La OMS descubre indicios de un brote de coronavirus mucho más grande en diciembre de 2019 en Wuhan

Peter Ben Embarek (Izq.), miembro del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) fuera del Centro de Servicio Popular del Partido Comunitario de Jiang Xin Yuan, en Wuhan, China.
Peter Ben Embarek (Izq.), miembro del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) fuera del Centro de Servicio Popular del Partido Comunitario de Jiang Xin Yuan, en Wuhan, China.

REUTERS/Aly Song

  • La investigación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha destapado indicios de un posible gran brote de coronavirus en diciembre de 2019.
  • Más de una docena de cepas de SARS-CoV-2 podrían haberse estado propagando en Wuhan, China, según informa a CNN Peter Ben Embarek, principal investigador.
  •  Descubre más historias en Business Insider España.

Los investigadores de la Organización Mundial de la Salud (OMS) han descubierto señales de un brote mucho más amplio en Wuhan en diciembre de 2019, respecto a lo que se estimaba en origen.

Según informa a CNN el principal investigador de la OMS, Peter Ben Embarek, unas 13 cepas de SARS-CoV-2 podrían haber estado circulando en diciembre en Wuhan, el primer foco de COVID-19

"El virus circulaba ampliamente en Wuhan en diciembre, lo cual es un hallazgo nuevo", destaca Embarek.

Pero los funcionarios de la OMS sólo han recibido resúmenes, análisis de los datos ya procesados e historias clínicas de los meses anteriores a la identificación del brote en Wuhan. 

El equipo de expertos de la OMS enviado a China certifica el origen animal del coronavirus, que podría haber circulado en otros lugares antes del brote de Wuhan

Esto implica que han observado muestras genéticas parciales, que limitan recopilar información geográfica y la evolución del brote de diciembre de 2019. 

"Nos mostraron un par de ejemplos, pero eso no es lo mismo que hacerlos todos, que es la investigación epidemiológica estándar", dice a The Wall Street Journal Dominic Dwyer, microbiólogo australiano del equipo de la OMS. 

El último reporte de las autoridades chinas de 174 casos de COVID-19 en el mismo mes, estima que el virus podría haber infectado a unas 1.000 personas en la región

"No hemos hecho ningún modelo [predictivo] de eso desde entonces. Pero sabemos que, en grandes cifras, alrededor del 15% de la población infectada termina con casos graves y la mayoría son casos leves", destaca Embarek a CNN

Dominic Dwyer, miembro del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), se somete a un análisis de sangre en Wuhan, China.
Dominic Dwyer, miembro del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), se somete a un análisis de sangre en Wuhan, China.

REUTERS/Aly Song

"Algunos de ellos son de los mercados. Otros no están vinculados", explicita el líder de la investigación. 

La detección de diferentes cepas —que son fruto de la interacción del patógeno con varios humanos, tras la propagación— y la ausencia de agrupaciones o focos de difusión de virus entre los casos registrados, llevan a estimar un brote en origen mucho más amplio del estimado en Wuhan.

Tal y como explica el virólogo de la Universidad de Sydney (Australia), Edward Holmes, a CNN, la diversidad genética puede ser una evidencia de que el virus lleva un tiempo circulando, más allá de diciembre de 2019.  

"Estos datos encajan con otros análisis de que el virus emergió en la población humana antes de diciembre de 2019, y que hubo un período de transmisión enigmática antes de que se detectara por primera vez en el mercado de Huanan", señala el experto.

Detectan una nueva variante del coronavirus en Uganda con una mutación similar a la que ha disparado los contagios de la cepa británica

Hasta la fecha, el primer paciente registrado databa del 17 de noviembre de 2019, según los datos de las autoridades chinas consultados por South China Morning Post

Estimaciones filogenéticas de más de 7.000 secuencias del genoma de una investigación publicada en Infection, Genetics and Evolution revelaba que el contagio cero podría haber tenido lugar en octubre de 2019

Ahora, los investigadores de la OMS esperan tener acceso al análisis de muestras de sangre recolectadas en el otoño de 2019 alrededor de Hubei, provincia donde se localiza Wuhan.

El Gobierno chino dice no tener permiso para estudiar dichas muestras. 

Conforme a las declaraciones a The Wall Street Journal de Thea Fischer, epidemióloga danesa del equipo de la OMS, la organización ha pedido reunirse con el centro de donantes de sangre de Wuhan y los funcionarios parecen abiertos a una investigación conjunta. 

Otros artículos interesantes:

China se ha negado a proporcionar a la OMS datos en bruto que pueden ayudar a determinar cuándo y cómo se originó la pandemia de COVID-19

El equipo de expertos de la OMS enviado a China certifica el origen animal del coronavirus, que podría haber circulado en otros lugares antes del brote de Wuhan

Un equipo independiente de expertos internacionales que trabaja para la OMS critica duramente a China por su fallida respuesta contra el coronavirus al inicio de la pandemia

Te recomendamos

Y además