habituales.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

"Foco" es la palabra que más repite Christian Picard, que desde noviembre es el director general de Movo, la startup de micromovilidad en la que Cabify es el principal accionista. Es también el concepto que mejor define la realidad de la compañía de motos eléctricas y patinetes, que se enfoca en Madrid y Barcelona tras retirarse de Latinoamérica, donde llegó a tener presencia en 9 ciudades de Argentina, Colombia, Chile, México, Perú y Uruguay. "Con la pandemia hemos reducido el foco a España", confirma Picard en una entrevista con Business Insider España.

"Desde la pandemia hemos hecho un plan estratégico con el que queremos posicionar el liderazgo en España en un primer plazo, y Latinoamérica para la expansión es un continente que miramos con muchísima atención. No es un problema de demanda, hemos tenido muchísima, sino que en un contexto de incertidumbre hay que tomar buenas decisiones", amplía Picard.

De hecho, el máximo responsable de la empresa de micromovilidad asegura que Movo ha tenido "muy buenos resultados" durante la pandemia —recuperó el servicio de motos en Madrid y Barcelona a finales de abril de 2020, tras acabar el confinamiento— y han demostrado que es "posible llevar un sharing con menos volumen y de forma segura". "Con el final de la pandemia esperamos más movimientos y desde el final de las restricciones estamos viendo un crecimiento semanal de más del 15%", añade.

Movo cuenta desde agosto de 2020 con el gigante alemán de comida a domicilio Delivery Hero en su accionariado, después de que la compañía invirtiera 13 millones de euros. También están entre sus inversores el fondo Seaya Ventures y la aseguradora Mutua Madrileña, que entraron en su ronda de 2019.

Delivery Hero, el gigante alemán de comida a domicilio inyecta 13 millones en Movo, la división de motocicletas y patinetes de Cabify

La presencia de la compañía alemana, una de las grandes startups tecnológicas europeas no altera el foco de la compañía de micromovilidad en España. "Seguramente nos ayudarán, pero la expansión para mí sigue un criterio pragmático. Nuestra oportunidad es hacer las cosas muy bien en Madrid y Barcelona, posicionarnos en España mejor y luego veremos en función de la oportunidad. Por el momento no estamos pensando en internacionalizar. Obviamente Latinoamérica sería un foco por la presencia de Cabify, pero también podrían ser ciudades en Europa", zanja Picard.

Así las cosas, las cuentas de Movo se reducen actualmente a dos ciudades: Barcelona, donde tienen desplegadas 630 motos, correspondientes al número de licencias públicas que tienen concedidas en la Ciudad Condal, y Madrid, donde cuentan con 742 motos a las que próximamente sumarán 350 más por la ampliación de sus operaciones a barrios de 7 nuevos distritos de la capital madrileña. En Madrid también tienen desplegados 150 patinetes.

Motos y patinetes, pero no bicicletas, ya que decidieron no desplegar las que les adjudicaron en el megaconcurso de movilidad de Madrid del verano pasado —en el que recibieron 1.135 licencias, 635 dentro de la carretera de circunvalación M-30 y 500 fuera— debido a la falta de tiempo para hacer el despliegue. "Ninguna compañía tiene stocks de miles de motos, necesitábamos un tiempo de despliegue, si no es complicado", explica Picard, que asegura que la decisión de no operar se hizo "de común acuerdo entre el Ayuntamiento y la compañía". De hecho, unos meses después de ese concurso solo un quinto de las bicicletas autorizadas se puso en funcionamiento, según eldiario.es.

Así pues, motos y patinetes, Madrid y Barcelona. Movo cuenta con unos 200.000 usuarios registrados entre ambas ciudades, a los que se suman los usuarios de Cabify que pueden disponer de sus motos y patinetes directamente desde la aplicación de coches con conductor. De hecho, el 30% de sus reservas llegan a través de la aplicación de Cabify, donde se ofrecen sus motos y patinetes junto a los VTC y taxis o los coches compartidos de Wible. Según Picard, los usuarios más recurrentes pueden llegar a utilizar sus motos y patinetes más de 10 veces al mes. 

"Somos rentables a nivel operativo"

Cristian Picard, director general de Movo
Cristian Picard, director general de Movo

Movo

La rentabilidad es uno de los principales desafíos del sector de la micromovilidad a nivel internacional y la reducción de los desplazamientos por la pandemia ha dificultado aún más sus previsiones. Sin embargo, en Movo aseguran que la parte de sus cuentas que es puramente negocio ya es rentable. "Nosotros somos rentables a nivel operativo, tanto en motos como en patinetes", asegura Picard, que explica que a nivel general están "en una fase de inversión" para desarrollar el mercado y captar nuevos usuarios.

El camino a la rentabilidad pasa por tres rasgos, según el director general de Movo: la eficiencia operacional, la multimodalidad y mejorar la experiencia del usuario. "Nos consideramos una compañía puntera a nivel tecnológico, y en eso nos diferenciamos. Trabajamos con ingenieros y científicos de datos para hacer una estrategia orientada al dato", añade.

Dentro de ese análisis de datos han descubierto que hay una relación directa entre la distancia a la que el usuario tiene la moto y el patinete respecto a la probabilidad de que lo utilice. "Con reubicar una moto o un patinete aumentamos un 80% la probabilidad de que se reserve, lo que hace más rentable la operativa", explica.

Quiénes están detrás de las aplicaciones de motosharing que puedes utilizar en España

Por ello, han comenzado a trabajar con estrategias de precios dinámicos para aquellas motos que están en zonas con menor demanda y en las que ofrecen un descuento, que ya se pueden ver en su aplicación. "Si usas Movo verás unas motos con un símbolo de un euro verde encima, eso significa que la moto está más barata. Lo siguiente, que llegará pronto, es ayudar a que el usuario a que deje la moto no en su casa, sino 100 ó 200 metros más allá, donde mañana la va a usar otra persona. Para eso vamos a ofrecer descuentos", explica Picard.

A esa estrategia de precios se sumarán paquetes de horas o suscripciones mensuales para los usuarios que más utilizan el servicio, que saldrán "pronto", añade el ejecutivo.

Crecimiento del patinete y gestión del espacio público

Movo cree que el patinete será un uso del futuro en las ciudades. Picard recuerda que, según datos del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) y el Instituto de Estudios Regionales y Metropolitanos de Barcelona (IERMB), en tres años se ha pasado de 10.000 usos diarios de patinetes a 40.000. "No estamos al nivel de la bicicleta, que son 250.000 usos diarios, pero nos acercamos muchísimo. Es una oportunidad. Creemos en el patinete como un uso del futuro que va a participar en la transformación de la ciudad", opina.

El florecimiento de la micromovilidad, especialmente los patinetes y bicicletas sin base fija, han abierto el debate sobre el espacio público que ocupan en las ciudades —algunas como Barcelona comenzaron el año pasado a cobrar una tasa de 72 euros anuales por vehículo desplegado—, algo sobre lo que Picard cree que las regulaciones tienen que pensarse buscando "beneficiar al usuario".

11 startups de micromovilidad que están dando la vuelta al transporte en las ciudades

"Otras ciudades, como París, han hecho un pliego de patinetes con bastante éxito poniendo parkings, no muy desarrollados, sino cuadrados con líneas blancas. Pero no se puede tener eso si se tiene cada 500 metros, sino que tiene que haber cada menos metros para que haya buena capilaridad", comenta Picard, que asegura que ya han aportado sus propuestas al Ayuntamiento de Madrid, la única ciudad donde por el momento tienen patinetes desplegados.

Otros artículos interesantes:

Delivery Hero, el gigante alemán de comida a domicilio inyecta 13 millones en Movo, la división de motocicletas y patinetes de Cabify

11 startups de micromovilidad que están dando la vuelta al transporte en las ciudades

Quiénes están detrás de las aplicaciones de motosharing que puedes utilizar en España

Te recomendamos

Y además