Pasar al contenido principal

Una enfermera multada al ir en coche con su hija "sin motivo justificado": le llevaba comida a sus padres, de 89 y 85 años

Policía en francia.
REUTERS/Nacho Doce

  • Una enfermera madrileña fue multada el pasado sábado junto a su hija mayor de edad por llevar comida a sus ancianos padres, de 89 y 85 años, y sus hermanos, de 61 y 57, este último discapacitado.
  • La mujer enseñó a los agentes el ticket de compra y los DNI de los padres, pero los agentes alegaron que el viaje se realizaba "sin motivo justificado" para saltarse la cuarentena.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La Policía Nacional multó el pasado sábado a María José, una auxiliar de enfermería que iba en coche con su hija para llevar comida a sus padres mayores, de 89 y 85 años, y a sus dos hermanos, de 61 y 57, este último discapacitado. El acta policial, a la que ha tenido acceso Business Insider España, declara que ambas iban en el vehículo "sin motivo justificado" para saltarse la cuarentena.

La compra, por valor de 200 euros y en el maletero del turismo, la hizo la enfermera durante su único día libre por estar doblando turnos en el hospital. Tras terminar su última jornada, María José recogió a su hija al salir del centro de salud para subir las bolsas a casa de los padres, en un segundo piso sin ascensor de San Sebastián de los Reyes.

Leer más: El jaque de Disney+ al negocio del streaming: un catálogo imbatible, una audiencia a medida y un precio de derribo ponen a prueba el reinado de Netflix

"Nos paró la Policía Nacional en un control y le expliqué con amabilidad que íbamos a casa de mis padres a llevarles la compra. Le mostré el ticket e incluso le dije que podía mirar el maletero lleno", indicó la mujer al diario El Mundo. "Como sabía lo que nos podía pasar les pedí el DNI a mis padres y los llevaba y se los mostré al agente y además estábamos a unos dos kilómetros de su casa. Pero no sirvió para nada", se lamenta al mismo periódico.

Tanto ella como su hija, de 26 años, iban sin mascarilla en los asientos delanteros del coche, razón que motivó a los agentes a rellenar el acta-denuncia entre las "lágrimas de rabia y de impotencia" de la pareja. La sanción especifica una falta por "circular dos personas en un vehículo para hacer la compra sin motivo justificado incumpliendo las normas del estado de alarma".

Leer más: Estos gráficos muestran cómo se ha desplomado la demanda eléctrica en España durante la primera semana de apagón económico

El hecho se produjo sólo un par de días antes de que el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, anunciara públicamente que los policías municipales multarán a cualquier ciudadano que acuda a su puesto de trabajo sin motivo justificado. Horas más tarde, el director adjunto operativo (DAO) de la Policía Nacional, José Ángel González Jiménez, declaró que el Ministerio de Interior no ha decretado tal orden, "con lo cual no es exigible" tener un justificante para ir al trabajo.

Y además