Pasar al contenido principal

Por qué no deberías utilizar Facebook para iniciar sesión en otras webs, apps o servicios

Mark Zuckerberg, CEO de Facebook
Reuters / Stephen Lam
  • Después de los sucesivos escándalos de los últimos meses relacionados con la privacidad de Facebook, deberías dejar de utilizar la plataforma para loguearte en otros servicios.
  • Una de las alternativas más fiables para no tener que rellenar los tediosos formularios es utilizar un gestor de contraseñas.
  • El padre de la WWW, Tim Berners-Lee, también tiene una solución de lo más particular al problema de la cesión de datos en Internet.

Deberías dejar de utilizar Facebook para acceder a otras webs o servicios. Como sabrás, en muchas ocasiones, las apps o webs te piden loguearte con tu cuenta de Google, Twitter o la red social de Mark Zuckerberg para poder hacer uso de sus plataformas. Algunas de las más populares son Spotify, Airbnb, Tinder o Pinterest.

La alternativa a no utilizar este sistema es rellenar un tedioso formulario como este:

Acceso Spotify
Formulario de acceso a Spotify Business Insider España

En muchas ocasiones —yo la primera— se opta por lo más sencillo y se accede a través de Facebook. Sin embargo, tras los últimos escándalos en el campo de la ciberseguridad, lo mejor es dejar de hacerlo.

Y es que no sólo tienes que tener en cuenta los 50 millones de cuentas hackeadas. También deberías pensar en la fuga de directivos de la plataforma por el mal uso de los datos de los usuarios, la polémica con Cambridge Analytica, la comparecencia de Zuckerberg en el Congreso de Estados Unidos o el hecho de que se haya confirmado que utiliza unos "perfiles sombra" en los que se incluye nuestro teléfono si tenemos activada la verificación en dos pasos. 

Leer más: El último hackeo a Facebook es una locura y los usuarios deberían estar indignados

Pero no desesperes, hay alternativas bastante más fiables a la hora de loguearte para que te den acceso a una plataforma.

En Business Insider España se han recopilado tres de ellas, así que piénsatelo dos veces antes de "regalarle" tus datos a la red social.

Lo primero: revisa los permisos que le has dado a Facebook

Facebook
Pexels

Antes de nada, lo primero que deberías hacer es revisar los permisos que la has dado a Facebook. Y es que la red social tiene una especie de "interruptor de emergencia" para impedir que otras apps y webs accedan o compartan tu información. 

Este es el puente que utiliza la multinacional para que puedas conectar tu perfil con juegos de terceros (Candy Crush) u otras webs ("¿Deseas iniciar sesión con Facebook?"). 

Como te podrás imaginar, la organización no publicita este "botón". Sin embargo, no es difícil acceder a él. Los pasos a seguir son:

  • Haz click en el icono de la flecha de la parte superior derecha de la pantalla.
  • Cuando se despliegue el menú, pulsa en Configuración.
  • Selecciona Aplicaciones en la barra lateral izquierda.
  • Desliza el cursor hacia abajo hasta que encuentres el botón de Editar dentro del apartado de Aplicaciones, sitios webs y plugins.
  • Pulsa en Desactivar.

Recuerda que esto significa que no podrás iniciar sesión en otras webs o apps usando Facebook, además de que tus amigos no podrán compartir información contigo mediante estas aplicaciones. 

Alternativa #1: La idea de Tim Berners-Lee

Tim Berners-Lee

Wikipedia

Una de las opciones más interesantes para no acceder a webs de terceros a través de Facebook es la idea que tiene Tim Berners-Lee, el creador de las páginas web, para solucionar el problema de privacidad de Internet

Su propuesta se llama Solid, una nueva Red donde los usuarios son los únicos dueños de sus datos. Pero, ¿cómo funciona? El experto quiere que nuestra información se almacene en una llave USB, nuestro propio ordenador o en un servidor online. Y no sólo se refiere a nuestro nombre, email o contacto, si no también a TODOS nuestros datos (fotos, vídeos, audios, etc).

Así, cualquier información que crees se guarda en un POD, es decir, en un recipiente físico que tendrás que conectar cuando una web o app te pida que cedas tus datos. 

De esta forma, tu decides a qué parte (o a que POD) puede acceder, teniendo un control total sobre lo que los demás saben de ti.

Solid de Tim Berners-Lee es una idea extraordinaria, pero no será nada fácil de implementar. Y veremos qué plataformas están dispuestas a operar sin cobrar.

Alternativa #2: Gestor de contraseñas

[Re] 11 cosas que hacer en los 15 minutos previos a una entrevista laboral
Gleb Leonov/Strelka Institute/Flickr

La seguridad de acceso a los distintos plataformas o aplicaciones recae, en la mayoría de los casos, sobre una contraseña. Cuando sólo tenemos un par de servicios activos no es ningún problema pero, según pasan los años, el número de combinaciones y claves puede volverse algo tedioso. 

De hecho, es normal que acabes olvidando alguna, o lo que es peor, utilices siempre la misma para todo, ya sean sistemas bancarios, de entretenimiento o redes sociales.

Por eso, lo más recomendable y seguro es utilizar un gestor de contraseñas que te permita crear claves consistentes para cada una de tus plataformas digitales o automatizando el proceso. 

De esta forma, sólo tendrás que recordar una sola password para acceder. Esta es como una llave maestra que te permitirá abrir el resto de portales a los que quieras acceder. Son muchas las compañías que te ofrecen estos servicios, pero uno de los más sencillos de utilizar es Password Manager, de ESET.

Además, no sólo te permitirá gestionar tus claves, sino también tus identidades digitales. Así podrás rellenar los formularios de acceso de forma automática cada vez que te lo pidan.

Alternativa #3: Si no te convence ninguna de estas opciones, utiliza Google o Twitter

https://www.businessinsider.es/estas-son-mayores-adquisiciones-hechas-google-fecha-246592
Business Insider España

Es cierto que es una perogrullada, pero Google o Twitter no nos hacen desconfiar tanto como Facebook de lo que hacen con nuestros datos, ni han tenido grandes fugas de directivos por cuestiones de privacidad o no se han sentado en un tribunal a declarar por haber contribuido a la manipulación de unas elecciones. En definitiva, es una cuestión de confianza. 

Y además